26 nov 2020
INTERNACIONAL |Nueva edición
viernes 20 noviembre, 2020

L'Osservatore Romano de esta semana: "Los pobres están en el centro del Evangelio"

Se destaca en este número la homilía de la misa de la Jornada mundial de los pobres que se incluye en forma completa y oficial.

Osservatore Romano de este semana. Foto: Cedoc

El texto en primera página de este nuevo ejemplar del L'Osservatore Romano en español, marca el rumbo de esta edición: “Los pobres están en el centro del Evangelio”. Se trata de una frase fundamental en el pontificado del Papa Francisco que fue pronunciada en la homilía de la misa de la Jornada mundial de los pobres que se incluye en forma completa y oficial en la página tercera.

En esa oportunidad, el Papa Bergoglio también expresó que: “Necesitamos repetir esto, repetirlo muchas veces: No sirve para vivir el que no vive para servir. Debemos meditar esto: No sirve para vivir el que no vive para servir. ¿Pero cuál es el estilo de servicio? En el Evangelio, los siervos buenos son los que arriesgan. No son cautelosos y precavidos, no guardan lo que han recibido, sino que lo emplean. Porque el bien, si no se invierte, se pierde; porque la grandeza de nuestra vida no depende de cuánto acaparamos, sino de cuánto fruto damos. Cuánta gente pasa su vida acumulando, pensando en estar bien en vez de hacer el bien. ¡Pero qué vacía es una vida que persigue las necesidades, sin mirar a los necesitados! …Hoy, en estos tiempos de incertidumbre, en estos tiempos de fragilidad, no desperdiciemos nuestras vidas pensando sólo en nosotros mismos, con esa actitud de indiferencia…No lo olviden: los pobres están en el centro del Evangelio; el Evangelio no puede ser entendido sin los pobres.

Los pobres tienen la misma personalidad que Jesús, que siendo rico se despojó de todo, se hizo pobre, se hizo pecado, la pobreza más fea. Los pobres nos garantizan un rédito eterno y ya desde ahora nos permiten enriquecernos en el amor. Porque la mayor pobreza que hay que combatir es nuestra carencia de amor”

En ese mismo sentido, el Santo Padre pidió “tender la mano a quien lo necesita” en oportunidad del Ángelus del 15 de noviembre. En esa tradicional oración desde el palacio vaticano hacia la plaza San Pedro, el Sumo Pontífice también se refirió a la cercanía de los más necesitados, una de las llaves indispensables para comprender su pontificado. Dijo que “A veces pensamos que ser cristianos es no hacer el mal. Y no hacer el mal es bueno. Pero no hacer el bien no es bueno. Tenemos que hacer el bien, salir de nosotros mismos y mirar, mirar a quienes tienen más necesidad. Hay mucha hambre, incluso en el corazón de nuestras ciudades, y tantas veces entramos en esa lógica de la indiferencia: el pobre está ahí y miramos para el otro lado. Tiende tu mano al pobre: es Cristo. Sí, algunos dicen: “Estos sacerdotes, estos obispos que hablan de los pobres, de los pobres. ¡Nosotros queremos que nos hablen de la vida eterna!”. Escuchad, hermano y hermana, los pobres están en el centro del Evangelio. Es Jesús quien nos ha enseñado a hablar a los pobres, es Jesús quien ha venido por los pobres. Tiende tu mano al pobre. Has recibido muchas cosas, ¿y dejas que tu hermano, tu hermana, muera de hambre? Queridos hermanos y hermanas, que cada uno diga en su corazón esto que Jesús nos dice hoy, que repita en su corazón: “Tiende tu mano al pobre”. Y Jesús nos dice otra cosa: “Sabes, el pobre soy yo”. Jesús nos dice esto: “El pobre soy yo”.

Finalmente, y en oportunidad al mensaje a la congregación de la Pasión de Jesucristo, el Papa Francisco invitó a la misión entre los pobres y los débiles. En un mensaje al Rev. Padre Joachim Rego, el Santo Padre expresó entre otras consideraciones que: “No se le escapa a nadie que vivimos hoy en un mundo donde nada es como antes. La humanidad se encuentra en la espiral de cambios que ponen en tela de juicio no sólo el valor de las corrientes culturales que la han enriquecido hasta ahora, sino incluso la íntima constitución de su ser…Que esta preocupación misionera se dirija sobre todo a los crucificados de nuestro tiempo: los pobres, los débiles, los oprimidos y los descartados por las múltiples formas de injusticia.

Además de cuatro artículos de los/as redactores estables de esta edición del diario vaticano en lengua española se incluye como es habitual el texto completo de la Catequesis del Papa en oportunidad de la Audiencia General de los miércoles.


Comentarios

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 5191

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: María José Bonacifa | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Editorial Perfil S.A.