POLITICA JUBILO K EN LA ANSES

Ultimas imágenes del naufragio (de las AFJP)

Ministros eufóricos, legisladores exultantes, cánticos y marchita adentro, bombos afuera, la liquidación del sistema de jubilación privada dejó muchas postales para el archivo. Disfrútelas en la galería de imágenes.

Foto:Perfil.com
El anuncio del envío al Parlamento del proyecto de ley que elimina el regimen privado de jubilación adquirió un claro matiz de acto político, con intervención de militantes gremiales, pancartas, bombos, cortes de calles y la distribución de publicidad oficial.

Para la realización del anuncio se montó una carpa en la playa de estacionamiento de la ANSES en pleno microcentro porteño, cuyas calles comenzaron a colapsar desde muy temprano cuando miembros de UPCN se instalaron sobre la Avenida Córdoba desplegando carteles, repartiendo volantes y bailando al compás del repiqueteo de los bombos.

En el pasillo interno la carpa instalada fue desbordada desde muy temprano y la afluencia de público tuvo consecuencias directas entre los funcionarios oficiales. A los ministerios involucrados se les cursó la sugerencia de invitar "hasta a los directores nacionales" y enseguida se superaron todas las previsiones.

El gabinete nacional en pleno se dio cita en la ANSES y muchos de sus integrantes debieron esperar hasta más de una hora el inicio del acto, debajo de una carpa que concentraba la humedad del día y hacia irrespirable el ambiente.
La consecuencia directa la sufrió el mismo jefe de Gabinete, Sergio Massa, que tuvo que salir del recinto para reponerse de un sofocón.

La cantidad de público agolpada en un lugar reducido dio lugar a una serie de situaciones curiosa. El equipo económico en pleno no pudo ingresar al gazebo y allí se entremezclaron con los militantes gremiales. La situación fue de tal proximidad que el secretario de Finanzas, Hernán Lorenzino, se salvó de un pedido particular: "No ténés un peso pa' la coca', le dijo uno personaje que hizo un alto en el sonar de su bombo a un cronista que se interpuso entre él y el funcionario en el momento justo. Inclusive a uno de ellos le fue ofertada la revista oficialista "Cristina K", que era repartida en el sector.

A su vez, el lider sindical Hugo Moyano amagó con retirarse del lugar al no encontrar con un sitio donde sentarse.
La situación más seria se dio cuando una diputada bonaerense le espetó en la cara a un hombre de seguridad: "Nosotros somos los que tenemos que poner la cara para sacar la ley y ahora nos tenemos que ir porque no tenemos lugar".

Fuente: DYN

Redacción de Perfil.com