PROTAGONISTAS

“El arte no tiene política”, dice desde Nueva York la nieta de Amalia Fortabat

Invitada por el consulado argentino, Amalia Amoedo presentó la expo “El color de mi vida” con once de sus obras. Fanática de Racing, dice que le apena no poder verlo hoy.

PERFIL COMPLETO

Foto:A.A.

Amalia Amoedo es una apasionada del arte. Y, para la nieta de Amalita Fortabat, nada mejor que exponer lo suyo cada vez que tiene oportunidad. En este caso, fue invitada por el consulado argentino en Nueva York para presentar El color de mi vida. Se trata de once obras recientes en las que la artista estuvo trabajando. “Me invitó Adriana Trotta, la cónsul. Ella es una persona con gran accionar cultural”, cuenta Amalia a PERFIL desde Nueva York. La apertura se realizó el pasado jueves por la tarde. Junto a Miriam Costanza, artista mendocina, ella compartió el espacio cedido por el consulado.
Amalia viajó a Nueva York junto a su hermana Bárbara, su cuñado y sus sobrinos, y también con sus dos hijas: Isabella y Angelina. “Como argentina, es un honor mostrar mi arte en otro país, y más en una ciudad tan querida como Nueva York... Además, ¡en suelo argentino!”, agrega la nieta de Fortabat.
—Teniendo en cuenta que el gobierno kichnerista no tuvo tanta afinidad con tu abuela, ¿cómo ves que te hayan invitado ahora a vos para presentar esta muestra en el consulado?
—El arte no tiene política...
—De todas formas, ¿te sorprendió?
—Para mí fue un honor ser convocada. Y, por lo que vi, hacen un muy trabajo en lo cultural en Nueva York.
—Se conoce tu fanatismo por Racing. Hoy juega, ¿llegás para ir a la cancha?
—No llego, ¡pero mi cuore va a estar en el cilindro!

Vida. Amalia nació un 30 de diciembre de 1976 y se crió en el seno de una familia numerosa. Es hija de Inés de la Fuente y Julio Amoedo, un miembro del Partido Conservador Popular, quien ocupó una banca en el Senado por la provincia de Catamarca. Tiene dos hermanos, Bárbara y Alejandro Bengolea. A los 17 años, Ama, como le dicen, se interesó en administración de empresas, pero el arte siempre estuvo ahí, a la orden del día. Su hermano, Alejandro, fue quien la acercó a distintas muestras de arte contemporáneo y talleres que la fueron formando desde chica.
Durante el año pasado, Amoedo estuvo haciendo varias muestras, sobre todo en Uruguay. En febrero, presentó Mi arte es esperarte, en la galería Paradiso, de José Ignacio. En octubre, hizo otra en la embajada de España, en el marco del desfile Six O’Clock, y participó en la muestra Arte Latinoamericano en Roma, dedicada al Papa Francisco en la galería La Pigna. En el mismo mes fue incluida en una muestra en el Carrousel Du Louvre, en París.
Cuando regrese a Buenos Aires se prepara para una acción solidaria. “Es para una escuela de Catamarca con Juan Carr, y será para la edición que viene ahora del BAF 2014”, dice a PERFIL.



A.G.