jueves 09 de julio de 2020 | Suscribite
INTERNACIONAL / Italia
viernes 5 junio, 2020

Todos libres, la nueva etapa del verano

La casi reapertura total le ha dado a Italia otros aires, aunque el virus no ha desaparecido. La segunda oleada de contagios se ve lejos y si esto ocurre se la piensa para su próximo otoño/invierno.

Italia como parte de la salida de la cuarentena permite la reapertura de Iglesias, restaurantes, y otros locales comerciales. Foto: Agencia Afp
viernes 5 junio, 2020

Una sonrisa de alivio acompaña desde el 3 de junio la casi total apertura italiana, donde ahora es posible desplazarse sin barreras regionales y planear vacaciones aunque “el virus no ha desaparecido” como destacó el jefe del Gobierno, Giuseppe Conte, al confirmar un “nuevo inicio” económico y social. “Nos merecemos la sonrisa y la alegría pero debemos recordar que si estamos entre los primeros a reanudar las actividades en Europa es porque todos juntos hemos aceptado los sacrificios”, dijo Conte en conferencia de prensa.

Luego del confinamiento que decretó a comienzos de marzo pasado y de aperturas graduales, el premier subrayó el simbolismo de la fecha elegida para el todos libres. “Tenemos que actuar con el espíritu del 2 de junio (Fiesta de la República, NDR) con la señal de compartir. Tenemos que redibujar Italia. Es una ocasión histórica, debemos renovar el país desde su base”,  enfatizó en alusión al clima que vivió el país después de la Segunda Guerra Mundial.

El jefe del gobierno habló con firmeza sobre futuras reformas jurídicas y fiscales; encaró temas relativos al mundo empresario, las nuevas tecnologías y la educación. Y si bien las escuelas no se reabrirán hasta setiembre, Conte afirmó que es preciso asegurar más que nunca “el derecho de estudiar”. Un punto no menor será, dijo, dar “atención privilegiada al sur”, para hacerlo “verdaderamente atractivo” conjugando “medidas fiscales ventajosas e inversiones programadas”. El renacer compartido, en cambio, no es la consigna de los partidos de derecha que se oponen al gobierno Conte, de centroizquierda. 

En una manifestación en Roma, los líderes derechistas Matteo Salvini y Giorgia Meloni criticaron duramente al gobierno, al que responsabilizan de contradicciones e incertezas. O sea, ni el Coronavirus ni los miles de personas fallecidas han apaciguado las voces extremas de la derecha local, la misma que rechaza el socorro a quienes intentan ingresar en el país en precarias embarcaciones tratando de huir de situaciones de hambre y muerte.  Porque, aún en crisis y con problemas económicos serios, nada es comparable en Europa a los abismos de miseria que afligen a tantos países africanos. Y no solo.

En este marco, para la mayoría de los italianos el primer minuto del 3 de junio fue sinónimo de libertad y la sonrisa acompañó a cuantos subieron a sus autos en cualquier punto del país  para  recorrer cientos de kilómetros para volver a ver a familiares radicados en otras regiones.

Para la mayoría de los italianos el primer minuto del 3 de mayo fue sinónimo de libertad y la sonrisa acompañó a cuantos subieron a sus autos en cualquier punto del país  para  recorrer cientos de kilómetros para volver a ver a familiares radicados en otras regiones

“Desde enero no he visto a mi hija”, “Todavía no conozco a mi nieto que nació en marzo”, “Nos vamos a la casita de la montaña”, “Finalmente llegaremos al mar”, son frases que muchos pronuncian con vartiantes de género y lugar pero con igual alegría. Las principales estaciones ferroviarias, en especial de Milán y de Roma, vieron un renovado movimiento en medio de medidas de control , como en terminales aéreas y en los puertos que vinculan con las dos grandes islas, Sicilia y Cerdeña.

Las filas de automóviles que esperaban para entrar en los transbordadores era por demás llamativa ya en las primeras horas del 3, una tendencia que sin duda se mantendrá con la inminente llegada del verano boreal, ya que las playas sardas y los rincones sicilianos son siempre una meta para los viajeros locales.

Pero Italia también apuesta al turismo internacional europeo, con la apertura sin cuarentena a quien venga a vacacionar en la península. Una apuesta problemática porque no todos los vecinos ven con buenos ojos esta opción, que genera polémicas y expectativas. Entre otros, Alemania ya dio el si a los viajes, a diferencia de Austria. Ofertas culturales, con las famosas “ciudades de arte”, se publicitan junto al placer de las frescas colinas y mansas playas italianas. Incluso en Lombardía, en donde los casos de contagio disminuyen pero subsisten, se apunta al turismo como fuente de ingresos. Y Milán, la capital lombarda, anuncia para el verano, a partir del 15 de este mes y hasta el 21 de setiembre,  espectáculos de cine, teatro, música  y danza al aire libre.

Se trata de convivir con el virus y, habida cuenta de la falta de fármacos específicos y de vacuna, se mantienen medidas de protección individual y la llamada distancia social. O sea, mascarilla, gel para las manos, al menos un metro entre persona y persona

Se trata de convivir con el virus y, habida cuenta de la falta de fármacos específicos y de vacuna, se mantienen medidas de protección individual y la llamada distancia social. O sea, mascarilla, gel para las manos, al menos un metro entre persona y persona.

Sin embargo, el presidente del Instituto Superior de Sanidad (ISS), Silvio Brusaferro, advirtió que “la excesiva higienización” es riesgosa. “ Donde las superficies se mantienen limpias el virus es inactivable con facilidad, pero tenemos que prestar atención a no exagerar. Las desinfecciones pueden provocar efectos no deseados si se usan en forma extensiva e intensiva. Porque un exceso de desinfectantes llega a las descargas y entra en un ciclo”. A pesar del lenguaje técnico complicado, queda claro que no hay que exagerar con las desinfecciones.  Mi abuela italiana solía repetir “ni calvo ni tres pelucas”, un dicho popular que parece muy apropiado también en este caso.

Este viernes, el Instituto Nacional de Estadistica italiano (Istat) informó que en el mes de abril, a causa de la crisis Covid-19, las ventas al por menor cayeron un 10,5% en valor en relación a marzo. Se trata de “la fuerte caída” de ventas de bienes no alimenticios. La flexión, apunta el Istat “se debe al cierre de muchas actividades durante todo el mes a causa de la emergencia sanitaria del Covid-19”.

Los alimentos, en cambio, registraron un leve aumento de más 0,6% en relación a marzo. Y el comercio electrónico es la única forma de  venta en crecimiento y que también se aceleró en abril. Mientras la vida quiere retomar una cierta normalidad, las autoridades recuerdan que la “responsabilidad y la prudencia” son ejes de esta nueva etapa.

En ese sentido sigue en pie el esquema de las “tres T”, que se refieren a las palabras italianas “testare, tracciare, trattare”, o sea, chequear por medio de hisopados y test serológicos, trazar la red de contactos personales, y curar.

Sigue en pie el esquema de las “tres T”, que se refieren a las palabras italianas “testare, tracciare, trattare”

El papa Francisco, a su vez, escribió ayer en twitter que “es importante unir las capacidades científicas, de manera transparente y desinteresada, para garantizar el acceso universal a las tenologías esenciales que permitan a toda persona, en cualquier parte del mundo, recibir tratamientos sanitarios”.

Por ahora, la sombra de una segunda oleada de contagios parece lejana. Sin embargo, los expertos no la descartan, en especial en el próximo otoño/invierno. “Incrociamo le dita” dicen acá. Y es cierto, vale la pena cuidarse y “cruzar los dedos” deseando buena suerte.

 


Comentarios

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 5051

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: María José Bonacifa | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Editorial Perfil S.A.