Lluvias con tormenta fuertes o moderadas en la región
Temperatura:
15º
Ciudad:
Buenos Aires
domingo 21 de julio de 2019 | Suscribite
SOCIEDAD / ABUSOS EN ARGENTINA
martes 7 mayo, 2019

Reclaman justicia por niños sordos abusados en el Próvolo: "El Papa no hizo nada"

Activistas y víctimas de pederastia protestaron en Mendoza y culpan a Francisco de haber ignorado los informes. "Tiene una enorme responsabilidad", dijeron.

El Papa Francisco al arriba al Vía Crucis en el Coliseo. Foto: AP

Activistas que están reclamando estos días al Papa Francisco “tolerancia cero” para los clérigos argentinos abusadores exigieron este lunes la pronta celebración del juicio a los religiosos acusados de haber violado a unos 60 niños sordos, un caso que causó conmoción. Miembros de la organización argentina Iglesia sin Abusos y las internacionales Ending Clergy Abuse (Fin al abuso del clero) y BishopAccountability.org (Rendición de Cuentas para los Obispos) se reunieron con víctimas de abusos del Instituto Antonio Próvolo en la provincia de Mendoza, quienes se lamentaron por la falta de justicia a los oprobios que dicen haber sufrido en manos de dos sacerdotes que están entre los principales acusados.

En la reunión, que ocurre días después de una manifestación en Buenos Aires, los denunciantes y sus familiares compartieron las dolorosas experiencias vividas, lamentaron un proceso judicial de más de dos años y pidieron que los sordos puedan ser tratados de manera especial luego de que el centro para hipoacúsicos fuera cerrado. La reunión se celebró en el marco de una campaña que han iniciado los activistas en la que piden a Jorge Bergoglio que viaje a la Argentina, país que quiso visitar desde que fue electo Papa en 2013, para garantizar que la jerarquía de la Iglesia Católica aplique medidas contra esos delitos y no proteja a quienes los cometen.

Abusos en el Instituto Próvolo: las cartas eróticas que escondió un cura imputado

El caso estalló en noviembre de 2016 salieron a la luz los casos de abusos supuestamente cometidos por dos curas, una monja y dos civiles a una veintena de alumnos del lnstituto Antonio Próvolo, situado en Lujan de Cuyo, lo que llevó a la clausura del establecimiento de la asociación Obra San José. Las victimas reclaman “mayor celeridad del proceso” que ha sufrido “altibajos” a causa de estrategias dilatorias de abogados de los acusados, señaló Juan Manuel Lavado, de la asociación Xumek Argentina, que defiende a varios denunciantes y se sumó a los reclamos de las otras organizaciones, según la agencia AP.

En la causa judicial hay más de una docena de acusados como autores materiales, partícipes y encubridores de distintos delitos sexuales. El sacerdote italiano Nicola Corradi y el cura Horacio Corbacho están imputados de supuestas violaciones y abusos que niegan haber cometido. Ambos afrontan la etapa de la audiencia preliminar, en la que si el fiscal cuenta con mucha evidencia probatoria se puede negociar con los acusados el reconocimiento de la culpa y fijar la condena sin llegar a juicio. El nombre de Corradi apareció en 2009 cuando decenas de sordos italianos del Instituto Antonio Próvolo de Verona dijeron haber sido abusados por una veintena de religiosos desde la década de 1950.

"Informes secretos"

"Si la Iglesia se preocupara por evitar los abusos, estos chicos nunca hubiesen sido abusados", dijo este lunes Anne Barret Doyle, codirectora de BishopAccountability.org. El Papa Francisco y Benedicto sabían que Corradi estaba acá, el Arzobispado de Mendoza sabían también que Corradi había sido acusado y denunciado en Italia. Pero nunca lo sacaron del frente del instituto".

La activista solicitó que se haga público el documento que el arzobispo de Mendoza entregará al Papa en la mencionada visita ad limina apostolarum (a los umbrales de las basílicas de los apóstoles). “Estamos familiarizados con el documento que se va a presentar. Es un documento que incluye información sobre distintos aspectos de la Iglesia, pero también sabemos que hay informes secretos sobre casos de abusos. El propio Papa debería hacer público ese documento”, destacó la mujer.

Hasta 2017 66 sacerdotes, monjas y otros religiosos que desde 2001 fueron acusados de abusar presuntamente de docenas de personas, según la base de datos de BishopAccountability.org. En varios casos no hubo investigaciones canónicas ni judiciales.

Por el hecho, se encuentra detenido el cura Horacio Corbacho, de 57 años, el monaguillo Jorge Bordón (50) y el exjardinero del lugar, Armando Gómez (46). La causa por abusos a chicos sordos e hipoacúsicos en el Próvolo tiene además 14 imputados, a tres de los cuales se les concedió la prisión domiciliaria: el cura italiano Nicolás Corradi (82); la monja japonesa Kumiko (42), y la ex representante legal Graciela Pascual. En tanto,  José Luis Ojeda (41), ex empleado del Próvolo, fue sobreseído.

Francisco "tiene una enorme responsabilidad"

La lista de abusadores fue publicada en internet y especificaba que Corradi estaba en Argentina. Además, su nombre volvió a aparecer en una carta dirigida a Francisco en 2014 en la que las víctimas italianas le hacían notar que Corradi estaba en Argentina desde los años 80. Sin embargo, permaneció dirigiendo el instituto para sordos en Mendoza hasta que a fines de 2016 las denuncias se hicieron públicas. En ese momento, el arzobispado de Mendoza, de quien depende la institución, emitió un comunicado donde expresaron: "Nos entristecen e indignan dichos sucesos. Manifestamos nuestra solidaridad y cercanía con las víctimas de los hechos objeto de la denuncia".

En Argentina no existe un registro oficial de denuncias judiciales sobre abusos cometidas por integrantes del clero. Según BishopAccountability.org, en Argentina 96 sacerdotes, hermanos y monjas fueron acusados públicamente de abuso sexual infantil.

Barret-Doyle dijo que esas y las otras organizaciones querían acompañar el clamor porque se haga justicia de las víctimas de Próvolo. “El papa Francisco les debe una disculpa por su complicidad y silencio. Las víctimas italianas le advirtieron durante años que Corradi y otros trabajaban con niños en Argentina. El Papa no hizo nada”, sostuvo. También afirmó que Francisco debería investigar al arzobispo de Mendoza Marcelo Colombo por negarse “a proporcionar información sobre los abusadores del Próvolo a los fiscales”.

“Si el papa no puede terminar con los abusos y el encubrimiento en Argentina, no será capaz de hacerlo en ningún otro lugar. Aquí es donde tiene más poder, influencia, es simbólicamente el país más importante en la lucha contra el abuso en el mundo”, dijo a Peter Isely, miembro fundador de Ending Clergy Abuse (ECA). Anne Barrett Doyle, codirectora de Bishopaccountability.org, dijo por su parte que mientras en otros países se han detectado miles de casos de abusos, en Argentina casi no se observan “investigaciones penales ni litigación” al respecto. "La mayor batalla para la tolerancia cero ocurre en Argentina", Isely, quien también fue víctima de abuso sexual en la iglesia

Caso Próvolo: por qué el Papa Francisco sabía de los abusos

“Estamos acá pidiendo que el Papa vuelva a Argentina, se haga cargo de la situación y pueda sacar algo de luz sobre lo que está ocurriendo. Nunca un Papa que asumió como tal no volvió a su país estando en esas funciones. ¿Por qué entonces Francisco no viene a Argentina? Enfáticamente creo que la razón por lo que no lo hace es por los abusos, porque no se ha comprometido con el Caso Próvolo ni con ninguno de los casos que se han denunciado en el país. El del Próvolo es el caso más importante y más emblemático de los que han ocurrido”, destacó Isely, quien indicó además que Francisco “tiene una enorme responsabilidad para con los sobrevivientes de Argentina, al ser su país”.

D.S.


Temas

Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4697

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.

Positive SSL Wildcard