SOCIEDAD ORGANIZAN EL PRIMER TORNEO EN BARILOCHE

Un nuevo deporte que mezcla fútbol y golf suma seguidores

Con boinas, chombas y medias a cuadros, los jugadores entran a la cancha, con la concentración de un golfista y la habilidad de un futbolista. El footgolf, deporte que combina las reglas del golf con las del fútbol, está creciendo mucho en el país. En Córdoba, Tucumán o Santa Fe se organizan torneos locales y ahora el deporte llegó a Bariloche. El próximo mes debutará en la cancha de Arelauquen en lo que será el torneo más austral del mundo. En este deporte, los hoyos –que se adaptan especialmente– reemplazan a los arcos y las lomas hacen que el momento de patear la pelota sea lo más estratégico posible.

“Si te gusta el fútbol tenés que conocer este deporte. Te hacés adicto y empezás a jugar todos los torneos”, cuenta Facundo Scuderi (28), un fanático del deporte, que es además responsable de la Asociación de Footgolf en Bariloche, que el próximo 12 de octubre estrena torneo con jugadores de todo el país. Entusiasmados, para el año que viene ya están organizando un torneo en la nieve en el Cerro Catedral.
 En footgolf las reglas son las mismas del golf, y puede jugarse tanto de forma individual como grupal (en equipos de dos contra dos, sumando los mejores puntos que hacen en cada hoyo). Si bien la ropa es la misma que usan los golfistas –es obligatorio, por reglamento– y la cancha, también; el espíritu, dicen, es el de los fanáticos de la número 5. “Apuntamos a que sea una actividad familiar. Queremos que la gente que juega al golf tenga una variante más en Bariloche, que es la cancha más linda”, agrega Scuderi.
El deporte surgió en Holanda en 2009 y ya cuenta con 17 países adheridos. Argentina es el único país donde hay canchas exclusivas, en Escobar y en Chivilcoy. El año pasado se jugó el primer mundial de footgolf en Hungría, donde Argentina participó como una de las delegaciones con más participantes (fueron veinte jugadores). Uno de ellos fue Matías Perrone (30), que hoy es uno de los que encabeza el ranking del torneo local. Fanático del fútbol, ahora se reconoce fanático del footgolf. “Me enteré que había un torneo y el que ganaba se iba al mundial. Me presenté un viernes, y el miércoles estaba viajando a Hungría. Yo fui a jugar porque se suspendió mi partido de fútbol, si no, no hubiera ido”, recuerda Perrone. Desde entonces, viajó a torneos por el país, y algunos en el exterior, como Inglaterra y Estados Unidos.
Desde la Asociación Argentina de Footgolf, que presiden Javier de Ancizar (37) y Mariano López (42), cuentan que la cancha de Escobar recibe a 400 jugadores por semana. Cuando empezaron tenían sólo tres canchas, y hoy los propios clubes llaman para adaptarlas al deporte. “Nos costó mucho conseguir la primera cancha. Pero a partir de ahí notaron que era más el beneficio de traer un ingreso adicional al lugar, que dañar la cancha, porque se hace agujero en un sector que no molesta”, recuerda De Ancizar. La deuda, ahora, es conseguir más sponsors, para abrir más canchas exclusivas y explotar el deporte al máximo.



Josefina Hagelstrom