miércoles 26 de febrero de 2020 | Suscribite
BLOOMBERG / COMERCIO INTERNACIONAL
miércoles 25 diciembre, 2019

Los consumidores en Asia quieren bolsos de Europa, no supermercados

Pese a que las marcas de consumo globales se están volviendo más dependientes de Asia para la venta de todo tipo de productos, desde elegantes bolsos hasta leche de fórmula para bebés, los minoristas europeos siguen retirándose de los mercados de más rápido crecimiento del mundo.

Rebecca Smith

Louis Vuitton Inaugurates New Luxury Leather Goods Workshop Foto: Bloomberg
miércoles 25 diciembre, 2019

Pese a que las marcas de consumo globales se están volviendo más dependientes de Asia para la venta de todo tipo de productos, desde elegantes bolsos hasta leche de fórmula para bebés, los minoristas europeos siguen retirándose de los mercados de más rápido crecimiento del mundo.

La cadena británica Tesco Plc, que este mes ha dicho que está considerando la venta de sus operaciones en Tailandia y Malasia, es solo la más reciente. A principios de este año, la alemana Metro AG y Carrefour SA, de Francia, se deshicieron de las grandes superficies comerciales en China. Marks & Spencer Group Plc, del Reino Unido, se adelantó a ambas al completar su retirada de la región el año pasado.

El repliegue, que supone un cambio frente a una expansión de veinte años, contrasta con el crecimiento continuo de las compañías de lujo europeas, como LVMH y Kering SA, las cuales han aprovechado una ola de demanda de bolsos Louis Vuitton y de diseños de Gucci en China. Mientras que los productores de artículos convencionales como los fabricantes de leche de fórmula para bebés Danone y Reckitt Benckiser Group Plc han informado de problemas en China, también dependen cada vez más de Asia.

Los supermercados europeos y las grandes cadenas minoristas han decidido que pueden prescindir del mercado chino donde el gasto del consumidor está disminuyendo en medio de una guerra comercial con Estados Unidos. Muchos de ellos tienen que enfrentarse a problemas en su propio territorio, como el brexit o las protestas y huelgas en Francia.

"A las empresas que tienen una posición de lujo o prémium les va mucho mejor en Asia" que las que venden artículos cotidianos, dijo Ray Gaul, vicepresidente sénior de análisis minorista de la firma Kantar. "Los operadores de supermercados para compras cotidianas han tenido dificultades".

Competidores locales

Los minoristas occidentales de supermercados han esquivado en gran parte los conflictos políticos que han afectado a algunas marcas de lujo y la Asociación Nacional de Baloncesto, pero han tenido dificultades para diferenciarse en un mercado donde competidores locales como Yonghui Superstores Co. están creciendo.

Tesco, el mayor minorista británico, trasladó su negocio de China a una sociedad conjunta en 2013 y salió de Corea del Sur dos años después. La compañía podría utilizar los ingresos de una venta de sus operaciones en Malasia y Tailandia, que según los analistas podrían alcanzar más de US$9.000 millones, para reestructurar su negocio en el Reino Unido, en el que ha recortado miles de empleos, y cambiar a nuevos formatos, incluidas tiendas sin cajas de pago ante la competencia de las tiendas de descuento y presión a los precios relacionada con el brexit.

Muchas cadenas europeas "han tenido que redirigir la inversión para proteger sus operaciones principales", dijo Nick Miles, jefe de análisis de Asia en el Instituto de Distribución de Comestibles.

Al comienzo de la década de 1990, Carrefour comenzó a abrir más de 200 hipermercados que venden desde alimentos hasta artículos ferretería en China, antes de cambiar de rumbo. En junio, vendió el 80% de sus operaciones chinas a su rival local Suning.com Co., en la salida más reciente de un mercado asiático para la compañía después de India, Japón y Corea del Sur. Carrefour se retiró de la India hace cinco años, un mercado donde las pesadas regulaciones han mantenido a raya a muchos minoristas extranjeros.

Metro acordó en noviembre vender su negocio de China a Wumei Technology Group Inc. Los analistas han citado sus negocios de Japón, India y Pakistán como posibles desinversiones.

Algunos minoristas occidentales están resistiendo la tendencia y expandiéndose en Asia, a menudo con la ayuda de participantes locales con experiencia crítica del mercado. Auchan Retail SA, de Francia, por ejemplo, aumentó su participación en Sun Art cuando Alibaba invirtió en el minorista cotizado en Hong Kong.

En noviembre, Walmart Inc. dio a conocer planes para abrir cerca de 500 tiendas y depósitos en cinco o siete años en China. La compañía con sede en Bentonville, Arkansas, tiene una asociación con un minorista local en línea JD.com Inc.


Comentarios

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4917

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: María José Bonacifa | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Editorial Perfil S.A.