SOCIEDAD GREENPEACE APELARA LA DECISION DEL TRIBUNAL

La mujer del activista detenido planea viajar a Rusia con su hija

PERFIL COMPLETO

Margarita Malig, la mujer de Hernán Pérez Orsi –el activista de Greenpeace preso en Rusia– está haciendo los trámites para viajar junto a su hija de un año, para acompañar a su marido durante los dos meses en que permanecerá detenido en ese país.
“En ningún momento me imaginé que esto iba a terminar así”, sostuvo en declaraciones a TN, tras conocerse el jueves que tanto a él como a Camila Speziale –la otra activista argentina– les dictaron prisión preventiva. “El sabía que había riesgos pero nunca se imaginó esto”, agregó. Hasta ayer, la familia de Pérez Orsi no había tenido contacto con él, por lo que su mujer empezó a hacer los trámites correspondientes para viajar a Rusia y acompañarlo, “en caso de que pueda estar con él”, aclaró, ya que “la idea es que no estén en una cárcel, sino en algún tipo de residencia”.
En tanto, Greenpeace ratificó ayer que apelará la decisión del tribunal ruso, con el objetivo de buscar la liberación inmediata de los 28 activistas que fueron detenidos mientras realizaban una acción ecológica en el Artico. “Ninguno de los miembros de la organización cometió el delito de piratería. Nuestra acción fue en una plataforma de petróleo, Greenpeace nunca abordó un barco, ni tuvo el propósito de robo, mucho menos existió violencia por parte de la organización”, afirmó Martín Prieto, director ejecutivo de Greenpeace en Argentina.
Ayer por la tarde los familiares de Camila y Hernán volvieron a reclamar su libertad frente a la embajada rusa en Buenos Aires.

Por su parte, el director ejecutivo de Greenpeace Internacional, Kumi Naidoo, sostuvo que “estas detenciones son como la industria del petróleo rusa, una reliquia de una época pasada ”.
Los dos ambientalistas argentinos fueron detenidos junto a otros 28 activistas, tras intentar abordar una plataforma de perforación petrolera, propiedad de la compañía estatal rusa Gazprom. De los treinta detenidos, 22 permanecerán en custodia por dos meses mientras se lleva a cabo una investigación sobre supuestos cargos de piratería, mientras que el resto será retenido por tres días hasta una nueva audiencia.



Agencias