SOCIEDAD ESTUDIO SOBRE INTERNET EN EL TELEFONO

Los barrios con mejor y peor conectividad para los celulares

Una empresa inglesa midió la descarga de datos y las fallas. Villa Lugano resultó el “más veloz”. En La Boca se frustra una de cada dos conexiones.

PERFIL COMPLETO

Foto:Télam

Lo sabe cualquiera que tenga un teléfono con internet y viaje en colectivo: las velocidades de conexión varían drásticamente según el barrio por el que se circule. Un estudio de la empresa OpenSignal, dedicada al análisis de la calidad de redes móviles en todo el mundo, reveló que estas diferencias pueden superar el 200%.

Los barrios con menor rendimiento son Parque Chacabuco, Floresta, San Nicolás, Liniers y Boedo, con velocidades que van desde los 981 hasta los 1.082 kbps (kilobytes por segundo). En la práctica, esto quiere decir que un sitio de internet promedio tardaría en cargarse, si no se producen fallos, cerca de 10 segundos (según el promedio de tamaño de los sitios publicado por httparchive.org). Si se trata de una web diseñada específicamente para celulares, los tiempos se reducen.

En el otro extremo, el barrio con mejor conectividad es Villa Lugano, con una velocidad promedio de 2.443 kbps. Le siguen de cerca Constitución, Parque Patricios, Caballito y Villa Ortúzar. Un archivo o un e-mail se descarga en esas zonas hasta 2,5 veces más rápido.

Los datos fueron tomados por usuarios voluntarios que instalaron una aplicación en un celular (Android o iPhone) que registra la calidad del servicio en todo momento. Para elaborar el estudio, se realizaron 11.652 pruebas de velocidad durante los últimos tres meses. Se dejaron afuera los barrios donde no fue posible tomar suficientes mediciones: Coghlan, Villa Riachuelo y Versailles, entre otros.

Las causas que producen diferencias de calidad tan grandes entre distintas zonas son múltiples. “Los dos factores más importantes tal vez sean las variaciones en la calidad de la infraestructura y la cantidad de tráfico (teléfonos celulares) que atiende. Por ejemplo, Villa Lugano puede no tener mejor infraestructura que Belgrano, pero que tenga mayor velocidad puede deberse a que tiene menos smartphones. Cuantos más teléfonos hay, es necesaria mejor infraestructura”, explica James Robinson, quien elaboró el informe.

Según explica, otro posible factor es la geografía local: “Esto es así particularmente en los barrios con mucha construcción, porque un nuevo edificio puede tapar la señal de las antenas existentes. Es una de las posibles causas por las cuales en Agronomía hay una alta velocidad a pesar de haber pocas antenas”.

Para Claudio Muñoz, director del Centro Argentino de Estudios de Radiocomunicaciones y Compatibilidad Electromagnética del ITBA, la actualización de la tecnología es crucial. “Las diferencias deberían ser mínimas, pero lo que da una menor velocidad es la cantidad de canales y radiobases (antenas) disponibles. Además, no en toda la ciudad hay 3G, que es la tecnología más rápida instalada, en algunos lugares hay solamente 2G o 2,5G, que son más lentas”, señala. “La principal causa es la falta de inversión. Si la política es seguir vendiendo y no reponer, la red se satura.” Uno de los ejemplos es la convivencia de distintos tipos de redes, agrega.

Otro punto a tener en cuenta para evaluar las diferencias en la calidad de servicio es el porcentaje de conexiones –mensajes de WhatsApp, accesos a sitios web o envíos de e-mail– que fallan. En este aspecto, La Boca es el barrio más problemático: una de cada dos conexiones terminan en error. Cada fallo implica un nuevo intento que puede hacer que los mensajes tarden mucho más tiempo en llegar. En Paternal, en cambio, el 95,3% de las transferencias de datos tiene éxito.

Desde la empresa Movistar explicaron: “Los motivos de que la calidad sea diferente radica en la movilidad de los clientes, en la cantidad de llamadas de voz y de sesiones de datos simultáneas por celda y en la cantidad de celdas disponibles por barrio”. Según Personal, la calidad del servicio está influida por el “despliegue de antenas, el espectro (las frecuencias radioeléctricas que asigna el Estado), la actualización tecnológica de la red y las terminales móviles”. En Claro, en tanto, aseguraron que la calidad del servicio varía según “el teléfono utilizado, el tipo de tecnología que tenga, el horario en el que se utiliza el servicio y el uso que se le da”. Las tres empresas aseguraron estar realizando un plan de inversiones para adaptar la red a las nuevas exigencias en el uso de datos.

 

Mediciones en redes wi-fi

Cuando el 3G falla, muchos usuarios de telefonía celular se pasan al wi-fi. Si bien se trata de conexiones privadas, la empresa OpenSignal también midió la velocidad registrada en este tipo de redes en cada barrio. Los barrios del sur tuvieron un desempeño menor que los del norte y el centro. Villa Soldati, por ejemplo, tiene velocidades promedio de wi-fi de 821 kbps. Es decir, menos de 30% de los tres megas de velocidad que ofrecen actualmente los proveedores de internet en los planes más económicos.

En contraste, los usuarios de San Telmo disfrutan de velocidades cinco veces mayores, 4.378 kbps.

Otro de los datos que registró el estudio fue la cantidad y el nombre de las redes wi-fi detectadas por los teléfonos. Analizaron cuántas de las redes porteñas se refieren positiva o negativamente al kirchnerismo. Se buscaron nombres que tuvieran relación con Cristina Fernández o Néstor Kirchner. Y el resultado fue favorable al Gobierno: se detectaron 114 nombres de redes con mensajes positivos (“Fuerza_Cristina”, por ejemplo), y sólo cuatro decididamente negativos (incluyendo insultos). Otros 580 fueron clasificados   como ambiguos.



Gustavo Ajzenman