PROTAGONISTAS EL 5 DE OCTUBRE ESTARA EN CORDOBA

Obama, muy sociable antes de su viaje a la Argentina

El ex mandatario dio una conferencia con Bill Gates y estuvo como espectador deportivo con Clinton, Bush y, luego, el príncipe Harry.

El club de los ex. Clinton, Bush (h) y Obama, espectadores de lujo de la Copa de los Presidentes. Allí, Barack charló con Tiger Woods.
El club de los ex. Clinton, Bush (h) y Obama, espectadores de lujo de la Copa de los Presidentes. Allí, Barack charló con Tiger Woods. Foto:afp

Ambos coincidieron en Toronto, donde ayer se dio una nueva fecha de los Invictus Games (Juegos Invictus), una competición deportiva para soldados heridos y veteranos de guerra. Allí, muchos de los espectadores seguían casi con igual atención lo que sucedía en el campo de juego como en la platea donde se ubicaron juntos el príncipe Harry y Barack Obama, también acompañado por su ex vicepresidente, Joe Biden, y la mujer de éste. La secuencia de fotos tomadas durante el partido y las filmaciones que circulan en las redes sociales dan cuenta de que estaban ellos dos también por demás entretenidos. Tampoco había espacio para bromas deportivas, ya que se enfrentaban equipos de básquet de Estados Unidos y de Francia, no de Inglaterra.

Esta no es la única imagen que el príncipe generó para publicitar la mencionada competencia deportiva. En los días previos, las cámaras lo registraron sentado junto a su novia, Meghan Markle. Ella está separada y es una de las actrices norteamericanas que integran el elenco de la serie Suits. Y el jueves sumó otra imagen: una espectadora de unos cinco años “le robaba” pochoclos mientras Harry se hacía el distraído simulando estar concentrado en el juego.

Por su parte, Obama viene de una serie de presentaciones con amplia difusión. Tanta como para que Trump pudiera deslizar algún ácido comentario. Hace unos días, Bill y Melinda Gates lo convocaron para compartir los tres un panel en el marco de un encuentro con líderes organizado por la fundación del poderoso matrimonio en Nueva York.

Allí, Obama señaló que Estados Unidos es una “nación indispensable”, pero ningún país puede resolver solo los mayores problemas mundiales. También dijo que mientras era presidente fue criticado por sugerir que Estados Unidos no podía avanzar solo en ciertos temas “como si esto fuera una expresión de debilidad. Si estamos hablando sobre cambio climático o migración global provocada por sequía, hambruna o conflictos étnicos, no estaremos en condiciones de resolver esas cuestiones solos”. Obviamente, estas declaraciones sonaron como respuesta a la agenda “Estados Unidos primero” que Trump había reafirmado días antes, cuando alentó a otros líderes mundiales a poner también en primer lugar a sus respectivos países.

Y antes de viajar a Toronto para acompañar los Invictus Games, Obama compartió con George Bush (h) y Bill Clinton la Copa de Presidentes, un torneo de golf que se realizó en Nueva Jersey.

Dicen que el poder deja su huella en los mandatarios, pero en las fotos en las que se lo ve con sus “colegas”, Obama –a pesar de que es más joven– no exhibe vestigios del desgaste de dos mandatos consecutivos recientes. Igualmente, ese relajado cónclave no los encontró jugando al golf sino como espectadores de los mejores golfistas masculinos de Estados Unidos enfrentados en los greens contra las figuras internacionales.

En unos días, Argentina será el nuevo destino en la agenda profesional de Obama, ya que estará 48 horas como la figura de la Cumbre Economía Verde 2017.



Temas: