SOCIEDAD SUBMARINO ARA SAN JUAN

Tres sumergibles de alta profundidad se suman para buscar al submarino

Son dos vehículos rusos que llegan a 6 mil metros y uno norteamericano que alcanza los mil. Analizarán los contactos detectados por sensores.

Vuelta. Ayer regresó a Comodoro Rivadavia el minisubmarino norteamericano a control remoto que buscaba el ARA San Juan.
Vuelta. Ayer regresó a Comodoro Rivadavia el minisubmarino norteamericano a control remoto que buscaba el ARA San Juan. Foto:telam

Tras el anuncio de la Armada Argentina dando por finalizada la etapa de rescate de sobrevivientes para pasar a una de búsqueda estrictamente del submarino, ayer zarparon otros dos navíos con vehículos sumergibles que se sumarán a los cinco buques que actualmente se encuentran en el área de exploración.

Se trata del ARA Islas Malvinas, que partió en la madrugada de ayer y se aliará hoy a la búsqueda con un vehículo sumergible remoto (ROV) ruso, el Pantera Plus, que opera hasta mil metros de profundidad; y el Atlantis, buque norteamericano que llegará a la zona el domingo, y que carga otro ROV de Estados Unidos, que baja hasta seis mil metros de profundidad. El martes llegará otro dispositivo sumergible desde Rusia que también alcanza los seis mil metros.

De esta manera, se podrán analizar cuatro contactos en el fondo marino que los sensores de los buques detectaron hasta el momento –otros dos ya fueron descartados– para poder determinar si tienen vinculación con el submarino desaparecido desde el 15 de noviembre.

“Se ha explorado el 100% del fondo marino del área delimitada. Hubo seis contactos que ya están posicionados. Dos ya fueron descartados: uno coincide con un buque pesquero hundido y registrado en la carta náutica; y el otro, según especialistas, es un potero”, dijo ayer el vocero de la Armada, Enrique Balbi, en un nuevo parte de prensa que se dio a conocer luego de la reunión de los familiares con el ministro Oscar Aguad en Mar del Plata. Y explicó que cada vez que el sensor de un buque tiene un contacto, se investiga con otro buque y sensor para determinar que no sea un falso contacto. Por lo que el reconocimiento “lleva tiempo”, dijo.

Estados Unidos, Inglaterra, Chile, Brasil y Rusia son los países que colaboran con navíos y equipamiento en la búsqueda, además de las unidades de la Armada Argentina. Ayer en el aeropuerto de Comodoro Rivadavia aterrizó un avión norteamericano con 75 mil kg de equipamiento. “La búsqueda continúa hasta agotar los medios disponibles”, agregó Balbi, pese a reafirmar que la etapa de rescate se culminó el jueves.

Regreso.  Ayer, en tanto, volvió al puerto de Comodoro Rivadavia, base de operaciones del operativo de búsqueda desde el 20 de noviembre; el carguero petrolero Sophie Siem, de bandera noruega, que había sido reacondicionado en tiempo récord para que pudiera cargar un minisubmarino de la Marina de Estados Unidos, operado a control remoto por marineros expertos, para buscar el ARA San Juan y los 44 tripulantes. Había zarpado el domingo pasado con fuertes expectativas de resultados.