lunes 30 de enero de 2023
SOCIEDAD Fenómenos naturales

Tuvalu, el país que sería tragado por el Océano Pacífico dentro de 30 años

La isla ubicada geográficamente en Oceanía, es uno de los territorios más pequeños, aislados y menos poblados del mundo, en la que viven alrededor de 12 mil habitantes.

19-12-2022 18:39

La superficie de Tuvalu tiene una extensión de 26 kilómetros cuadrados distribuidos en nueve pequeños islotes, país que corre serio riesgo de dejar de existir y quedar sumergido bajo el agua. La crecida ininterrumpida del nivel del mar, resultante del calentamiento global y la inacción humana, enciende las alarmas a nivel global.

La isla ubicada geográficamente en Oceanía , es uno de los territorios autónomos más pequeños, aislados y menos poblados del mundo, en la que actualmente viven un total de 12 mil habitantes. En su máxima altura, el humilde estado alcanza tan sólo los cuatro metros sobre el nivel del mar. 

La tierra se sumerge: 7 ciudades en riesgo de desaparecer por el aumento del nivel del mar

“La amenaza por el cambio climático no es una cuestión teórica o sobre la que todavía se pueda esperar en esta parte del globo, sino que es real, tangible, y actual. Una pequeña elevación del nivel del agua dejaría al país completamente sumergido y se especula que esto podría ocurrir en 30 años”, reflexionó el investigador y escritor de guiones, Francisco Llorens, en Un Mundo Inmenso, publicado por Editorial Planeta

Una isla de la Polinesia quiere mudarse al metaverso

Un mundo inmenso
"Un mundo imenso", texto originado a partir de un proyecto audiovisual creado un canal de Youtube

Los tuvaluanos se mostraron en contra de abandonar sus hogares pese a que los principales organismos internacionales propusieron la reubicación de sus ciudadanos en Australia, Nueva Zelanda y Fiji. Sin embargo, como consecuencia de la salinización de los cultivos suscitada por los tifones, la subsistencia de los pobladores podría tornarse improbable en las próximas décadas. 

“Nos estamos hundiendo, pero le está ocurriendo a todo el mundo”, evidenció el ministro de Relaciones Exteriores de Tuvalu, Simon Kofe mientras se encontraba declarando detrás de un atril e inmerso hasta la cintura. 

Tuvalu 20211130
ministro de Relaciones Exteriores de Tuvalú, Simon Kofe

 "Nos estamos hundiendo": Tuvalú, el país que se prepara para desaparecer bajo las aguas

Una población en emergencia y la curiosa fuente de ingresos del gobierno de Tuvalu

La nación de la polinesia del Pacífico Sur, cuenta con una de las rentas per cápita más altas del mundo gracias a la venta de su dominio de Internet, .tv, a la empresa norteamericana Verisign que adquirió la comercialización del mismo. 

La popularidad y el  valor económico que produjo el sufijo conformado por las letras TV, que en distintos idiomas se traduce como televisión,  llevó al gobierno de Tuvalu a ceder la titularidad a la compañía de los Estados Unidos a cambio de 50 millones de dólares. 

Tuvalú
Tuvalú, país ubicado en Oceanía

Cada año recibe cinco millones de dólares por no hacer nada. Esto representa más del 10% de su economía”. ¿Cómo lo logró? Tuvo suerte. Mucha suerte”, se narra en el texto, Un mundo inmenso

Similitudes que “incomodan”

Adelanto del libro "Un mundo inmenso"

Polinesia, Océano Pacífico, sol y mar. Pero no, las de Tuvalu no son las playas paradisíacas con las que podemos soñar. Estamos frente a un país extraño, con algunas características que lo asemejan a sus vecinos pero con otras que lo hacen único. 

Para adentrarse en Tuvalu hay que bajar la vara de la verosimilitud y aceptar reglas de juego no aplicables a otros lugares. En principio, el país está formado por nueve islas. Cinco son atolones y cuatro, arrecifes de coral. Todas están pobladas, aunque el total apenas llega a las 11000 personas. 

(...) Se encuentra en medio del Pacífico, a mitad de camino entre Sídney y Hawái, a unos 4000 kilómetros de cada lugar. En medio, claro, del inmenso océano Pacífico. (...)

Tuvalu obtuvo su independencia en 1978. Antes formaba parte de Islas Gilbert y Ellice, una colonia británica. A día de hoy sigue formando parte de la Commonwealth y oficialmente Carlos III es el jefe de Estado. Esta herencia cultural se puede ver en su bandera, que como muchas otras tiene a la del Reino Unido insertada. En este caso se agregan nueve estrellas, una por cada isla que compone el país. 

Entre 1995 y 1997 Tuvalu fue representada por otra insignia sin referencias británicas, pero no tuvo apoyo de la población y se retornó a una muy parecida a la anterior. En condiciones normales, Tuvalu recibe solo unos 2000 turistas al año. Bastante poco si imaginábamos playas tropicales y si tenemos en cuenta que aquí las temperaturas no bajan de los 20 ºC. La baja afluencia de extranjeros le dio el título de país menos visitado del mundo por la Organización Mundial del Turismo.

(...) En Funafuti, la capital, solo aterrizan dos vuelos semanales que provienen de Fiyi, y no son nada económicos. Habrá que estar atentos cuando el avión comience a descender para no interrumpir ningún partido de fútbol. 

Es que en esta minúscula isla la pista del aeropuerto es multiuso: mientras no se esperan aterrizajes, se utiliza como espacio público. Hasta se instalan arcos y se organizan partidos. (...) . Pero quienes quieran hacer turismo en Tuvalu deben apurarse. 

Es que la posibilidad de que el país deje de existir es real. La amenaza por el cambio climático no es una cuestión teórica o sobre la que todavía se puede esperar en esta parte del globo, sino que es real, tangible y actual. Una pequeña elevación del nivel del agua dejaría al país completamente sumergido, y se especula que esto podría ocurrir en unos 30 años. 

La elevación máxima, de hecho, son solo 5 metros sobre el nivel del mar. Las autoridades han reclamado en diversos foros encontrar una solución y pedir ayuda. 

“Señor Presidente, aunque el covid-19 es nuestra crisis más urgente, el cambio climático continúa siendo la amenaza más importante para el sustento, la seguridad y el bienestar de los pueblos del Pacífico a largo plazo”, expuso Kausea Natano, primer ministro de Tuvalu, durante la cumbre 75 de la ONU, celebrada por videoconferencia.
(...)

En el país no hay terrenos cultivables y se deben importar alimentos. La pesca, en contrapartida, es una de las actividades económicas más relevantes. Sin embargo, esta nación tiene uno de los ingresos constantes más extraños del planeta. Cada año, recibe unos 5 millones de dólares por no hacer nada. Esto representa más del 10 % de su economía. ¿Cómo lo logró? Tuvo suerte. Mucha suerte. 

Todos los países tienen en internet un dominio de nivel superior geográfico. Es decir, dos letras que identifican a cada estado y que se usan para las páginas de internet. Así, .mx es de México, .co de Colombia y .kh es de Camboya, como seguramente todos saben. 

En el caso de Tuvalu podría haber sido .tu, pero no fue así. Le tocó .tv. En 1995, cuando sucedió esto, a nadie le importó demasiado. Pero cuando comenzó a crecer internet, muchos sitios de televisión y entretenimiento no quisieron perder la oportunidad de contar con su propio dominio terminado en .tv.

 El gobierno de Tuvalu firmó un contrato con la empresa Verisign, que es la encargada de comercializar el dominio. El acuerdo fue renovado en 2011 y en la actualidad le da esos 5 millones por año al país. Esto le ha permitido cierta solidez a su economía, que ha tenido un fuerte crecimiento en las últimas dos décadas. Gracias a esos ingresos, se realizaron obras de infraestructura, se asfaltaron calles y se mejoró la educación. 

La alfabetización en el país es casi total. En el futuro, los tuvaluanos aspiran a una mejora sustancial en las condiciones contractuales. Es que en los últimos años el dominio .tv se ha hecho aún más popular. Uno de los factores de este crecimiento es Twitch.tv, la plataforma de transmisiones en vivo. 

(...). Las instalaciones hoteleras son prácticamente nulas y llegar no es nada fácil. Pero Tuvalu tiene una economía única después de haber ganado, de alguna manera, la lotería. La evolución del clima del planeta determinará cuánto tiempo más podrá disfrutar del billete ganador.

PM CP