SOCIEDAD PUSIERON 500 EFECTIVOS EN DIEZ CUADRAS

En Caballito, un operativo policial evitó que se instalen los manteros

Con la presencia de unos 500 efectivos de la Policía Federal y Metropolitana, la Justicia porteña realizó ayer otro operativo que apunta a combatir la venta ilegal en la vía pública. Buscaban evitar que los manteros se instalen sobre la Avenida Rivadavia, en el tramo que va desde la Av. La Plata hasta Primera Junta, en el centro del barrio de Caballito.
Tras impedir que los vendedores ambulantes acomodaran sus mantas en las veredas, los agentes se instalaron en cordón a lo largo de casi diez cuadras. El procedimiento comenzó a las 6 de la mañana, y se mantuvo durante buena parte de ayer. También participaron agentes de Tránsito y de Espacio Público.
El operativo se llevó a cabo tras una orden dictada por la Fiscalía en lo Penal, Contravencional y Faltas Nº 35 de la Capital Federal. Fuentes judiciales porteñas, en tanto, informaron a PERFIL que en el marco del operativo se realizaron dos allanamientos en lugares utilizados por los manteros como depósitos de mercadería ilegal.
Se decomisaron más de cien bultos con productos de indumentaria, calzados y juguetes. “Eran dos casas tomadas ubicadas muy cerca de ahí. Además, se detuvo a una persona de nacionalidad peruana que tenía orden de captura por robo calificado y homicidio”, adelantó Luis Cevasco, Fiscal de la Ciudad, que intervino en el procedimiento.
Durante los operativos también se secuestraron tres camionetas que eran utilizadas para proveer de frutas y verduras a los puestos que suelen instalarse en diferentes esquinas de la Ciudad.
“La idea no es actuar sobre los manteros, que es el eslabón más débil de esta cadena de ilegalidades. Vamos contra las organizaciones que proveen de
mercadería de dudosa procedencia a estos vendedores. El objetivo es avanzar sobre las organizaciones por evasión impositiva y lavado de dinero”, aseguró el fiscal porteño a este diario.



Claudio Corsalini