jueves 06 de agosto de 2020 | Suscribite
UNIVERSIDADES / Perfil Educación
miércoles 8 julio, 2020

Victoria Donda: "Máximo Kirchner es uno de los mejores de nuestra generación"

La titular del Inadi participó del Ciclo de Entrevistas organizado por estudiantes de Periodismo de Perfil. Cómo solucionó sus diferencias con Cristina Kirchner y con La Cámpora. Críticas a la causa de los cuadernos y a Baby Etchecopar.

Entrevista a Victoria Donda Foto: Capturas de pantalla

Victoria Donda visitó de forma virtual la Escuela de Comunicación para participar de una conferencia de prensa organizada por estudiantes de Periodismo de Editorial Perfil. Marcó diferencias entre las políticas ejecutadas entre Sabina Frederic, Sergio Berni y Patricia Bullrich en materia de seguridad. “Las críticas de Berni parecen querer debilitar más que fortalecer al Gobierno”, criticó. También habló de su relación con la Cámpora y aclaró que en los últimos años protagonizó un profundo cambio en su mirada sobre Cristina Kirchner, pesar de que sigue manteniendo ciertas diferencias.

Por otra parte, aseguró que la causa de los cuadernos es “un guión de película de terror” y adelantó que desde el Inadi analizaron los dichos de Baby Etchecopar y emitirán una resolución al respecto. “no van a existir más los Baby Etchecopar”, aseguró Donda en el Ciclo de Entrevistas a cargo de Rodrigo Lloret.

—Fabián Gutiérrez fue un ex secretario de Cristina Fernández de Kirchner que declaró en la causa de los cuadernos. ¿Qué piensa sobre esa investigación?

Yo creo que la causa terminó siendo lo que una vez me dijo el fiscal Delgado, quien yo respeto mucho: es un guión de una película de terror. Las causas judiciales, se van construyendo de acuerdo a los distintos aportes que cada una de las partes va haciendo. Esta causa es una muestra de cómo los espías ilegales y la utilización ilegal de la inteligencia puede operar en causas judiciales, como la ley de los arrepentidos.

—¿Existen diferencias entre Sergio Berni y Patricia Bullrich?

Sí, claro que hay diferencias entre los dos. No estoy de acuerdo con la concepción política de seguridad que tiene Sergio Berni. En cambio, Sabina Frederic es una de las mejores ministras, es una mujer a quién admiro muchísimo. Se me ha revelado una persona que gestiona en una de las carteras más difíciles para ser mujer. La seguridad es un área dura y ella va a contramano de los discursos facilistas y mentirosos. Es una mujer en la cual confió. Con respecto a Berni no es un secreto que no coincido con la doctrina de política de seguridad que plantea. Sí respeto la decisión del gobernador Axel Kicillof y por eso jamás lo he criticado públicamente, pero la verdad es que ha llegado un momento donde las críticas de Berni parecen querer debilitar más que fortalecer al gobierno de la provincia de Buenos aires como al nacional.

—Algunos comunicadores sostienen que en Argentina no hay libertad de expresión. ¿Usted qué opina?

Me gustaría discutir con esos comunicadores cual es la concepción de la libertad de expresión que tienen. En este país hay libertad de expresión. En Radio Mitre se dijo que desde el Inadi estábamos regalando libros de Perón. Esto sucedió a raíz de un post que yo hice de un libro peronista que le regalaron a mi hija. Dejan instalada cualquier cosa. Tenemos que desarmar estos relatos construidos sobre posverdades, ya que es algo que se repite tanto que termina siendo verdad y no porque realmente se dijo. Creo que ese es el problema de la información y no la falta de libertad de expresión. Es cierto que no se puede decir cualquier cosa, debería haber más responsabilidad con respecto a lo que se comunica, más tradición de la profesión.

—Debido a lo sucedido con Baby Etchecopar, ¿usted acuerda con la posibilidad de establecer límites sobre lo que un comunicador puede decir?

Cuando vos fomentas el odio, el miedo, la muerte, la violencia, creo que es un límite en la libertad de expresión. El problema es qué haces con los tipos como Baby Etchecopar, se pueden aplicar leyes antidiscriminatorias o una denuncia en el Inadi. De hecho, de Baby tenemos muchísimas acusaciones en el Instituto por lo último que dijo. Vamos a emitir una resolución analizada por un grupo de expertos que investigue lo que Etchecopar plantea. El asunto es que tenemos que construir una sociedad donde los Baby Etchecopar sean repudiados y no tengan audiencia, porque el problema es que la gente lo sigue escuchando. Cómo hacemos para que el oyente que escucha eso le parezca terrible y cambien de dial. Los empresarios que tienen radios podrán ser todo lo que quieran, pero no van a querer perder plata. Cuando logremos tener una sociedad donde lo que diga Baby sea repudiado masivamente, no van a estar más, no van a existir más los Baby Etchecopar. Necesitamos una sociedad donde esos Baby Etchecopar no sean más escuchados, porque no resulta atractivo ni gracioso. A nadie le parece bien que un locutor o un comunicador social insulte de esa forma.

—¿Usted confía en que este año se sancionará la ley de aborto legal?

Yo creo que sí, tenemos muchas posibilidades de sacarla. Me parece que es necesario tener a la sociedad movilizada y organizada como la tuvimos para poder sacarlo. Lamentablemente, en este momento de cuarentena, donde ni siquiera puede haber un Congreso que físicamente pueda debatir es difícil. Hoy la estrategia está a cargo de las diputadas y senadoras. Creo que tenemos todas las condiciones para que este año tengamos una ley de interrupción voluntaria del embarazo. 

Victoria Donda en el Ciclo de Entrevista

—¿Qué opina de Máximo Kirchner?

Máximo Kirchner es uno de los mejores de nuestra generación por cómo se está formando, por como interviene y por su interpretación de la realidad política. Es un gran dirigente nacional y es un compañero con el que tengo la posibilidad de dialogar habitualmente y quien me sorprende gratamente cada vez que puede intervenir en la realidad.

—¿Ve a Máximo Kirchner como un candidato a presidente en 2023?

Lo veo como lo que él quiera ser en el 2023. No sé si va a ser candidato, esa es una decisión de la fuerza política que representa. Es uno de los dirigentes nacionales más importante porque es el presidente del bloque de Diputados. El desafío de dirigir el Congreso en pandemia es suficientemente grande como para ello agregarle el peso de estar pensando que vamos a hacer en 2023.

—¿Como fue su cambio en relación a lo que antes pensaba sobre Máximo Kirchner y sobre La Cámpora?

Con Máximo no tenía relación y creo que su intervención pública actual es más evidente que de antes. No me sorprendió. Pero si tuve la posibilidad de dialogar con dirigentes de La Cámpora, como con Andrés Larroque. No pienso como cuando asumí en la Cámara de Diputados y tenía 27 años. Ha pasado bastante agua debajo del puente. Lo que teníamos que resolver, lo resolvimos.Una de las cosas que más me dolieron, y no es un secreto, fue cuando asumí por segunda vez como diputada. Hubo cantos y gritos desde las gradas. Pero lo bueno de los dirigentes políticos es mostrarse como seres humanos y equivocarnos, cambiar, corregir y volver a empezar.

—Usted dijo que la cuarentena exacerbó los comportamientos discriminatorios, ¿Siente que el Gobierno de Fernández está haciendo algo al respecto? 

Lo primero que hizo el Gobierno fue revitalizar el Instituto Nacional contra la Discriminación, el Racismo y la Xenofobia. No porque me hayan nombrado a mí, sino porque demuestra la fortaleza con que abordan el tema. Hubo decisión política de terminar con las conductas de violencia. Tener un espacio institucional como el Inadi que luche contra esas formas de violencia y acompañe a la sociedad a la defensa de sus derechos es una forma de luchar contra todo ello.

—¿Qué opina sobre la relación entre Cristina Kirchner y Alberto Fernández?

—Con Cristina fui muy crítica, algunas críticas las mantengo y las discutiría. Creo que en estos diez años todos y todas hemos cambiado. Yo he cambiado muchas cosas y creo que alguna de las opiniones que le hice fueron injustas, extemporáneas y estaban equivocadas. Me hago cargo de algunas miradas que tuve en ese momento que hoy creo que no fueron las correctas. En cambio, yo no votaría la ley antiterrorista, lo sostengo, y la asunción de Milani sigo creyendo que fue un error de análisis. La relación personal con el Presidente la desconozco porque no soy parte de los círculos íntimos de ninguno de los dos.

—¿Qué pasó con el cuestionado nombramiento en el Inadi de Ana Beatriz Priolo que había estado denunciada por casos de corrupción?

Cuando nosotros pedimos sus antecedentes en el Veraz no saltó ninguna causa judicial. Ella en la entrevista laboral tampoco lo contó. Es una mujer con 20 años de experiencia y que tiene un buen currículum. Cuando nos enteramos le pedimos la renuncia.

—¿Algún comentario final que le gustaría realizar para cerrar la entrevista?

Quiero agradecer este Ciclo de Entrevistas que hace Perfil, habitualmente me gusta participar de las conferencias. Creo que es un gran ejercicio tanto para quienes están estudiando como para quienes estamos en la función publica exponernos a muchos periodistas al mismo tiempo o personas que te pueden preguntar libremente lo que quieran. Muchas gracias por permitirme participar.

Por Gonzalo Aragon y Jerónimo Fiorani
Estudiantes de Periodismo
Escuela de Comunicación de Editorial Perfil.


Temas

Comentarios

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 5079

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: María José Bonacifa | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Editorial Perfil S.A.