POLITICA

Tragedia de Castelar: una declaración preocupa a Randazzo

Perfil.com accedió a la declaración del perito que duda de los videos difundidos por el Ministerio tras el accidente ferroviario de junio.

PERFIL COMPLETO

Foto:Captura TV

Poco antes del nuevo choque de trenes en la estación Once, que dejó un saldo de 99 heridos, Perfil.com accedió a la declaración de un perito que duda de los videos difundidos por el Ministerio del Interior y Transporte en el accidente ferroviario anterior, la recordada “tragedia de Castelar”.

Luego de que se dictó el procesamiento de Miguel López, el maquinista que conducía el tren Chapa 01 que chocó contra otra formación del ferrocarril de la línea Sarmiento que estaba parada entre las estaciones de Morón y Castelar el pasado 13 de junio.

Oscar Verazzi, el perito electrónico que vio los videos habló de “maniobras de edición”. Por primera vez, se conoce la declaración completa del testigo que analizó el DVD que filmó el recorrido de la formación desde su salida en Once hasta casi el momento del impacto en la estación de Castelar.

Verazzi se pregunta por qué el equipo técnico no siguió filmando luego de producido el accidente y pone el ojo sobre las imágenes pixeladas y el extraño color negro que abunda en el material que debió analizarse: “Siempre el momento del accidente se ve” pero “en estos videos no se vio”.

Para Valeria Corbacho, abogada del motorman, está claro que su defendido no venía acelerando como se aseguró oficialmente y no tiene dudas: “El video de la filmación fue manipulado". Verazzi es terminante: “El tiempo de digitalización no debería haber sido tan largo como para perderse los últimos segundos del choque”.

Ante la inquietud de qué sucede con la DVR (encargada de grabar) si el tren pierde energía, Verazzi explica que la DVR se apaga pero guarda hasta lo último que pudo grabar. “Llama la atención porque si fuera fecha y horario anterior es posible que sea una imagen antigua ya que se sobrescriben archivos al colmarse la capacidad, lo cierto es que al momento del choque la DVR recibió energía”.

El técnico sugirió ante el juez que se realice un peritaje informático sobre el disco rígido para buscar información que pueda explicar qué pasó entre el momento en que se entrecorta la imagen y la imagen en negro con horario posterior.

Una hipótesis es que hubo una posible maniobra de editado, si alguien saca de la DVR el disco rígido aun funcionando la máquina, lo lleva a otra DVR, lo reproduce y lo modifica y lo graba en otro disco rígido de iguales características, luego viene con el nuevo disco, lo coloca en la máquina original y tiene un video modificado”, sostuvo ante el juez.

Además, el perito indicó que “durante partes del recorrido la imagen se va o se pixela sin poder verse durante varios tramos la cinta de forma completa, no solo al final”. Respecto a una posible encriptación de los datos que dificulte la maniobra, el ingeniero indicó que solamente tiene un código de seguridad, que es similar en todas las DVR existentes.

López declaró ante la Justicia que accionó los frenos pero que estos no le respondieron. El fiscal rechazó esa hipótesis y sostuvo que los frenos funcionaban y que violó las señales lumínicas que le indicaban que debía detener el tren.

Si bien continúa imputado, el motorman recuperó la libertad. Corbacho, quien también defiende a Marcos Córdoba, maquinista de la tragedia de Once, asegura que el video que se difundió en los medios y que refleja los instantes previos al accidente no es el que se utiliza en la causa judicial.

Para ella no hay dudas, “están fuertemente editadas. El video en crudo, demuestra lo que dice López, que ante la señal de precaución, accionó los frenos”.

Elisa Ojeda, familiar de la tragedia de Once, quien estuvo presente en las horas posteriores al accidente de Castelar, asegura que “es posible que cualquiera haya ingresado a la cabina del motorman” y adulterar las pruebas pues “yo estaba del lado de la vía del tren buscando a Paolo y nadie me vino a sacar de un lugar que no debería haber estado”.

La tía de Carlos Garbuio asegura que también vio “ingresar a un fotógrafo a la cabina”. El ministro, Florencio Randazzo, también estuvo presente en el lugar antes, durante y después del accidente. “Si alguien trabajó para cambiar algo, lo hizo con tranquilidad” concluyó la familiar de una de las 52 víctimas fatales del 22 de febrero del 2012.

Estrago culposo agravado es la acusación que pesa sobre el motorman Miguel López luego de que el juez federal Jorge Rodríguez le dictara el procesamiento sin prisión preventiva. López manejaba el tren Chapa 1 que chocó contra otra formación del ferrocarril Sarmiento que se hallaba parada entre las estaciones Morón y Castelar, generando la muerte de tres personas y 65 heridos.

Una de las víctimas, María Laura del Zampo hacía pocos meses había dejado a sus seis hijos en los suburbios de Santiago del Estero para buscar un progreso económico en la gran capital como empleada doméstica. Julio Ibáñez, su esposo, recuerda que estaba por regresar a casa. Sus hijos se enteraron por Internet que su madre era una de las tres víctimas fatales de un accidente del que aún no están claros sus responsables.

(*) Especial para Perfil.com | EnTwitter: @luisgasulla y @clarisaercolano



Luis Gasulla y Clarisa Ercolano (*)