jueves 12 de diciembre de 2019 | Suscribite
SALUD /
miércoles 3 febrero, 2010

Qué hacer frente a los primeros síntomas de un infarto

La consulta temprana permite reducir la mortalidad natural en un 90%. Cuándo hacerla. Recomendaciones.

Foto: Cedoc
miércoles 3 febrero, 2010

En Argentina, se producen ciento nueve infartos por día: casi 5 infartos por hora. Para poder realizar un diagnóstico, y por lo tanto un tratamiento adecuado a tiempo, resulta fundamental saber cómo se debe actuar frente a los primeros síntomas.

Según el Insitituto Cardiovascular de Buenos Aires (ICBA), se debe visitar de inmediato a un profesional cuando se comienza a sentir un dolor opresivo en el pecho que se irradia al cuello y que a veces se acompaña de sudoración. También se suele sentir dolor en un brazo. Es importante consultar apenas aparecen estos síntomas, ya que la atención que se brinda durante las primeras horas permite reducir la mortalidad natural en un 90%.

La inmediatez en la consulta es fundamental ya que el tratamiento que se aborde inicialmente reducirá complicaciones a corto y a largo plazo. El objetivo, durante la etapa aguda del infarto, es eliminar la obstrucción de la arteria que provoca el problema, por medio de una angioplastia o con drogas trombolíticas que diluyan el coágulo. Además, se intenta reducir lo más posible la inflamación del músculo cardíaco.

Cifras. De los 40.000 infartos que tienen lugar en el país al año, tan sólo 12.000 reciben tratamiento apropiado en las primeras horas. En el 25% de los casos, el paciente muere en los primeros meses posteriores al infarto. Seis horas es el promedio que demoran los pacientes en acudir a la guardia luego de los primeros síntomas. Si se toma conciencia de la situación y se actúa en consecuencia, las víctimas fatales podrían disminuir considerablemente.

Consejos. El ICBA efectuó una lista de recomendaciones para cuidar el organismo de posibles infartos. En primer lugar, no hay que fumar. El consumo de tabaco está directamente relacionado con un aumento en el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. Además, se debe controlar el peso y, sobre todo, la medida de la cintura abdominal. El sobrepeso es enemigo del corazón, sobre todo si los kilos de más se localizan en el área abdominal.

También es importante controlar los niveles de colesterol, triglicéridos y azúcar en sangre. La acumulación excesiva de lípidos en la sangre puede contribuir a obstruir las arterias, por eso es necesario reducir en la dieta el consumo de grasas saturadas y analizar periódicamente los niveles de colesterol en sangre.

Se debe evitar la hipertensión arterial si se quiere cuidar el corazón. Finalmente, resulta fundamental mantener una dieta equilibrada, tener una rutina de actividad física acorde al cuerpo de cada uno y moderar el consumo de alcohol.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4841

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.