POLITICA EL OFICIALISMO TRAS LOS RESULTADOS DE LAS PASO

Scioli remarcó la diferencia que lo separó de Macri

Ante la buena performance de Cambiemos, el gobernador prefirió apuntar al porcentaje conseguido por su contrincante.

Foto:cedoc

El día anterior a la elección, Daniel Scioli lo sabía y no se cansaba de repetirlo: la diferencia con su principal competidor sería de más de 12 puntos. Y esa distancia es la que le llevaba a Mauricio Macri cuando el candidato del Frente para la Victoria subió al escenario a las 12.15 de la noche.

El gobernador conservó su optimismo intacto, a pesar de las denuncias contra el candidato oficialista a la gobernación bonaerense, Aníbal Fernández, por supuestos vínculos con el narcotráfico y las inundaciones de los últimos días en algunos distritos de la provincia que comanda.

Scioli buscó subrayar que la elección se leyera por la diferencia entre candidatos y no por frentes electorales, ya que la alianza Cambiemos que sumó además de Macri, los votos de Ernesto Sanz y Elisa Carrió (más de seis puntos entre ambos) era, al momento de su discurso, de sólo cinco puntos.

Sobre las tablas del escenario, el candidato recordó a Néstor Kirchner. “Néstor, esta victoria va desde el corazón por tus luchas y por la confianza que me diste en su momento para tener las mas altas responsabilidades y en especial a la Presidenta, Cristina Kirchner, que generó las condiciones económicas, políticas y sociales”.

A su lado estaba su mujer, Karina Rabolini, y su compañero de fórmula, Carlos Zannini, quien sorprendió al ser acompañado en el escenario de su mujer, Patricia Alsúa, quien hasta ahora había mantenido un inquibrantable bajo perfil.

Fiel a su estilo conciliador, Scioli habló de “circunstanciales competidores” y ya le abrió la puerta a algunos adversarios que necesitará en octubre para que la segunda vuelta electoral no se vuelva una amenaza.“La única verdad es la realidad, y la realidad es que estamos por lo menos con una gran diferencia con nuestros circunstanciales adversarios”, repitió el candidato del oficialismo rodeado de funcionarios kirchneristas y de la hermana de Cristina Kirchner, Giselle Fernández en representación de la familia presidencial.

Rosario Ayerdi