POLITICA NUMEROS DEL PRESUPUESTO

Sostener el relato costará en 2014 casi un 50% más

La especial atención que el Gobierno le presta al desenvolvimiento de los medios de comunicación y al manejo de la información en la Argentina tendrá un fuerte correlato en el Presupuesto 2014: aumentarán el 47% los fondos vinculados a la materia, duplicando así el crecimiento promedio de todos los gastos.
Sumando desde las partidas destinadas a repartir la publicidad oficial y el Fútbol para Todos, hasta para la implementación del sistema de Televisión Digital Terrestre, pasando por los fondos para el funcionamiento de la Afsca (Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual) o Radio y Televisión Argentina SE (la TV Pública y Radio Nacional), se totalizan más de 11.700 millones de pesos.
Para algunos opositores, todas estas partidas, en mayor o menor medida, están destinadas a sostener la difusión del tan mentado relato. Para los kirchneristas, en cambio, es el esfuerzo que se debe realizar para hacer frente a lo que denominan como “la cadena nacional del desánimo”.
La publicidad oficial, como difundió PERFIL el domingo último, aumenta un 26% en relación a lo que inicialmente se había presupuestado para 2013. Sin embargo, esa partida que maneja el jefe de Gabinete bajo el programa “Prensa y difusión de los actos de Gobierno”, recibió más fondos durante el año, algo que podría repetirse durante 2014. También desde la Anses se publicita la gestión: el rubro “Publicidad y propaganda” que tiene en su presupuesto supera el medio millón y crece el 10%.
En 2014, el Estado nacional gastará 1.400 millones de pesos para que todos y todas puedan ver los partidos de fútbol en sus televisores. Un programa que sirve además para darle difusión a las obras del Gobierno e, incluso, para criticar a medios de comunicación o a políticos opositores. En la campaña para la gobernación correntina también fue usada para promocionar a Carlos Espínola, el candidato K. Recibe un 17% más que para 2013.
El mayor crecimiento se da en Obligaciones a Cargo del Tesoro, una jurisdicción que sirve para asistir financieramente a sectores privados o públicos que creció exponencialmente con el kirchnerismo. Allí hay 6 mil millones de pesos destinados a asistir a empresas públicas del sector “Comunicaciones”. Están incluidos los presupuestos de RTA SE, Télam, las radios de las universidades de Córdoba y Del Litoral, y de Ar-Sat (empresa de soluciones satelitales). Ar-Sat y RTA son las que más crecen. Esta última, tendrá 1,2 millón para controlar el funcionamiento de la TV Pública y Radio Nacional, también cuestionadas por la oposición por la falta de pluralidad en sus contenidos. Desde Obligaciones a Cargo del Tesoro también salen los fondos para Educ.ar, la entidad que tiene a su cargo los canales de TV Encuentro y Paka-Paka.
El Ministerio de Planificación tiene tres proyectos vinculados a las telecomunicaciones. Son los planes Argentina Conectada e Igualdad Cultural, y el sistema de Televisión Digital Abierta. Entre los tres suman 573 millones de pesos. Como se define en su sitio de internet, la TDA “es una política pública que se propone garantizar el acceso universal a la televisión de aire de modo gratuito”. El sistema, sin embargo, por ahora incluye a los canales que tienen una línea editorial afín al Gobierno. De los canales de aire existentes en la Ciudad, por ejemplo, El Trece es el único que todavía no fue incorporado a la grilla.
La Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual es una de las banderas principales que levanta el kirchnerismo. El organismo encargado de garantizar su aplicación, que en parte sigue trabada a la espera del fallo de la Corte Suprema, es la Afsca que lidera Martín Sabbatella. Para 2014, esa cartera dispondrá de 368 millones de pesos, el 63% más de lo que tenía presupuestado a comienzos de 2013 (luego se amplió a 328 millones)



Gabriel Ziblat