POLITICA


Proponen que Campagnoli sea declarado "ciudadano ilustre"

El vicepresidente de la Legislatura porteña, Cristian Ritondo, y el legislador Gustavo Vera son los coautores del texto.


Foto:DYN

El vicepresidente primero de la Legislatura porteña, Cristian Ritondo, y el legislador del bloque Verde/Alameda, Gustavo Vera, presentaron ayer un proyecto de ley para que se declare "ciudadano ilustre" en la ciudad de Buenos Aires a José María Campagnoli, el fiscal suspendido que se encuentra en proceso de destitución por “abuso de poder” y “mal desempeño”.

Ritondo recordó las buenas labores del fiscal Campagnoli, del que considera que “es el responsable de haber encontrado las pruebas necesarias para enviar a la cárcel a varios violadores seriales y a miembros que integraban bandas de salideras bancarias, tipología de delito que en Saavedra, la jurisdicción de Campagnoli, se redujo a cero". Vera por su parte, recordó las investigaciones del año pasado, la popularmente llamada “La Ruta del Dinero K”.

Campagnoli fue acusado por haber investigado el caso Lázaro Báez de administración fraudulenta, sin tener competenecia, y modificar el objetivo procesal de dicha causa para poder desarrollar una investigación paralela a la que realizaba el fiscal Guillermo Marijuán en la justicia federal. Por ello, la Procuradora General de la Nación, Alejandra Gils Carbó, decidió suspender al abogado.

Ritondo y Vera alegaro que Campagmoli “ha hecho méritos suficientes para que la ciudad que lo vio nacer y le permitió crecer, lo considere uno de sus ilustres ciudadanos que la habitan. Cuando las instituciones reconocen a los referentes, convierten sus virtudes en faros éticos y la admiración individual se convierte en orgullo colectivo". Añadieron que “es la ciudad de Buenos Aires la que necesita otorgar esta distinción, para echar luz sobre el presente desde faros que sean capaces de iluminar el futuro".



Redacción de Perfil.com


Temas:

  • José María Campagnoli
  • ciudadano ilustre
  • Cristian Ritondo
  • Gustavo Vera
  • caso Lázaro Báez