Soleado
Temperatura:
21º
Ciudad:
Buenos Aires
miércoles 23 de octubre de 2019 | Suscribite
POLITICA / REVISTA NOTICIAS
viernes 25 marzo, 2011

Las hermanas Donda: dos visiones contrapuestas de un pasado terrible

Son hijas de desaparecidos. Una reivindica la militancia montonera, otra acompaña a víctimas de la guerrilla. Dos miradas que resumen las divisiones argentinas.

Foto: Revista Noticias
viernes 25 marzo, 2011

Tienen la misma sangre, son muy parecidas físicamente, fueron víctimas de la misma tragedia pero están paradas en veredas opuestas.

Hermanas biológicas e hijas de desaparecidos, Victoria (33) y Eva Daniela Donda (35) crecieron en hogares distintos y recién se conocieron 23 años después. Y a pesar de un origen común, sus vivencias y opiniones sobre la lucha armada de los grupos de izquierda y el terrorismo de Estado en los '70 no podrían ser más contrapuestas.

"No puedo aceptar que se defienda a los represores. Quien cometió un delito se tiene que hacer cargo", sostiene Victoria. Eva, por su parte se distancia del pensamiento de su hermana: "Si se va a juzgar la violencia de los 70 tienen que estar en el banquillo todos. Esto sería memoria, verdad y justicia. Si no, es solo venganza y revancha".

Un doloroso pasado. Eva, de apenas dos años cuando sus padres fueron secuestrados en 1977, quedó a cargo en un primer momento de sus abuelos maternos hasta que a los 8 años fue a vivir con su tío el ex capitán Adolfo Donda Tigel, hoy uno de los imputados en la megacausa de la Escuela de Mecánica de la Armada, acusado de secuestro, tortura y desaparición forzada de personas.

Una de las 5.000 víctimas que pasaron por la ESMA fue María Hilda Pérez, “Corita”, su cuñada y madre de Eva que, estando secuestrada, fue llevada allí a parir a su segunda hija. La llamó Victoria, soñando con esa victoria que ella y su marido, José María Donda, buscaban alcanzar desde la militancia en Montoneros, pero apenas la pudo tener dos semanas en sus brazos.

Victoria fue entregada por el torturador Héctor Febres a otro marino y represor, Juan Antonio Azic, también involucrado en la causa de la ESMA.

Hasta el 3 de agosto de 2003, cuando la organización HIJOS la contactó con la sospecha de que podía ser hija de desaparecidos, Victoria fue criada por este suboficial de la Prefectura Naval y su mujer, sin conocer durante 23 años quiénes habían sido sus verdaderos padres, que aún continúan desaparecidos. Tampoco sabía que tenía una hermana.

Lea la nota completa en la Revista Noticias.


Temas

Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4791

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.