SOCIEDAD ESCÁNDALO PREVISIONAL

Julio Bazán sigue internado por la brutal agresión que recibió

El periodista de TN, que fue increpado por manifestantes en Congreso, permanece en observación. Le colocaron cinco ganchos en la cabeza para cerrarle una herida.

Agreden a julio Bazan
Agreden a julio Bazan Foto:@fedeaikawa

Julio Bazán, periodista de Todo Noticias (TN), permanece internado este martes luego de haber recibido una brutal agresión durante la movilización en contra de la reforma previsional que se realizó el lunes en las inmediaciones del Congreso de la Nación. "El odio está convirtiendo en objetivos a los periodistas", expresó el profesional.

"Me pusieron cinco ganchos en la herida de la cabeza. Los estudios dieron buen resultado. Ahora me mantienen en observación porque quieren ver si se produce una reacción posterior. Me duele la espalda en el lugar donde recibí las patadas voladoras", manifestó el cronista en declaraciones a TN.

Bazán aseguró que los golpes que recibió "son preocupantes" porque "denotan una agresividad y violencia nueva contra los periodistas". Y recordó: "Tengo décadas cubriendo este tipo de marchas en diferentes épocas, pero lo que es nuevo es esta agresividad que hay contra los periodistas. Estamos para mostrar lo que pasa y los intemperantes no lo admiten. El elemento nuevo es este odio que apareció, que nace contra los periodistas. El odio está convirtiendo en objetivos a los periodistas".

En ese marco, brindó detalles de la agresión que sufrió y relató que le tiraron ceniza en todo el cuerpo algo que le provocó quemaduras internas y ampollas en el paladar. Asimismo contó que puso sobrepasar la situación: "Quiero destacar la solidaridad de los Metrodelegados y de compañeros de trabajo que pusieron el cuerpo para llevarme a un lugar seguro. Había mucho deseo de hacerme daño. De agredirme y lastimarme. Trompadas, cenizas, me tiraron agua, piedras", concluyó.

Más agresiones. Bazán fue uno de los tantos trabajadores de prensa agredidos. El cronista de C5N, Mauro Fulco, fue herido durante los enfrentamientos, misma suerte corrieron el camarógrafo Matías Carrizo, de Crónica TV; la movilera Romina Mohr, de Canal 9, y su camarógrafo, José Parejo; Mariano Rinaldi, de FM Latina, y Julio Rodríguez, de Radio 10.

El colega de Bazán de TN, Sebastián Domenech, fue golpeado por los manifestantes, y, según informó la Coordinadora Contra la Represión Policial e Institucional (Correpi), la Policía demoró a Gustavo Figueredo, periodista de Diario Popular, quien luego fue liberado. El fotógrafo de Página/12, Leandro Teysseire, recibió un balazo de goma en la cara y  su compañero, Bernardino Ávila, sufrió un corte en la frente por una pedrada.