Soleado
Temperatura:
14º
Ciudad:
Buenos Aires
martes 16 de julio de 2019 | Suscribite
POLITICA / cadena nacional N 42
lunes 5 octubre, 2015

CFK y la timidez de Máximo: "Es buena señal que se ponga colorado, tiene vergüenza"

Inauguró obras en Santa Cruz y la Gral Paz. Ante el mutismo de su hijo, Cristinajustificó: "Todos deberíamos tenerla para no hacer determinadas cosas".

Foto: Dyn

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner encabezó un acto en Tecnópolis e hizo uso de la cadena nacional por 42° vez para inaugurar dos obras viales con la presencia de su hijo y candidato a diputado por Santa Cruz, Máximo Kirchner y su cuñada candidata a gobernadora por la misma provincia, Alicia Kirchner. 

Como lo hiciera en la UTN en Río Gallegos, Cristina volvió a inaugurar obras en Santa Cruz para impulsar la campaña electoral de su hijo y su cuñada. Esta vez, por teleconferencia, la mandataria celebró el restablecimiento del servicio ferroviario de cargas entre las estaciones de Las Heras y Puerto Deseado, en la provincia de Santa Cruz, después de 37 años de inactividad.

A su vez, la mandataria con el candidato presidencial del oficialismo, Daniel Scioli, a su lado destacó el pago del Boden 2015, las obras de infraestructura vial que se realizaron en el país durante el kirchnerismo y pidió un voto de confianza para continuar con el modelo: "Hay que seguir con el proyecto para que se sigan las obras”, dijo desde Tecnópolis. 

La presidenta recordó en qué contexto se emitió el pago del BODEN 2012 y deslizó un palito contra un asesor económico de un presidenciable: "Por ahí alguien anda promocionando a ministros de Economía y demás. En el año 2002 se emitió el BODEN 2012, era para pagar el corralito y la pesificación asimétrica ¿se acuerdan?, lo pagamos nosotros al corralito", contó.

"¿Quién pagó la primera couta adivinen? ¿Napoléón, Julio César o Néstor Kirchner? Acertaste, Néstor Kirchner pagó la primera cuota”, preguntó con ironía la mandataria para luego indicar que "la última cuota, la del vencimiento la del año 2012, no fue Mariquita Sánchez de Thompson ni Manuelita Rosas, fui yo la que pagué en nombre de los 40 millones de argentinos".

Al Sur. La presidenta también cruzó palabras con el ministro de Interior y Transporte, Florencio Randazzo, y con su cuñada, Alicia Kirchner, pero no pudo hablar con Máximo debido a su su timidez: "Muchas gracias, un beso para todos y en especial para uno que tenés al lado (Máximo) que no te va a hablar ni loco”, lanzó.

“Ahí se puso colorado, lo hicieron poner colorado y todo... es buena señal que un dirigente se ponga colorado y es que tiene vergüenza, es una cosas que todos tenemos que tener siempre, vergüenza, para no hacer determinadas cosas", justificó la mandataria el silencio de su hijo. 


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4692

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.

Positive SSL Wildcard