POLITICA A FIN DE MES CAE LA MEDIDA CAUTELAR


Trabajadores contra el cierre de bingos: "Sabemos que hubo competencia desleal"

Encabezaron una protesta este mediodía para evitar que el 29 de abril dejen de funcionar los locales. Ariel Fassione, del sindicato, disparó contra todos.


Foto:Cedoc

El gremio que nuclea a los trabajadores de los bingos porteños, ALEARA, salió con los tapones de punta. No es para menos: el próximo viernes 29 de abril, las cinco salas de la Ciudad de Buenos Aires deberán cerrar sus puertas, cuando caiga la medida cautelar que aún los mantiene con vida.

Como informó ayer Perfil.com, el gobierno nacional ya tomó la decisión y Lotería Nacional no abrirá nuevas licitaciones para continuar con la actividad.

Este mediodía, los trabajadores marcharon para acercar un petitorio al presidente de Lotería, Tomás Félix Elizalde. Luego se movilizaron luego fueron al Ministerio de Trabajo, para hacer lo mismo ante Jorge Triaca, ya que 450 personas se quedarían sin trabajo cuando se concreten los cierres. Por último entregaron una carta en Casa Rosada, destinada al presidente Mauricio Macri.

En este contexto, muchos miran con desconfianza lo que pueda llegar a pasar con los casinos que permanecen en pie el negocio capitalino: los flotantes Princess y Estrella de la Fortuna, y el Hipódromo de Palermo. En los tres participa Cristóbal López, el zar del Juego.

"Reclamamos que si la decisión es cerrar los bingos, a la gente se la indemnice como corresponde", señaló Ariel Fassione en comunicación telefónica con Perfil.com. "Luego trabajaremos para ver como conseguirles trabajo a estos compañeros", agregó.

El gremialista apuntó contra la política del PRO, y comparó: "Si hace tres días Macri les dijo a los empresarios que tengan máxima responsabilidad, no despidan, etcétera. Ahora el Estado deja gente sin trabajo, ¿en qué quedamos?".

Competencia desleal. Al analizar las medidas sobre el Juego que tomó Néstor Kirchner antes de dejar la presidencia en 2007, Cristóbal López aparece como el empresario más beneficiado del rubro en la Ciudad. El titular del Grupo Indalo fue "obligado" a poner más máquinas tragamonedas en HAPSA, y le extendieron por decreto la concesión hasta 2032. Todo en prejuicio de sus competidores que buscaron instalar slots durante décadas, el gran negocio que tiene hoy en día el rubro.

"Hubo competencia desleal de una parte del sector con los otros operadores", reconoció Fassione, sin dar nombres propios. Y aclaró que "nosotros le dijimos a Lotería en su momento que ponga máquinas para que esta gente así no cerraban. Pero nunca pasó. Ahí se vio claramente que Kirchner los dejó morir".

Desde el sindicato reconocieron que los empresarios que manejan el negocio no ayudan a la transparencia, pero afirmaron que su tarea es defender los puestos de trabajo: "Esperemos que no vayan contra las otras salas. Entre los barcos y HAPSA hay cinco mil trabajadores más. Sería un caos total".

¿Salida? En la carta que entregaron a Macri, solicitaron "instruya a Lotería Nacionales a que autorice el funcionamiento de las salas por cinco meses adicionales con el único y exclusivo fin de integrar un fondo con el producido de su explotación destinado al pago de nuestras indemnizaciones". Habrá que esperar la respuesta oficial.

(*) De la redacción de Perfil.com. En Twitter, @rindart.



Ramón Indart