SOCIEDAD SEMANA DE LA MODA DE NUEVA YORK

It girls argentinas en primera fila; Tiffany Trump incómoda

Calu Rivero y Camila Morrone con ubicación vip. Por su parte, la hija de Donald Trump sufrió bullying en uno de los desfiles top.

Ellas. Calu sexy en lo de Marc Jacobs; Camila, en Michael Kors.
Ellas. Calu sexy en lo de Marc Jacobs; Camila, en Michael Kors. Foto:AFP
“¿Sabes qué, Tiffany? Yo voy a ir a sentarme contigo”. En tiempos en que cada vez más artistas se manifiestan en contra del apellido Trump, la actriz Whoopi Goldberg rompió la barrera al dirigirse a una de las hijas del mandatario norteamericano. Fue después de que una editora de modas asegurara que la gente no se ubicaba al lado de la hija menor Donald Trump. El hecho ocurrió en la Semana de la Moda en Nueva York, el polo fashion donde incluso hubo presencias argentinas, entre ellas Calu Rivero y Camila Morrone.

Fue una editora de la revista Elle la que hizo público en su cuenta de Twitter que había personas que evitaban sentarse al lado de Tiffany Trump en los desfiles. Algunos, incluso, tuitearon que habían cambiado de asiento, como la ex columnista del Wall Street Journal Christina Binkley, quien publicó una fotografía de Tiffany con lugares vacíos a su lado.
Por eso mismo, la actriz y conductora del programa The View se dirigió directo a Tiffany. “Ella sólo fue a ver la ropa, no a hablar sobre su padre, dejen la política fuera de esto”, continuó la actriz mientras mostraba en pantalla las fotos de los asientos vacíos en la fila justo al lado de Tiffany que se publicaron en redes sociales. Frente a esto, la hija de Trump no tardó en agradecerle públicamente el gesto. “Gracias @WhoopiGoldberg me encantaría sentarme contigo también”.

Alyssa Vingan Klein, una de las editoras involucradas en el tema explicó: “Yo sé que ella no nos ha hecho nada. Sólo estaba haciendo una observación. No creo que Tiffany Trump creyera que en New York Fashion Week –donde hay mucha gente de la industria que apoyó firmemente a Hillary y rechazó las políticas de Trump– no pasara nada, que podía ir a un show y que todo el mundo sería atento y le daría la bienvenida. Tampoco quería que esto se malinterpretara como un mensaje diciendo ‘Ella no debería estar aquí’”.

Latinas. Ajenas a este episodio, quienes no quisieron perderse algunos de los desfiles fueron  Camila Morrone y Calu Rivero. La hija de Lucila Polak estuvo en primera fila en uno de los dos desfiles con más famosos, el de Michael Kors. Rivero por su parte estuvo en el de Marc Jacobs, una de las colecciones más esperadas y fotografiadas de la semana de la moda neoryorquina.