jueves 29 de julio de 2021
ELESPIA el país en OFF
11-04-2021 03:55

El Espía

11-04-2021 03:55

Clásico sin fronteras: los hijos de los presidentes desnudan sus intimidades

Los hijos e hijas de los mandatarios de acá y del mundo podrían ser parte de un video similar al que dirigió y produjo Miguel Granados con los de hijos de famosos locales. Incluso con el tono irónico que el comunicador le imprimió al suyo en su momento. Desde la etapa democrática, Argentina puede aportar varios nombres a una megaproducción, no solamente a Dyhzy Fernández Luchetti. En el extremo del continente americano tampoco le van en zaga. Por mencionar algunos casos: desde las hijas de George Bush (hijo) y sus andanzas al volante en estado burbujeante, la hija mayor de los Obama sumándose a mundo del espectáculo, e Ivanka Trump que pasó de diseñar ropa a asesora presidencial con marido incluido. Y ahora se suma Hunter Biden y con libro incluido que salió –en Estados Unidos– hace menos de una semana , “Beautiful Things, A Memoir” (Cosas hermosas, memoria). A esta altura, que el hijo del hoy presidente de una de las dos potencias mundiales relate algunos de sus peores momentos de la vida debido a sus adicciones a las drogas y el alcohol no sorprende. Hace tiempo que cuestiones de ese tipo dejaron de ser patrimonio de Hollywood, del rock o de espacios marginales. Hoy incluso genera cercanía y humaniza que alguien con ciertos privilegios muestre su vulnerabilidad. Pero en los adelantos que circularon el foco sobre Hunter Biden se puso en otra cuestión: su paso como asesor de Burisma, una empresa ucraniana. Por ese hecho, hubo una investigación motorizada por entonces por los republicanos y más tarde la intervención directa de Trump como presidente. El fallo fue favorable a Hunter Biden pero esa es otra historia. Lo que “sorprende” es que hoy comente que si bien reconoce  el nombre de su padre le “abrió puertas que no se les hubieran abierto a otras personas”, ese hecho “fue a la vez un privilegio y una carga” y que no midió que para la empresa ucraniana que lo contrató tener a un Biden en el consejo asesor era “oro” y “que en retrospectiva, es difícil de creer cómo pude haber pasado eso por alto”. Esa situación con la empresa ucraniana que le causó alguno dolores de cabeza a Joe Biden se dieron cuando su hijo Hunter tenía 49 años, no era ni adolescente ni un joven recién iniciado en los negocios. Es como él mismo dice, es cuestión de buena intención, aceptar que no se dio cuenta del valor de llamarse Biden. 

 

Ataque permanente

Ante la actitud de constante agitación sin fundamentos de Patricia Bullrich, que María Eugenia Vidal comentara que a veces chatea con Máximo Kirchner “sobre definiciones de política bonaerense” llevó a la intemperante presidenta del PRO a que la considere como “tibia” o “traidora”. En la vereda donde se agrupan las y los integrantes de Juntos por el Cambio que ocupan tiempo en gestión y no en redes, ya no hay tiempo ni ganas para llamarla a Bullrich para acordar juego limpio en la coalición opositora, sobre todo porque hay otras prioridades 

y urgencias, además de una próxima campaña electoral donde la ex ministra de Seguridad va a jugar fuerte. Ya Fernán Quirós pasó por una situación similar cuando opinó sobre el caso Ginés González García. Bullrich pretendía que el ministro más popular de Larreta escupiera fuego contra el ex funcionario y, por no lo hacerlo, también lo descalificó.

En esta Nota