POLITICA MARCHA DE LA CGT

Qué hizo Macri durante la marcha

El presidente se reunió en la Quinta de Olivos con uno de sus ministros. ¿Se acerca a la Rosada?

Macri
Macri Foto:Presidencia
En el preciso instante en que los líderes de la CGT hablaron frente a miles de manifestantes en contra del modelo económico que impusla el gobierno de Mauricio Macri, el Presidente estuvo reunido en la Quinta de Olivos con el ministro de la Producción, Francisco Cabrera. El dato tuvo un condimento extra: la marcha tuvo el epicentro frente a las oficinas del Ministerio que conduce "Pancho".

Macri no salió de la quinta presidencial y siguió los acontecimientos desde allí. Esta mañana condujo la reunión de gabinete en uno de los despachos de Olivos. Luego fue el turno de recibir a la ministra de Desarrollo Social, Carolina Stanley, y luego recibirá al ex presidente chileno Sebastián Piñera.

En sintonía con la reunión de las 16, Cabrera salió al cruce de la central sindical al señalar que la movilización está motivada "por razones políticas” y aseguró que "no hay ninguna razón para que haya un paro", ya que hoy se espera el anuncio de esa jornada para hacerla antes de fin de mes. El funcionario afirmó que 2016 fue "un año duro para la economía, con una herencia de desorden macroeconómico muy importante, que hizo sufrir al bolsillo de los argentinos, a las empresas", pero resaltó un crecimiento de la economía en el primer trimestre de este año. "En ese contexto de crecimiento de la actividad, de las exportaciones y del empleo, hacer una movilización con los argumentos que se plantearon sólo se explica por motivaciones políticas", sostuvo.

Esperar. El titular de la Unión Tranviarios Automotor (UTA), Roberto Fernández, opinó que al Gobierno "hay que darle 10 días" para "buscar una solución a la situación económica" del país, a diferencia de lo planteado por el triunvirato de la CGT, que el lunes anticipó que durante el acto que realizará en la tarde de este martes frente al Ministerio de la Producción fijaría fecha de un paro nacional.

Aunque aclaró que el llamado a una huelga general "lo debe definir el consejo directivo de la CGT", Fernández fijó su posición y explicó que el paro "depende del gobierno, porque si llama a los secretarios generales de la CGT, tal vez se encuentre alguna alternativa y con el diálogo se buscaría una solución a los despidos y suspensiones".