SOCIEDAD

“Pedro vivía para ayudar”

PERFIL COMPLETO

El dolor por la muerte de Pedro Barícola se evidencia en cada integrante de la familia. “Vivía con su mujer, Mariana, y su hija, Julieta, de cuatro años. En el mismo terreno vive nuestra madre, Angélica. Este golpe es terrible para nosotros”, relata su hermano Jorge. Pedro era uno de los dos integrantes de la Defensa Civil porteña que luchaban contra las llamas en Barracas cuando una pared se derrumbó sobre ellos.
“Murió haciendo lo que mejor sabía hacer, ayudar al otro. Todos lo recordaremos así porque tenía un buen corazón. Una persona muy comprometida con todos”, dice.
El miércoles, el día de la tragedia, Jorge reunió a sus otros cuatro hermanos en la esquina de la casa donde crecieron, en Tortuguitas, para darles la peor noticia a su mamá Angélica y a la mujer de Pedro, Mariana. “La esposa nos vio y se largó a llorar. Todo es dolor. Tenía muchos planes en su vida. Este fin de semana salían de vacaciones a Entre Ríos y estaban felices por pasar ese tiempo juntos”, cuenta Jorge.
Dos años atrás, cuando contó que iba a trabajar en Defensa Civil, recibió opiniones encontradas de su familia. “Le dije que era peligroso, pero él quería ayudar, rescatar personas y contener a las víctimas”, comenta Jorge. Y su hija, Malena, añade: “Mi tío vivía pendiente de su esposa y su hija, es muy injusta su muerte”.
Mañana en la parroquia Nuestra Señora de Fátima, en Tortuguitas, se realizará una misa en su honor, y los vecinos planean colocar una placa para homenajearlo en la cuadra donde se crió



G.N.