Soleado
Temperatura:
21º
Ciudad:
Buenos Aires
miércoles 23 de octubre de 2019 | Suscribite
PROTAGONISTAS / del quirófano a la tv
sábado 10 agosto, 2019

Diego Eyharchet, de operar a Maradona a convertirse en un ‘fenómeno’ de las redes

Tiene 37 años, fue telemarketer, mozo y trabajó en Cancillería. Y desde que operó al Diez de la rodilla, se convirtió en el “traumatólogo hot”. Y ya incluso lo consultaron varias famosas.

por Agustín Jamele

Momentos. El traumatólogo junto a Maradona una vez finalizada la intervención. Foto: instagram
sábado 10 agosto, 2019

“Volví a caminar como cuando tenía 15 años”. Con esa frase Diego Maradona sintetizó su felicidad por los buenos resultados que tuvo la operación de rodilla a la que se sometió la semana pasada. El Diez llevaba mucho tiempo con dolor en esa zona, pero la intervención podría resolverlo por completo y actualmente se encuentra realizando la rehabilitación. También utilizó sus cuentas oficiales para agradecer a sus seguidores e hizo un saludo especial para Diego Eyharchet, el traumatólogo que realizó la cirugía. “Cuando lo conté mis familiares y amigos me preguntaron si estaba seguro de hacerla. ‘Tenés una carrera brillante y te quedan treinta años todavía’, me dijeron, pero respondí que el que no arriesga no gana”, contó entre risas a PERFIL y aseguró que le causó gracia que lo describieran como “el traumatólogo hot” en las redes.

—¿Cómo llegó Maradona a vos?

—Por las cosas de la vida, entrenaba en un gimnasio y uno de los profesores, que sabía que yo era médico, me empezó a mandar pacientes. Dentro de los que me derivó había familiares de Matías Morla y amigos de Diego Maradona. En 2015 o 2016 hablamos para que él venga a la clínica pero no sé por qué no se pudo. Este año cuando vino hubo tres personas, entre ellas Vanesa Morla, la hermana de Matías, que me pidieron que fuera a evaluarlo. No solo el hombro y las rodillas sino un poco más a fondo, así que nos fijamos en varios aspectos. Hicimos un laburo lindo con Diego y una puesta a punto para la cirugía.

—¿Fue un desafío para vos que fuera Maradona?

—La verdad que no fue una sorpresa porque opero a jugadores de fútbol de primera división y representantes de jugadores. Nunca fue un Diego Maradona, pero estaba acostumbrado a operar a personas de ese ambiente.

El emocionante mensaje y video de Diego Maradona tras su operación

—¿Pero nunca te generó duda o miedo?

—La duda pasaba básicamente porque yo estoy en un momento de crecimiento de mi carrera y la realidad es que no es un paciente fácil y cualquier cirugía se puede complicar. Yo a todos los pacientes que voy a operar les digo que hay situaciones que se pueden complicar, que puede haber algunas complicaciones inherentes a la cirugía que yo no manejo. Si bien técnicamente la cirugía depende del cirujano y uno se prepara para eso y estoy muy bien preparado para poder hacerla, hay otros factores que uno no puede manejar o hacer que a un paciente no le pase. Entonces yo no sabía qué le podía pasar a Maradona, y lo que hice fue preparar quirúrgicamente lo mejor que se podía. Además tengo un método desarrollado y muy aceitado con los kinesiólogos que me permite descansar en la tranquilidad profesional.

—¿Cómo fue tu relación con él?

—Desde el primer momento fue muy buena. Siempre me recibió de buen humor. Me preguntó todo sobre la cirugía y le expliqué por qué se tenía que operar. Me contó cuál era su problemática y qué era lo que sentía. Algo que no había notado mucha gente es que él tiene una forma de las piernas que hacía que se inclinara hacia la izquierda, que es el lado del hombro que tiene lesionado. La cirugía también fue un poco correctiva para que pueda recuperar la estabilidad y no solo por la artrosis de la rodilla sino también por esa parte.

—En las redes te empezaron a decir “el traumatólogo hot”, ¿cómo lo tomaste?

—No me lo esperaba, pero me causó gracia. Me pareció que fue algo sacado de contexto y que fue gracioso. La realidad es que no es inherente a mi trabajo. Si bien soy una persona que entiende cómo es el juego de los medios, creo que tengo un backup de cirugías y para la edad que tengo una carrera que no muchos hicieron y que eso me valoriza mucho más que cualquier otra cosa.

—¿Cómo empezaste en la traumatología?

—Me dedico hace doce o trece años. Me recibí con 24 en la UBA. Trabajé de telemarketer, de mozo y en la Cancillería argentina durante cinco años. Trabajé mientras hacía la carrera. Un año antes de recibirme conocí al doctor Enrique Oscar Iglesias, que fue la persona que más me formó a lo largo de todo este tiempo. El fue el que me llevó a la primera de Tigre donde trabajé cuatro años mientras hacía la especialización en el Hospital Militar. Si bien no podía ir en la semana, iba los fines de semana y viajaba con el plantel a la pretemporada, entre otras cosas. Trabajé con técnicos como Caruso, Cagna, Arruabarrena, y fue una linda experiencia. Después terminé la especialización en traumatología en el año 2012. A los dos años y medio abrí un centro médico llamado Kydep que armé con Martín Odon, hoy el kinesiólogo del Pocho Lavezzi y Mascherano, y con Nicolás Pappacena. También me nombraron jefe de rodilla del Sanatorio San José y jefe de servicio de un hospital, que son cargos que hoy en día mantengo. Con el tiempo fueron apareciendo trabajos y empecé a operar cada vez más hasta que llegué a hacer 560 cirugías por año.

Conocé a Diego, el candente y sexy médico que operó a Maradona

—¿Te dicen algo por tu juventud?

—Hay gente que se presenta en el consultorio y dice: “Sos joven para operar”. Y yo respondo: “¿A Messi a los 20 o a Maradona a los 17 les dijeron que eran jóvenes para jugar en primera división?”. No todos somos iguales. Cada uno le pone o aporta su granito de arena. El de algunos será más fuerte y el de otros más chico o tendrá una luz distinta. Básicamente mi pensamiento es ese y voy a seguir para adelante con mi carrera que es lo que más me gusta hacer en la vida. Yo laburo de mi hobbie y a pesar de que me encanta viajar y tengo otros pasatiempos, como estar con mis amigos, la verdad es que amo mi trabajo.

—¿Creés que podés llegar a trabajar en otros clubes o con la Selección?

—Creo que todo va cayendo con el tiempo, la capacidad y los contactos. Hay muchos médicos que llegan por contacto y otros por capacidad. Yo por contacto no llegué porque mi papá no era dueño de ningún centro médico y tampoco tenía un renombre en el medio. Mi papá es licenciado en Informática y mi mamá es ama de casa, así que nada que ver. Lo que sí espero ahora es que se valore un poco más el trabajo. La parte médica en Argentina está muy maltratada. La gente piensa que un cirujano es millonario y la verdad es que no es así.

Visita especial para el Diez

No es novedad que el italiano Daniele de Rossi es fanático de Maradona. De hecho, más allá de ser hincha de Boca uno de los motivos por los cuales decidió viajar a Argentina y convertirse en jugador del club fue su admiración por él.

Como en estos momentos el Diez se está recuperando de la cirugía parte de los directivos de la institución fueron a visitarlos y con ellos estuvo el italiano. “Tomaron mate y charlaron con facturas de por medio. Diego pidió que prendieran el hogar a leña para que esté todo en clima y se sientan todos cómodos”, contó Rocío Oliva, ex pareja de Maradona, al programa El Superclásico de Radio Rivadavia. De esa manera concretaron el encuentro y los dos se mostraron felices de poder  saludarse.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4791

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.