PROTAGONISTAS EL FISCAL PIDIO DIEZ AÑOS DE CARCEL

Oscar Pistorius: el martes se sabrá la sentencia al atleta

El destino de la vida de Oscar Pistorius está a punto de ser revelado. Ayer se supo que la jueza Thokozile Masipa, del Tribunal Superior de Pretoria, hará pública el próximo martes la sentencia al atleta sudafricano, declarado culpable de homicidio por matar a tiros a su novia, la modelo Reeva Steenkamp.

El fiscal propuso una pena mínima de diez años de cárcel y la defensa, una pena de arresto domiciliario que evitaría la prisión a Pistorius.

La jueza estudiará los argumentos presentados por ambas partes para fijar la pena, que oscilará entre una sentencia suspendida que el condenado cumpliría bajo libertad vigilada y un máximo de quince años de cárcel.

Pistorius está acusado de matar a tiros a Steenkamp a través de la puerta del baño de la habitación de la casa que habitaban en Pretoria, la madrugada del 14 de febrero de 2013. La fiscalía afirma que Pistorius cometió un acto “negligente” la noche del crimen y que disparó “deliberadamente” a su novia, por lo que debe pagar con una “sentencia larga”.

La defensa del corredor mantiene que su cliente no es un peligro para la sociedad y que ya ha sido castigado al estar acusado injustamente de asesinato premeditado. El abogado de Pistorius, Barry Roux, reclamó ayer tras casi una hora de alegato que su cliente cumpla una serie de trabajos comunitarios, argumentando que éste ya había sufrido bastante tras el homicidio involuntario de su pareja en 2013. “Una condena útil para la sociedad”, figuró Roux, quien con anterioridad había intentado convencer al tribunal de que los remordimientos del acusado eran sinceros, y que Pistorius sólo deseaba una cosa: “Hacer todo el bien posible”.

El abogado recordó, además, varios casos de la jurisprudencia sudafricana en los que un acusado que había matado a un miembro de su familia en circunstancias similares no cumplió condena o cumplió una pena no carcelaria. Aludió, por ejemplo, al caso de Rudi Visagie, un jugador de rugby internacional que no cumplió condena tras matar a su propia hija en 2004 al confundirla con un ladrón.

La familia de la novia del deportista, por su parte, viene pidiendo que vaya a la cárcel. Kim Martin, prima hermana de la modelo fallecida, dijo recientemente: “Creemos que si alguien quita la vida a una persona, dispara tras una puerta a una persona desarmada... debe recibir un castigo suficiente”.

Llamada a declarar por la acusación, Martin resaltó la necesidad de “enviar un mensaje” a la sociedad con la imposición de una sentencia dura por parte de la jueza, Thokozile Masipa.



Agustín Gallardo