POLITICA ENTREVISTA A PITER ROBLEDO

“No veo militantes de La Cámpora en el Conurbano”

El subsecretario de la Juventud levantó temperatura contra la agrupación juvenil K.

Acido. “Defienden los DDH de la dictadura pero no los de Venezuela”.
Acido. “Defienden los DDH de la dictadura pero no los de Venezuela”. Foto:Pablo Cuarterolo
Las oficinas de la Subsecretaría de Juventud son atípicas: están instaladas en Las Cañitas, y su titular, Pedro “Piter” Robledo (quien cumplió 26 años ayer), tiene un diminuto despacho vidriado donde se conjuga un cuadro de Evita con los movimientos del pequeño perro Yorkshire llamado “Horacio”, su “hijo”.

—¿Las encuestas marcan que la juventud sigue ligada al kirchnerismo?

—No vemos, a nivel país, diferencias significativas por una cuestión etaria. Lo estudiamos y es, quizás, un coletazo de la política. Venimos de un relato armado, que levantaba banderas, pero de un Gobierno que dejó un 40% de la población sin cloacas. El electorado del kirchnerismo es más prepotente: nosotros nunca fuimos a escrachar a Cristina. Ellos sí. Hay un bloque de jóvenes muy duro que defienden los derechos humanos de la dictadura pero los muertos de Venezuela son los hijos de Ultra Petrol, y son estudiantes universitarios. Pero como son de la derecha, no cuentan. Además, para encontrar un militante de La Cámpora en el conurbano hay que ir con binoculares y una lupa, no los veo en ningún lado.

—¿Desde que dejaron el Estado hay menos militantes K?

—Obvio, La Cámpora era La Cámpora por el Estado. Los vi en La Emilia (con las inundaciones) gritando “por qué no se van de acá, ustedes son unos chetos de mierda”. Prefiero ser un cheto con convicción que un popular que la mira desde Puerto Madero.

—¿Por qué aún hay una adhesión a CFK?

—Cristina generó marcas muy fuertes y yo como homosexual puedo decirlo porque hoy tengo los mismos derechos que cualquiera con el matrimonio igualitario. Y eso no lo borran los bolsos de López. Pero tiene un electorado que dice “robaron pero hicieron”. Es emocional: piensan que expulsar a De Vido del Congreso es Magnetto desde su casa.

—¿Qué pasa en las zonas humildes?

—Cuando entrás a un barrio te miran con miedo pensando qué les vas a pedir a cambio. Y así funcionó en el kirchnerismo. Nosotros no utilizamos la pobreza y eso lo vamos a cambiar para siempre.

—¿Qué porcentaje de jóvenes militantes trabaja en el Gobierno?

—El 90% no trabaja en el Estado. El último censo nos dio 12.250 en todo el país del PRO. En la subsecretaria somos 550 personas, muchos están en los barrios con vulnerabilidad y el promedio de edad es 24.

—¿Cree que faltó política territorial desde que asumieron?

—Es por lo que lucho todos los días. Nos falta mucho. Antes me enojaba por esto, y hasta puteaba, ahora cuando entendés que estás en una estructura sé que hay un proceso. El armado de la política territorial lleva su tiempo. Pero sé que en tenemos 419 referentes y organizaciones sociales en el Conurbano bonaerense. Llegamos a 689 mil jóvenes desde la subsecretaría. Un timbreo efectivo y masivo tendría que tener un paso más en esa territorialidad.

—¿Los jóvenes están poco representados?

—Si tenés derecho al voto, tenés derecho a la representación. A los 18 años tenés que poder entrar en el Congreso como diputado (hoy el mínimo es 25 años). No estamos bien representados en las lógicas de poder. Decide sobre nuestra vida gente de 65 años que no sabe usar el Instagram.

—¿Por qué es Trending Topic en Twitter cuando habla?

—Cuando llego a casa miro Netflix o leo. Escribo lo que pienso en Twitter. El que se esconde atrás de un huevito o una foto falsa es un pobre frustrado. El domingo no me siento a comer con pajaritos de Twitter, sino con mi familia y mis amigos. La política no la construyo en Twitter sino con el Presidente, con Marcos Peña, con Vidal, con Carolina Stanley.