SOCIEDAD EN CUARENTA RESTAURANTES PORTEÑOS

Impulsan que los comensales se lleven las sobras para no tirarlas

Aunque ya es una costumbre que se instala de a poco en la mayoría de los restaurantes, unos cuarenta establecimientos –entre los que se cuentan algunos de los bares notables y espacios gastronómicos clásicos– de la Ciudad fomentarán que los clientes se lleven las sobras de los platos en cajas hechas con material reciclado.

PERFIL COMPLETO

Hábito. “Hay que generarlo”, dicen en los locales.
Hábito. “Hay que generarlo”, dicen en los locales. Foto:melone

Aunque ya es una costumbre que se instala de a poco en la mayoría de los restaurantes, unos cuarenta establecimientos –entre los que se cuentan algunos de los bares notables y espacios gastronómicos clásicos– de la Ciudad fomentarán que los clientes se lleven las sobras de los platos en cajas hechas con material reciclado. El proyecto forma parte de un programa que busca evitar el desperdicio de alimentos.

“Nosotros lo veníamos haciendo de una manera más informal. Generalmente, insistimos para que las personas se lleven las sobras, la mayoría se las lleva, y los que no, les pedimos que lo hagan”, cuenta a PERFIL Julián Mazzeo, dueño de La Pulpería del Cotorro, uno de los restaurantes que participa de la iniciativa. “También armamos paquetitos de las sobras para que las personas en situación de calle, que a veces pasan a pedir, se las puedan llevar”, agrega Mazzeo.

“Aquí son nuestros clientes los que normalmente nos solicitan llevarse los restos de los platos que piden”, cuenta por su parte Christian Franco, dueño de El Antojo, un bodegón tradicional de Villa del Parque que recientemente ganó el concurso de la mejor milanesa porteña.

“Desde hace varios años donamos  la comida que sobra. Personalmente no me gusta tirar alimentos. Muchas personas los necesitan y uno no puede darse el lujo de desperdiciar”.

El convenio fue firmado por el Gobierno de la Ciudad en sintonía con la Asociación de Hoteles, Restaurantes, Confiterías y Cafés (Ahrcc) y la Unión de Trabajadores del Turismo, Hoteleros y Gastronómicos de la República Argentina (Uthgra) para fomentar un “sistema alimentario sostenible”.

Las pruebas piloto durarán tres meses y comienzan esta semana. En los restaurantes participantes habrá capacitaciones técnicas para el personal de cocina y los mozos, y se promocionarán entre los clientes estos hábitos de consumo responsable.

“La idea es que todos los involucrados –los locales y los comensales también– se comprometan con esta iniciativa. El 70% de las personas no se llevan lo que sobró. Esto pasa por vergüenza o por desconocimiento. Por eso buscamos la difusión y concientización sobre esta problemática. En un país donde el hambre es un tema prioritario no podemos darnos el lujo de desperdiciar los alimentos”, dijo Verónica Sánchez, titular de la Cámara de Restaurantes.