SOCIEDAD NACIONAL BUENOS AIRES

Suspenden por 90 días al alumno que abusó de una joven durante una toma

Así lo resolvió el rectorado de la UBA, quien además eximirá a la víctima del computo de faltas hasta que decida reincorporarse a clases.

Colegio Nacional de Buenos Aires
Colegio Nacional de Buenos Aires Foto:Cedoc

Por una resolución del rector de la UBA, Alberto Barbieri, el alumno de 5to año del Colegio Nacional Buenos Aires que abusó de una joven de 14 años durante una toma no podrá volver a clases hasta dentro de 90 días. Además, eximieron del computo de faltas a la víctima hasta que decida reincorporarse a las clases.

La familia de la joven presentó una denuncia ante la Unidad Fiscal Especializada de Violencia contra las Mujeres por el caso y mientras siga la investigación, el futuro académico del joven quedará en manos de la Secretaría de Educación Media.

En la resolución del rectorado, las autoridades delegan todo tipo de comunicación del caso en el área de prensa de la UBA a raíz del "malestar planteado por la familia de la alumna ante los dichos públicos del rector del Colegio Nacional de Buenos Aires" y de este modo poder "evitar situaciones que puedan herir la sensibilidad de la alumna y su familia".

Por otro lado, el rector explica en el comunicado que hasta que los médicos avalen el retorno a clases de la joven, no le computarán las faltas: "correspondería que no se computen las inasistencias hasta tanto exista recomendación médica que aconseje su reincorporación al ciclo lectivo".

En esa línea, Barbieri advirtió que la vía más adecuada para proteger a la alumna, "como medida preventiva, es prohibir al alumno la concurrencia al Colegio Nacional de Buenos Aires por un período máximo de 90 días". En ese lapso, se le dará intervención a la Secretaría de Educación Media para que resuelva la modalidad de estudio del joven "a fin de no perjudicar el desarrollo académico" del denunciado.

El abuso del pasado 8 de septiembre por parte del alumno de 18 años durante la última toma del colegio terminó con declaraciones polémicas de su rector Gustavo Zorzoli, quien dijo que "nosotros tenemos que garantizar el derecho que tienen a educarse. En principio hay una denuncia. Yo no utilizaría palabras como 'violación' u otras que he escuchado. Son dos chicos de una escuela secundaria".

En el primer comunicado que había difundido la escuela, se precisó que los alumnos de la toma habían decidido no contar el tema a las autoridades correspondientes. "Lamentablemente, hemos tomado conocimiento de este hecho muy recientemente, dado que el/la alumno/a en cuestión decidió informárselo a los estudiantes que conducían la "toma", quienes optaron por no comunicar el hecho a las autoridades del Colegio", decía el comunicado.