SOCIEDAD POLÍTICA Y MEDIO AMBIENTE

Denuncian que por dos represas en tierras de Lázaro Báez peligra el glaciar Perito Moreno

Son obras impulsadas por el gobierno nacional y una de ellas llevará el nombre del expresidente Néstor Kirchner.

PERFIL COMPLETO

Foto:Banco de Bosques

La Fundación Banco de Bosques impulsa una campaña para detener la construcción de dos represas sobre el río Santa Cruz. Las obras, que se llamarán Néstor Kirchner y Jorge Cepernic, son impulsadas por el gobierno nacional y afectarán de manera irreversible el lugar, según explica el director de la entidad, Emiliano Ezcurra.

”Las tierras de Santa Cruz donde se quiere construir la represa, son tierras inscriptas a nombre del empresario ligado al gobierno, Lázaro Báez y sus sociedades. Él mismo declaró que había comprado estas tierras, pero que no lo hizo para que se las inunden (dado que cuando se construye un embalse hay una zona que hay que inundar), y aseguró que si lo indemnizaban iba a donarlas. La indemnización la paga el gobierno de la provincia y es, obviamente, superior al valor de la compra", explica Ezcurra.

"Teniendo ese dato de antemano, Báez adquirió las tierras. Hablamos de los años en que aún Néstor Kirchner vivía. Cuando la noticia de la construcción de represas salió en el programa de (Jorge) Lanata, Báez redujo su participación en la construcción de la represa (porque estaba involucrado también), y apareció la empresa Electroingeniería, vinculada al ministro de Planificación, Julio De Vido", agrega el presidente de Banco de Bosques.

Ezcurra cuenta que existe un ranking de represas donde las mencionadas figuraban en el puesto 25, es decir, que había 24 que pueden considerarse más convenientes. Pues bien, las 2 represas que se planean construir en el Río Santa Cruz, saltaron al primer lugar (del 25 al 1). Es Julio de Vido quien las coloca primero en el ranking”.

En este momento a nivel judicial "estamos volviendo a la Corte Suprema para pedir celeridad en el pedido de la medida cautelar, que salga ya, porque sino, empieza la construcción, que si bien es una obra que tarda un par de años, cuanto antes se detenga, mejor". 

“Las empresas a cargo de la construcción ofrecieron una charla en Santa Cruz para contar sobre el proyecto e intentar desmentir lo que los ambientalistas dicen sobre los impactos. Allí destacaron que van a bajar 2,4 m la altura de la represa N. Kirchner para no afectar al Lago Argentino, de modo que, a pesar de sostener que las represas no afectarían al lago, ahora impulsan esa modificación porque los ecologistas estaban acertados”, detalla Paula Salama, encargada de prensa de la Fundación.

Por su parte, el Instituto Argentino de la Energía manifestó en un informe un diagnóstico sobre este panorama, y si bien están a favor de las hidroeléctricas en general, fueron críticos en cuanto a las represas mencionadas.

"El sistema de transmisión implica una muy alta inversión que no puede ser soslayada en la actual etapa sin poner en peligro la ejecución del proyecto total”, sostienen, a la vez que agregan que “los aprovechamientos no cuentan con estudio de impacto ambiental aprobado”.

Hoy, se conoció la noticia de que la publicación británica The Guardian realizó un análisis sobre las obras en construcción. Jonathan Watts, el periodista que realizó el artículo, asegura que estas dos estructuras "transformarán Santa Cruz, crearán puestos de trabajo, dinero y desarrollo para la provincia que representa el corazón del kirchnerismo".

Watts, califica al proyecto como "dinástico", dado una de las dos presas se llamará Néstor Kirchner. "La zona beneficiada será Santa Cruz, corazón político de los Kirchner. Allí la presidente tiene una casa y es propietaria de varios hoteles locales. Su cuñada, Alicia Kirchner, fue elegida gobernadora y su hijo Máximo se ha asegurado un escaño en el Congreso", detalla.

Para mayor información: Bancodebosques.org



Florencia de Sousa