Soleado
Temperatura:
25º
Ciudad:
Buenos Aires
lunes 19 de noviembre de 2018 | Suscribite
CóRDOBA / TARIFAS EN EL SENADO
domingo 27 mayo, 2018

El equilibrio de Schiaretti y una prueba de fuego en el Congreso

El gobernador no estará en Buenos Aires, pero no quiere que salga “tal como viene de Diputados”. La solidez del Peronismo Federal, el rol de Llaryora y la relación con Urtubey.

por Gabriel Silva

DESFILE PATRIO. Schiaretti el viernes en Villa Carlos Paz durante los festejos por el acto del 25 de Mayo, acompañado por Esteban Avilés, Oscar González, Aída Tarditti y otras autoridades. Foto: Cedoc Perfil

Las aguas de la ambigüedad en las que elige muchas veces navegar al gobernador Juan Schiaretti tendrán una nueva escala esta semana cuando en el Senado, el próximo miércoles, se dirima una nueva batalla entre el oficialismo y el PJ por tarifas. Con todas sus vertientes, desde kirchneristas a Peronismo Federal, pasando por los escuderos que aún conserva Sergio Massa en el parlamento, todos en el peronismo tirarán de la cuerda hasta el final para saber si el presidente Mauricio Macri tendrá que recurrir al veto y pagar, por consiguiente, el costo político. 

Se sabe que el mandatario cordobés no estará en el país cuando se terminen de definir los detalles y la oposición parlamentaria decida avanzar o no con su estrategia. Por el momento, el líder del PJ en el Congreso, Miguel Ángel Pichetto, aguarda ver cómo moverá las fichas el oficialismo y si es que algunas de las espadas de Cambiemos en el parlamento impulsa la línea del consenso. En el tablero, lo que se conoce al momento es que el proyecto para retrotraer las tarifas al mes de noviembre salió de Diputados en una jugada clara del PJ dialoguista y en medio de las dos semanas de crisis que le tocó atravesar al Gobierno nacional. 

En aquel momento, el cuarteto de diputados que responde a Schiaretti, esto es, su esposa Alejandra Vigo; el vicegobernador en uso de licencia, Martín Llaryora; Juan Brügge y Paulo Cassinerio, terminaron avalando el proyecto y generaron un cortocircuito entre la Nación y la Provincia. Una estrategia que en ningún momento desconoció Schiaretti y que varios vieron como una respuesta del gobernador a dos situaciones que se produjeron en el ámbito de la política cordobesa: la ausencia de legisladores de Cambiemos en sus bancas para debatir la reforma electoral provincial y la demanda que intendentes de la alianza le realizaron a la Provincia en reclamo por fondos de coparticipación. 

En ese contexto, Schiaretti respondió desde el Congreso a la jugada que antes habían realizado los socios de la coalición en la provincia. 

Pero ahora, con una relación que intenta recuperarse y volver a los carriles de la institucionalidad -y en un escenario donde la figura del ministro del Interior, Rogelio Frigerio, vuelve a ser vital-, Schiaretti aguarda por la modificación del proyecto que salió de Diputados. O, en una apuesta aún más fuerte, volver a vender su rol de peronista dialoguista y ser parte de un acuerdo entre Casa Rosada y los gobernadores del PJ. De la misma manera que a fines del año pasado con el Consenso Fiscal en agenda. 

La negociación. Los gobernadores del peronismo más cercanos al Gobierno nacional no quieren que el vínculo se les vuelva en contra dentro de las relaciones en su partido. Los que tienen aspiraciones nacionales, como es el caso del salteño Juan Manuel Urtubey, para alivianar las críticas de otros dirigentes de su partido rumbo al 2019; y los que pretenden conservar el poder territorial en sus provincias, como Schiaretti, para liderar una boleta que contenga a todas las vertientes. 

Aunque lo cierto es que ambos también tienen un objetivo común: limitar el poder de Pichetto en el Congreso. El rionegrino tendrá esta semana un protagonismo central si es que no se llega a un acuerdo y la oposición en la Cámara alta termina imponiendo condiciones. 

Cerca del experimentado senador está el cordobés Carlos Caserio, parlamentario con juego propio, y con un poder similar al que pueden ostentar en el peronismo cordobés Schiaretti o José Manuel de la Sota. Por lo bajo, los dos senadores del PJ reconocen que el proyecto para retrotraer tarifas a noviembre que salió de Diputados “no va a caminar” -como sintetizó un conocedor de los pasillos del Congreso-; y por ahora sólo está la reducción de IVA que llegó de la mano de Cambiemos pero que tuvo su génesis en el tándem Schiaretti-Urtubey. 

Lo que se definirá entonces en el Congreso será si el peronismo parlamentario va por la bala de plata que sería el veto presidencial; o de lo contrario, los gobernadores terminan de presionar a sus senadores para impulsar un proyecto con modificaciones que tampoco repercuta en las arcas provinciales. 

La otra arista que se abre es la política. De la misma manera que a los gobernadores piensan en los límites a Pichetto, tampoco quieren que se fracture el Peronismo Federal. Después de lo inexpresiva que terminó siendo para algunos la Liga de Gobernadores, la erosión en el bloque del PJ parlamentario podría tener repercusiones aún más fuertes fuera de las paredes del Congreso. 

Llaryora, la principal espada de Schiaretti en Diputados
Aquellos que conocen de cerca las idas y vueltas que tuvo la relación entre el gobernador Juan Schiaretti y el diputado nacional Martín Llaryora sostienen que “en este momento está muy bien”. “Llaryora se convirtió en el verdadero operador de Schiaretti en el Congreso. Tiene buena relación con otros bloques, pero fundamentalmente con los peronistas salteños y santafesinos, vínculo que a Schiaretti le sirve para saber por dónde viene la mano del PJ en el Congreso”, aseguró una fuente a PERFIL CORDOBA

A este análisis, otros conocedores de los pasillos del Congreso aseguran que el vicegobernador en uso de licencia es, además, muchas veces el nexo entre el salteño Juan Manuel Urtubey y el mandatario cordobés. Hace dos años fue el único peronista cordobés invitado al casamiento del norteño y tiene un buen vínculo con Pablo Kosiner, el diputado salteño que lidera el interbloque del PJ Federal en Diputados. 

“Schiaretti quiere que el Peronismo Federal se muestre sólido y Llaryora es un engranaje clave en el Congreso para que esto suceda”, resumió un dirigente del peronismo a este medio.
 


Temas

Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4453

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.

Positive SSL Wildcard