sábado 20 de agosto de 2022
SOCIEDAD VATICANO

Quién fue Pablo VI, el Papa que será nombrado Santo este año por Francisco

Fue el primer pontífice que viajó fuera de Italia y el primero que habló de su sexualidad. Murió hace 40 años.

15-03-2018 01:58

El Papa Francisco aprobó días atrás el decreto para canonizar a uno de sus antecesores, Pablo VI. Aunque todavía no se fijó la fecha oficial en el que se celebrará la ceremonia para elevar a los altares a este pontífice italiano, todo apunta que será en octubre de 2018, durante el Sínodo de los Obispos sobre los Jóvenes. El Vaticano atribuye a la intercesión de Pablo VI la curación de un feto, en el quinto mes de embarazo.

Este año se cumplen 40 años del fallecimiento de Pablo VI, que fue conocido como el "Papa Hamlet" por su supuesta indecisión a la hora de tomar decisiones y su actitud doliente frente a la vida. Nacido como Giovanni Battista Montini en 1897 en Brescia, en el norte de Italia, fue ordenado sacerdote en 1920, promovido a cardenal en 1958 y elegido papa cinco años después. Pablo VI será el tercer papa del siglo XX canonizado durante el pontificado de Francisco, después de Juan XXIII y Juan Pablo II.

El mayor logro de Pablo VI fue concluir con éxito y poner en marcha las reformas -polémicas- del Concilio Vaticano II, iniciado en 1962 por su antecesor San Juan XXIII. Entre otras cosas, el Concilio abolió la misa en latín y mejoró las relaciones con otras confesiones, sobre todo con el judaísmo, con el que la Iglesia católica tuvo una relación históricamente difícil y plagada de acusaciones de inacción al Vaticano frente al Holocausto en la Segunda Guerra Mundial.

Mientras que estas reformas irritaron a los conservadores, los liberales también se sintieron decepcionados cuando Pablo VI publicó en 1968 la encíclica "Humanae Vitae" (Vida Humana), que reafirmó la prohibición de la píldora anticonceptiva en momentos en que en Occidente se vivía la revolución sexual. "Para los progresistas el papa era un obstáculo. Para los conservadores, el responsable de la crisis" porque cedió ante la secularización, escribió el experto italiano Andrea Riccardi en un artículo de 2014 para el diario italiano "Corriere della Sera", justo antes de la beatificación del pontífice.

El cardenal italiano Giovanni Battista Re, que estuvo cerca de Pablo VI, asegura que fue un líder incomprendido: "Se lo conoce como un papa indeciso, pero en vez de dudar Montini era alguien que quería escuchar diferentes voces y estaba abierto a escarbar en los argumentos de otros", señaló el religioso hace cuatro años. Pablo VI promovió el diálogo entre el Vaticano y los regímenes comunistas, continuando con la política de Juan XXIII.

Montini fue el primer papa moderno que viajó por el mundo y el primero en subirse a un avión. Su primer peregrinaje fue en 1964 a Jerusalén para reunirse con el patriarca Atenágoras de Constantinopla, un gesto histórico de reconciliación con la Iglesia ortodoxa. También fue el primer papa en comentar -aunque sea de manera indirecta- su orientación sexual. Ante los rumores sobre su homosexualidad, protestó contra "las cosas horribles y difamatorias que se han dicho".

 También se lo recuerda por su reorganización de la Curia, la burocracia vaticana; por ampliar la colección de los Museos Vaticanos al arte moderno; y por abolir el uso de la tiara papal, un gesto que se acerca a la posición de Francisco de una Iglesia más humilde. Último obispo de Roma coronado según una tradición multisecular, Paulo VI vendió la triple tiara -o corona papal- y destinó  el dinero a la fundación de la Madre Teresa de Calcuta en India.

El reconocimiento llega cuatro años después de su beatificación y como es habitual en estos procesos, expertos vaticanos y el papa aprobaron previamente la existencia de dos milagros atribuidos al nuevo Papa-santo. El primero se produjo en 2001 con el nacimiento en Estados Unidos de un niño sano tras haber sido diagnosticado con una grave malformación. Y el segundo en 2014 con el nacimiento prematuro con éxito de una niña a las 26 semanas de gestación, cuya madre tenía problemas con la placenta.

 

NUEVO BEATO. Otro religioso que será beatificado este año es el arzobispo de San Salvador Oscar Arnulfo Romero, asesinado en 1980 por los escuadrones de la muerte mientras decía misa. Su  beatificación fue proclamada con un decreto en el que se reconoce el "martirio" de Romero 'in odium fidei', es decir, que fue asesinado por "odio a la fe" y por tanto sin necesidad de un milagro.

En esta Nota