domingo 26 de enero de 2020 | Suscribite
POLITICA / Estaban detenidos desde 2017 y 2018, respectivamente
sábado 14 diciembre, 2019

Beneficiados por un fallo de la Cámara de Casación, excarcelan a De Vido y Baratta

por Cecilia Devanna

Cuadernos. La Cámara ordenó al TOF 7 que emita una nueva decisión, urgente, respecto al pedido de morigerar sus reclusiones. Foto: ap / telam
sábado 14 diciembre, 2019

El ex ministro de Planificación, Julio De Vido, y el ex secretario en esa cartera, Roberto Baratta, fueron excarcelados anoche en el marco del caso de los cuadernos de las coimas, y al cierre de esta edición se esperaba que ambos dejen el penal de Ezeiza. Fue por una decisión de último momento del Tribunal Oral Federal (TOF) 7, que llegó pocas horas después de que la Sala I de la Cámara Federal de Casación Penal anulara los fallos con los que el TOF había rechazado sus excarcelaciones y le ordenara  que emitiera una nueva decisión, de forma urgente, respecto de los pedidos de morigerar las condiciones de ambos, bajo las nuevas disposiciones del Código Procesal Penal.

De Vido saldrá del penal de Ezeiza rumbo a su chacra de Puerto Panal, Zárate, donde seguirá con prisión domiciliaria en el caso de Yacimiento Carbonífero Río Turbio (YCRT), en tanto que Baratta recuperará su libertad.

Los ex funcionarios estaban detenidos con prisión preventiva en este caso desde agosto de 2018, en tanto que De Vido ya estaba preso desde octubre de 2017 en la causa de YCRT, en la que ya le había sido otorgada la prisión domiciliaria hace pocas semanas.

La decisión de Casación motivó lo que sucedió a última hora de anoche y  tiene un fuerte impacto en el escenario político actual, en el que las prisiones preventivas dictadas durante los cuatro años del macrismo se convirtieron en uno de los principales puntos de críticas del flamante oficialismo. Del presidente Alberto Fernández a la vice, Cristina Fernández de Kirchner, pasando por la ministra de Justicia, Marcela Losardo, fueron sólo algunos de los que se expidieron sobre el tema.

La resolución de la Sala, conocida durante la tarde, fue por mayoría: los jueces Diego Barroetaveña y Daniel Petrone, fueron por un lado, y la camarista Ana María Figueroa, por otro.

Los camaristas habían puesto bajo la lupa que el TOF 7 no haya explicado por qué mantuvo la prisión preventiva sobre De Vido y, en cambio, no aplicó otras medidas menos nocivas. Para los camaristas se entendió que no se había efectuado un análisis adecuado de los motivos por los que los jueces del tribunal se decidieron por la medida cautelar más severa, es decir, la prisión preventiva.

“La prisión preventiva no puede tener fines que no sean procesales, ni carácter punitivo a la par que no debe establecerse como una regla general en el proceso”, sostuvo Barroetaveña.

El ex ministro De Vido estaba detenido desde octubre de 2017, cuando, tras ser desaforado en el Congreso  de la Nación -entonces detentaba el cargo de Diputado- quedó a disposición del juez Luis Rodríguez, quien investigaba la causa por los posibles desmanejos entorno de la causa de YCRT. Por su parte, Baratta, hombre de máxima confianza de De Vido, quedó preso el 1 de agosto de 2018, en el marco del caso de los cuadernos de las coimas. Allí también se le dictó la prisión preventiva a De Vido. Ambos, están procesados como organizadores de la asociación ilícita que, para la justicia, operó en la Argentina entorno de la Obra Pública entre 2003 y 2015.


El ex ministro inició huelga de hambre

Mientras se define su situación, con lo que podría recuperar su libertad o que, al menos ,se le mejoren sus condiciones con una prisión domiciliaria, el ex ministro Julio De Vido comenzó este jueves una huelga de hambre.

Es en protesta contra la presunta violación de sus “derechos constitucionales de igualdad”, según él mismo ex funcionario de Obra Pública del kirchnerismo explicó a través de una carta que trascendió desde la prisión. En su misiva, De Vido, sostuvo: “A partir de la fecha me negaré, en principio, a recibir los alimentos que me suministra el SPF en esta UPF Nro 31”.

Su decisión de comenzar la huelga se debe, según manifestó, a una “medida de protesta y reclamo a razón de la violación de mis derechos constitucionales de igualdad ante la ley y presunción de inocencia desconocidos en las resoluciones judiciales en mi contra, de que he sido objeto en las causas en las que se me han armado en el marco de la feroz y despiadada persecución que he sufrido desde el 10-12-2015 por parte de los tres poderes del Estado, con privación ilegítima de mi libertad desde el 26-10-2017”. De Vido sostuvo que la elaboración de las causas judiciales por corrupción que cursan en su contra “fueron coordinados por los jueces y fiscales”.

El ex ministro tiene prisiones preventivas en las causas de Yacimiento Carbonífero Río Turbio (YCRT) y Cuadernos, además de estar condenado por la Tragedia de Once (aunque aún no está firme) a cinco años y ocho meses de prisión.


Temas

Comentarios

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4886

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: María José Bonacifa | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Editorial Perfil S.A.