SOCIEDAD SIN SERVICIO

100 mil pasajeros de la línea 60 afectados por el paro

La medida de fuerza fue lanzada por el despidos de 10 empleados de la empresa de transporte Monsa.

Línea 60 de colectivos.
Línea 60 de colectivos. Foto:Cedoc

Los trabajadores de la línea 60 de colectivos iniciaron este jueves un paro en todo el servicio debido al despido de 10 empleados, luego de que venciera la conciliación obligatoria dictada días atrás por el Ministerio de Trabajo, mientras que la empresa dijo que aplicó las sanciones por un ataque contra personal administrativo.

Esteban Simonetta, delegado gremial de esa línea, adelantó que la medida se extenderá, al menos, hasta el mediodía, cuando realizarán una asamblea general para definir los pasos a seguir.

Por su parte, la empresa Monsa, en un comunicado, precisó que "decidió aplicar sanciones disciplinarias, a los choferes y delegados que atacaron a personal administrativo y produjeron destrozos en la terminal de Barracas en 2016". "La empresa se niega a continuar con la mesa de negociación, desde el lunes nos declaramos en estado de alerta, y hoy se hizo efectivo el despido de esos 10 trabajadores al no dejarlos entrar a trabajar", contó el sindicalista en declaraciones a radio El Mundo.

Cómo comenzó el conflicto.
Se inició el año pasado con la muerte del mecánico David Ramallo, de 35 años, mientras arreglaba una unidad en el taller de la nueva terminal del barrio porteño de Barracas. Desde ese momento, los trabajadores iniciaron un reclamo por mayores medidas de seguridad, a lo que la empresa, según explicó Simonetta, respondió con el despido de 10 empleados, entre técnicos y choferes, y la suspensión de otros 20.

Tras varios meses de negociación en el Ministerio de Trabajo, este jueves los despedidos no pudieron ingresar a cumplir sus funciones, por lo que sus compañeros iniciaron la medida de fuerza. "Lo que viene reclamando la empresa, en las reuniones del Ministerio, discutía los mayores costos laborales. Le estaba pidiendo al Gobierno que le dé más subsidios y, si no, que la deje flexibilizar, mientras nosotros estábamos lamentando la muerte de un trabajador. Eso consta en las actas", denunció hoy Simonetta.

En tanto, la compañía expuso: "Para encuadrar el funcionamiento de la empresa en defensa de la fuente de trabajo de 950 familias, luego de los sumarios administrativos correspondientes, MONSA decidió suspensiones y despidos a los partícipes de los hechos violentos". "El desgraciado accidente ocurrido en septiembre del año pasado, por una serie de hechos fortuitos y errores humanos, nada tiene que ver con fallas de las instalaciones ni de las condiciones de seguridad de la empresa Micro Omnibus Norte S.A", destacó la empresa respecto al caso de Ramallo.

Agregó: "Los actos de vandalismo y de violencia registrados, así como la toma de las instalaciones por parte de una fracción del personal, encabezados por delegados gremiales, fue registrado por las cámaras de seguridad de las instalaciones, lo que obligó a la empresa, en defensa de las fuentes de trabajo y su patrimonio, a realizar las denuncias penales que se encuentran en proceso de instrucción". "También en los años 2011, 2012, 2014 y 2015, sucedieron similares agresiones y se hicieron las denuncias penales pertinentes, en las cuales la justicia ha indagado y procesado a varios de los involucrados", planteó la empresa en el parte de prensa.

Según MONSA, "estos hechos de barbarie, protagonizados por un grupo minúsculo de personas, ponen en riesgo la vida y el ingreso de 900 trabajadores y sus familias". "Además, lamentablemente provocaron que: 50 trabajadores renunciaran a la empresa. Desde que los actuales accionistas se hicieron cargo de la empresa, realizaron ingentes inversiones de capital, que permitieron renovar la totalidad de las unidades de MONSA y encarar una mejora en las instalaciones", subrayó la compañía.

MONSA detalló que actualmente "cuenta con un plantel de casi 950 empleados y posee una flota de 340 unidades con una antigüedad promedio de entre 3 y 5 años, la cual recorre 1,8 millones de kilómetros mensuales, y transporta 100.000 pasajeros por día".

La línea 60, que une la Capital Federal con los partidos bonaerenses de Tigre y Escobar.




Temas: