SOCIEDAD


La mamá de Nayra, la chica asesinada a golpes en Junín: "Me arrancaron la vida"

Habló la madre de la adolescente golpeada hasta la muerte a la salida del colegio. Video.

Desconsolada, la mamá de Nayra habló desde el hospital.
Desconsolada, la mamá de Nayra habló desde el hospital.

La mamá de Nayra Cofreces, la adolescente de 17 años asesinada a golpes tras salir de la escuela por presuntos "celos" de sus compañeras, está destrozada. "Me arruinaron la vida", dijo, con la poca voz que le quedaba, en la puerta del hospital.

"Me arrancaron la vida", contó Nancy en el sanatorio donde trasladaron el cuerpo de su hija para donar sus órganos, ya que "estaba en su documento y quise respetar su decisión", explicó la mujer. "Se durmió y nunca se despertó", decía sobre su hija, que falleció en la tarde de ayer, tras ser abordada a golpes y patadas por tres mujeres a la salida de la Escuela Secundaria Nocturna 5 de la localidad bonaerense de Junín.

Las tres agresoras ya fueron identificadas y detenidas. Sólo una de las atacantes, de nombre Julieta, pertenece al colegio. Las otras dos, identificadas como María Rosa y Anabela, tienen 33 y 22 años, respectivamente. Las tres atacaron a Nayra Cofreces y a una compañera el miércoles por la noche, cuando salían del colegio. Según testimonios de los alumnos había un enfrentamiento entre grupos por "celos". La mamá de la víctima dijo que "nunca había sido amenazada".

Sin embargo, tras ser atacada, la joven fue a su casa y durmió allí. El jueves, al regresar del trabajo, los padres encontraron a la joven en un estado delicado y la llevaron al hospital, donde estuvo en terapia intensiva. Según la autopsia, Nayra ingresó con un traumatismo de cráneo grave con hematoma extradural. Tenía lesiones graves y dos hemorragias internas. Le realizaron dos operaciones. El domingo a las 22 oficializaron su muerte cerebral.

Sofía, la otra atacada por las tres agresoras, terminó con un diente menos y con el labio cortado. Al momento, es la testigo clave de la causa. "Pido Justicia, que no quede impune... No puedo más, me destrozaron, me arruinaron la vida", esbozó Nancy, antes de romper en llanto.

La causa está caratulada como "homicidio agravado por premeditación", ya que dos de las agresoras no eran alumnas de la escuela y se presentaron al lugar para golpear a Nayra. Esta figura penal tiene una pena de prisión perpetua. En ese caso, la menor, que está demorada por la policía, tendría un régimen especial hasta cumplir la mayoría de edad y cumplir con su pena. "Me dijo que la golpiza no era para ella", concluyó Nancy.



Redacción de Perfil.com


Temas:

  • Nayra
  • Asesinada en Junín
  • Atacada por sus compañeras
  • Violencia escolar
  • Junín