SOCIEDAD CORRUPCION POLICIAL

Detienen a dos comisarios de la Federal acusados de cobrar coimas a prostíbulos

Héctor Palacio, jefe de la seccional 51 del barrio Belgrano, y el subcomisario Leonardo Avallay fueron apresados junto a otros tres subalternos, en un operativo de la PSA.

Arrestos. El subcomisario Avallay (izq.) y el comisario Héctor Palacio (der.) también están acusados por asociación ilícita.
Arrestos. El subcomisario Avallay (izq.) y el comisario Héctor Palacio (der.) también están acusados por asociación ilícita. Foto:Cedoc Perfil
El jefe y subjefe de la Comisaría 51a del barrio porteño de Belgrano y otros tres efectivos fueron detenidos acusados de conformar una asociación ilícita que brindaba protección a un prostíbulo de la zona y exigía dinero y extorsionaba a comerciantes.

Los acusados son el comisario Héctor Raúl Palacio (47) y el subcomisario Leonardo Félix Avallay (44), quienes fueron detenidos ayer a la madrugada en sus domicilios particulares. Mientras que los otros tres efectivos policiales acusados fueron apresados cuando arribaban a su lugar de trabajo. Las aprehensiones estuvieron a cargo de miembros de la Policía de Seguridad Aeroportuaria (PSA), ya que del operativo debe ocuparse una fuerza diferente a la investigada.

La causa comenzó a principio de año con la denuncia ante la fiscalía de la dueña de un restaurante del barrio de Belgrano, quien acusó a los dueños del prostíbulo Pampita por la actividad que estaban desarrollando y que contaban con la protección de la Comisaría 51a.

Luego de una intensa investigación, el fiscal del distrito Saavedra-Núñez, José María Campagnoli, a cargo de la causa, solicitó las detenciones de los efectivos policiales, del  dueño del prostíbulo Pampita, ubicado en el cruce de Pampa y Figueroa Alcorta (a ocho cuadras de distancia de la dependencia policial), y uno de sus encargados. Y el juez Alberto Baños, quien actualmente está subrogando el juzgado de instrucción 43 porteño, dio lugar al pedido del funcionario, por lo que se efectuaron las aprehensiones.

Los cinco policías fueron pasados a disponibilidad por decisión del Ministerio de Seguridad porteño, ya que se trata de efectivos de la Policía Federal transferida a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA). El comisario Palacio hacía unos dos años que estaba al frente de la Comisaría 51a, ubicada en la calle Artilleros al 2000 y antes había estado a cargo de la 47a. A Palacio, por ejemplo, se lo pudo ver encabezando un operativo en abril pasado donde informaba cómo habían decomisado comida en mal estado que iba a ser vendida en las inmediaciones de la cancha de River al finalizar un partido. Por su parte, Avallay fue ascendido a subcomisario en 2014 y desde el año siguiente fue asignado a la dependencia 51a.

Los otros implicados fueron identificados como el cabo primero Gonzalo Orbe Carmona, el escribiente Pedro Cataldo y el ayudante Gabriel Nieves. Mientras que el dueño de Pampita es Antonio Chiaradía, y José Daguerre, su ayudante de confianza.

Acusación. Los voceros judiciales indicaron a la agencia Télam que en el expediente de la causa figura que Chiaradía conformó un “espurio pacto” con los policías y que su relación “es tan cercana que hasta numerarios de la comisaría se hacen presentes en el prostíbulo con habitualidad y retiran botellas de champaña y bebidas energizantes para el jefe de la dependencia”.
Las siete personas están acusadas del delito de asociación ilícita, coacción agravada y extorsión, entre otros, dijeron las fuentes.