domingo 13 de junio de 2021
POLICIA ¿crimen, suicidio o accidente?
06-06-2021 01:58

Desapareció en 2017 y un baqueano la halló muerta

Gala tenía 14 años. Sus restos estaban en una zona boscosa y de difícil acceso de la localidad de Vaqueros. Todavía no se sabe cuándo ni cómo falleció.

06-06-2021 01:58

Durante más de cuatro años vivieron con la incertidumbre de no saber el destino de su hija. Sabían, intuían que algo malo le había pasado porque no podían entender que ella perdiera el contacto con sus padres. Organizaron marchas, interpelaron a funcionarios de distintas áreas y hasta consiguieron que el Gobierno otorgara una recompensa. Pero recién este viernes, y casi de casualidad, les confirmaron lo que internamente sospechaban hace rato: que Constanza Gala Cancinos –o Santiago, como se autopercibía–, su hija adolescente de 14 años, estaba muerta.

Mónica Ovando y Javier Cancinos cerraron una parte de la historia, pero todavía falta otra: saber qué fue lo que efectivamente le pasó a su hija en la tarde del 16 de mayo de 2017, cuando salió de su casa rumbo a la clase de educación física del colegio Belgrano y nunca más regresó.

Los restos de Gala fueron hallados por un baqueano que estaba realizando trabajos de desmalezamiento a un costado de la ruta nacional 9, a la altura del kilómetro 12,5, en la localidad de Vaqueros, provincia de Salta.  

Según los investigadores del caso, el lugar donde estaba el cuerpo es “de muy difícil acceso”. Pablo Rivero, director del Centro de Investigaciones Fiscales (CIF), detalló que la zona es una “ladera de aproximadamente 80 grados de desnivel, donde una persona no puede trabajar de manera segura si no está atada con un arnés”.

¿Cómo la identificaron? “A partir del hallazgo de piezas dentarias del cuerpo que encontramos ordenamos una pericia odontológica que nos dio la certeza y la confirmación de que se trata de Gala Cancinos”, precisó el fiscal penal Santiago López Soto, a cargo de la investigación junto a Mónica Poma.

Los restos están siendo analizados por el Servicio de Tanatología Forense del CIF. Entre otras cosas, los expertos buscarán establecer la data y la causa de muerte.

De acuerdo a los voceros, junto a los huesos fueron hallados “otros elementos de interés para la causa”, entre ellos las prendas vestir de la joven que ya fueron reconocidas por los padres, una mochila y una soga.

Sobre las hipótesis que manejan, los fiscales no soltaron indicios. “Son elementos que hay que determinar a lo largo de una investigación, a partir de estudios complementarios, del análisis del cuerpo, de elementos secuestrados en las últimas horas y los colectados a lo largo de la investigación”, dijo el López Soto acerca de la causa de muerte. 

Los padres de Gala denunciaron su desaparición el 16 de mayo, el mismo día que perdieron contacto con ella. Cerca de las 15, Gala salió de su casa para ir a la clase de educación física de su escuela. Luego debió ir al instituto de inglés, pero nunca llegó. Su tía es la última persona que la vio con vida: la cruzó en el Parque del Bicentenario, en la zona norte de la ciudad de Salta. Estaba sola.

Desde entonces se realizaron diversos rastrillajes, análisis de cámaras de seguridad, de sus contactos de redes sociales y entrevistas a su entorno, pero los investigadores del caso no obtuvieron demasiados datos.

En agosto de 2017, a tres meses de su desaparición, dos chicos encontraron una carta manuscrita (ver aparte) en la que supuestamente Gala decía que estaba secuestrada en la Quebrada de San Lorenzo, el mismo sitio donde en julio de 2011 fueron asesinadas las turistas francesas Houria Moumni y Cassandre Bouvier. La pista era falsa: una pericia caligráfica confirmó que no había sido escrita por ella.

La última esperanza. Dos días antes del hallazgo del cuerpo, el papá de la adolescente pidió por su aparición en un mensaje que publicó en su cuenta Facebook. “Dame una señal de que estás bien y calma mi dolor, mi gran amor. Muero todos los días un poquito. Ya son cuatro largos años de ausencia que desgarran mi alma”, escribió Javier Cancinos.      

Cancinos, en realidad, le respondió a un influencer uruguayo que había publicado un mensaje sobre la identidad de género de Gala. “Se debería buscar a Santiago Cancinos”, reclamó.

“Hola Amor mío, circulan nuevamente algunos comentarios de que debo llamarte de tal o cual forma, lo primero que tengo que decirte vida mía es que, desde que estuviste en la panza de tu mamá fuiste el amor de mi vida. Hay personas que opinan y quieren causar un malestar mayor del que vivimos día a día. Amo a la personita que está en tí... Sí la identidad de género fuere lo importante para ti estoy contigo y solo espero tu comunicación para acompañarte en lo que sea”, replicó.

Hoy, con la confirmación del destino trágico de su hija, Javier solo busca saber qué fue lo qué pasó con su hija: si la mataron, se quitó la vida o sufrió un accidente.

 

“Tengo mucho miedo y solo quiero volver a casa”

En agosto de 2017, cuando poco se sabía del destino de Gala, apareció una misteriosa carta que sembró dudas en los investigadores. El escrito llevaba la firma de la adolescente desaparecida y había sido encontrado por dos chicos en la Quebrada de San Lorenzo.  

“Mamá te extraño, no sé si es en vano escribir esto, pero si alguien la lee necesito que lo entreguen a alguien. Tengo mucho miedo y solo quiero volver a casa. Mi nombre es Constansa Gala Cancinos, tengo años (sic) y estoy desaparecida hace aproximadamente 3 meses. Ellos son dos hombres, uno rubio ojos grises, flaco y de estatura media. El otro un morocho tal vez colombiano, jamas se deja ver el rostro. Me tienen en un lugar por la Quebrada. En este momento me encuentro sola, me cortaron un poco los brazos y me dijeron “ahora sí podes ser suicida”. Escuché que me iban a sacar de Salta. Mamá te extraño, no sé si es en vano escribir esto, pero si alguien la lee necesito que lo entreguen a alguien. Tengo mucho miedo y solo quiero volver a casa”, decía el texto que fue entregado en la comisaría de San Lorenzo.

Un mes después, mediante una pericia caligráfica, los investigadores corroboraron que se trataba de una pista falsa. Lo que nunca quedó claro es con qué intención inventaron esa carta.

 

El caso

◆ Gala Cancinos –o Santiago, como se autopercibía– fue vista con vida por última vez el 16 de mayo de 2017.

◆ Este jueves, un hombre que realizaba tareas de desmalezamiento en una zona boscosa de la localidad de Vaqueros, provincia de Salta, halló unos restos óseos. Era Gala.

◆ Los investigadores todavía no pudieron determinar la data ni la causa de muerte. Para ello se realizarán una serie de pericias complementarias que demorarán varios días.

◆ En el lugar hallaron las prendas de vestir que llevaba la víctima, una mochila, el calzado y una soga.

En esta Nota