SOCIEDAD #PREMIOSPERFIL2017

Chequeado y el periodista venezolano Teodoro Petkoff, premios a la Libertad de Expresión

El sitio de fact-checking y el referente de los medios de Venezuela fueron premiados esta noche con los Premios Perfil 2017.

Laura Zommer, Directora ejecutiva y periodística de Chequeado
Laura Zommer, Directora ejecutiva y periodística de Chequeado Foto:Pablo Cuarterolo

El periodista venezolano Teodoro Petkoff fue galardonado con el Premio Perfil a la Libertad de Expresión internacional como reconocimiento “al esfuerzo de aquellos capaces de alzar su voz en nombre de los que no tienen voz y de celebrar, al mismo tiempo, las diferencias de opiniones y el debate creativo, abierto y pluralista.”. Mientras tanto, el colectivo de fact-checking argentino Chequeado, obtuvo el mismo premio en la categoría nacional, por su aporte en la mejora del “nivel de conocimiento y comprensión de los acontecimientos públicos y a aumentar la transparencia y profundidad del debate”.  

A distancia. Por problemas de salud y distintas trabas burocráticas que le impidieron viajar a Buenos Aires, Petkoff recibió la estatuilla en Venezuela, gesto que agradeció con una nota. 

"Quiero agradecer al Diario Perfil de Argentina, por este Premio Internacional a la Libertad de Expresión, no a mí, sino a Tal Cual, periódico que he dirigido tratando de integrar Periodismo y Política”, precisó el comunicador, uno de los principales referentes del periodismo de ese país. 

“Tal Cual nació en un momento complicado de la historia de este País, hemos tratado de ser un bastión de la Libertad de expresión y la defensa de los derechos de los venezolanos. Quiero, en este momento, resaltar el trabajo del equipo que, durante 18 años, ha dado la pelea para preservar los valores de la verdad y la justicia”. 

Según consideró, el reconocimiento de Perfil “contribuirá a volver la mirada hacia Venezuela en este difícil momento de su historia". 

Por su parte, Laura Zommer, directora de Chequeado, indicó al momento de dar su agradecimiento: "Somos una redacción chica. Nos exigen ser trasparentes y mejores, no estamos en una moda, estamos haciendo un periodismo posible. El periodismo que viene tiene que basarse en información y tecnología".

"Nos propusimos mejorar la calidad del debate público, subir el costo de la mentira. Necesitamos escuchar, cambiar,  innovar y volver a las fuentes del periodismo: contrastar lo que nos dicen con hechos. Los invitamos a no creernos, a desconfiar. A mejorar la democracia", concluyó.