lunes 06 de febrero de 2023
ESPECTACULOS Montecristo rompi el rating: alcanz los 38,4 puntos

Un amor, una venganza y un merecido aplauso

Más de siete mil personas deliraron en el Luna Park. Compartieron con los protagonistas el desenlace de una ficción que se animó a tratar la apropiación ilegal de niños en la dictadura. Echarri y Furriel, ovacionados.

28-12-2006 13:38

Más de siete mil personas colmaron ayer el Luna Park. El público, en su mayoría mujeres deseosas de ver en vivo y en directo a los personajes que siguieron durante nueve meses frente a la pantalla de TV, vibraron a medida que se acercaban los minutos finales del exitoso ciclo de Telefé.

Sin embargo, el teatro estalló finalmente cuando, tras la última escena, el elenco casi completo de Montecristo salió a saludar al público al ritmo de la cortina musical de la tira y una lluvia de papelitos plateados.

Los preparativos para ver el final de Montecristo en el Luna Park comenzaron temprano. Por la tarde se podía ver en las inmediaciones del estadio una larga fila de fanáticos que buscaban ingresar lo antes posible para conseguir buenas ubicaciones.

Pasadas las 21, los actores comenzaron a llegar. Al mejor estilo Hollywood, entraron al Luna Park luego de transitar la clásica alfombra roja, plagada de periodistas ansiosos por un adelanto del final de la novela de Telefé.

Pablo Echarri llegó último, y luego de que el elenco completo se acomodó tras las cortinas del escenario, llegó la introducción de Marley. Minutos antes de la emisión, el público gritó emocionado y expectante.

Por fin se pudieron ver los últimos momentos, hasta ese momento secretos, de la novela protagonizada por Echarri, Paola Krum y Joaquín Furriel; escrita por Adriana Lorenzón y Marcelo Camaño y con una línea de actores secundarios de primer nivel.

La emoción, la intriga y el suspenso se sucedieron por más de una hora, cuando las historias, que se centraron en el tema de los desaparecidos, la venganza y la justicia, se fueron esclareciendo. El cuidado tratamiento de la apropiación ilegal de niños y las violaciones a los derechos humanos merecieron el elogio de la titular de las Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, entre otros.




El final de Alberto Lombardo, ajusticiado por su propio hijo, y la última escena de la tira, cuando todos creyeron que Laura estaba muerta mientras Santiago Diaz Herrera se combatía a duelo con Marcos Lombaro, fueron las más ovacionadas.


Al término de la emisión, que midió 38,4 puntos de rating, todos los actores salieron a saludar a los miles de fanáticos que no paraban de aplaudir. Echarri aseguró que extrañará la tira y agradeció a los espectadores mientras que Paola Krum se mostró satisfecha con el producto.

En esta Nota