POLITICA


Vuelos a Necochea: dictan 'falta de mérito' para Boudou

La medida la dispuso el juez Martínez de Giorgi en el expediente, primicia de Perfil.com en 2012, por presuntas dádivas en viajes a la ciudad balnearia.


Foto:Cedoc

El ex vicepresidente Amado Boudou fue beneficiado con “falta de mérito” en la causa en la que está acusado por supuestamente haber recibido “dádivas” en dos vuelos para concurrir a actos en la ciudad balnearia bonaerense de Necochea.

El juez federal Marcelo Martinez de Giorgi dispuso la medida que, si bien no desvincula a Boudou de la investigación, lo deja momentáneamente al margen de un nuevo procesamiento. El ex juez federal Norberto Oyarbide había procesado a Boudou, pero la Cámara Federal anuló esa resolución, una de las últimas que había adoptado el magistrado antes de presentar su renuncia y acogerse a los beneficios previsionales.

Martinez de Giorgi heredó el expediente y dispuso una serie de medidas de prueba en consonancia con el fallo de la Cámara, pero para “emprolijar” la situación procesal del ex vicepresidente le dictó la falta de mérito, al igual que a otros imputados. Boudou explicó que desconocía los pormenores de esos viajes, que habían sido organizados por el área administrativa del Senado.

En la causa deben declarar aún, entre otros, el ex titular de la ANSES y hoy diputado nacional Diego Bossio, pues fue uno de los asistentes a los actos en los que participó Boudou en el contexto de esta causa.

El caso. El 17 de diciembre de 2011, el vicepresidente procesado utilizó el helicóptero de una constructora de un empresario amigo para arribar a un acto político en la ciudad de Necochea. Esto fue revelado en forma exclusiva por Perfil.com, en marzo de 2012.

En aquella primicia se informó que Boudou aterrizó en el aeródromo de esa ciudad para participar de su primer acto público como números dos del Gobierno. Para llegar a tiempo el acto en la avenida principal de la ciudad se subió a un helicóptero junto al intendente que apoyó explícitamente en las elecciones del año anterior, Horacio Tellechea. Cuando bajaron, los recibió el radical K y principal operador, Roberto Porcaro, un hombre que mantenía diálogo con la presidenta Cristina Fernández de Kirchner.

Según pudo confirmar entonces Perfil.com, la aeronave era una Bell 407 Long Ranger, matrícula LV-CIB propiedad de Ecodyma Constructora S.A., una compañía de La Plata de Juan Ángel Bernardo Scaramellini, que hizo negocios con la Administración Pública. Ecodyma figura como asociada en la realización de algunas obras públicas de otra firma ampliamente conocida en el universo K: Austral Construcciones, de Lázaro Báez.

Pocas semanas después de la exclusiva de Perfil.com, el abogado Ricardo Monner Sans realizó una denuncia ante la Justicia para que se investigue el caso y "la conducta de Don Amado Boudou". Durante el comienzo de la investigación, el empresario Scaramellini se limitó a explicar frente al juez Rodríguez (quien llevaba antes la causa): "Fue una gauchada".



Redacción de Perfil.com