viernes 25 de junio de 2021
BLOOMBERG Robin Hood siglo XXI
13-07-2020 07:52

Los millonarios imploran que les suban los impuestos

Ochenta millonarios de siete países piden a sus Gobiernos un alza de impuestos para contribuir con su dinero en la lucha contra la pandemia.

13-07-2020 07:52

Numerosos millonarios en los Estados Unidos y otros seis países tienen un mensaje para sus respectivos gobiernos: “Súbannos los impuestos”. Denominados a sí mismos Millonarios para la humanidad, más de 80 personas adineradas, incluida la heredera de Walt Disney Co., Abigail Disney, el ex director gerente de BlackRock Inc., Morris Pearl, y el empresario danés-iraní Djaffar Shalchi, han instado a que se cobren más impuestos a los ricos para ayudar a pagar los nuevos programas gubernamentales por miles de millones necesarios para luchar contra la pandemia de COVID-19.

“Hoy, nosotros, los millonarios y multimillonarios abajo firmantes, pedimos a nuestros Gobiernos que aumenten los impuestos a personas como nosotros. Inmediatamente, significativamente, permanentemente”, dice la carta abierta.

“No estamos reabasteciendo los estantes de las tiendas de comestibles ni entregando alimentos puerta a puerta. Pero tenemos dinero, mucho. Dinero que se necesita ahora desesperadamente”.

La misiva, que se ha hecho pública antes de la reunión del Grupo de los 20 de este fin de semana, no es el primer llamamiento de este tipo. Incluso antes de que la pandemia truncara las finanzas públicas, un grupo de aproximadamente 200 personas adineradas que se autodenominaban Patrióticos Millonarios, el cual incluye a Disney y Pearl, estaban presionando por un sistema fiscal más progresivo.

“Tenemos una enorme deuda con las personas que trabajan en la primera línea de esta batalla global. La mayoría de los trabajadores esenciales están muy mal pagados para la carga que llevan”.

En su carta abierta, Millonarios para la Humanidad advierten que la pandemia podría empujar a millones de personas más a la pobreza y desbordar sistemas de atención de salud ya inadecuados, atendidos en gran parte por mujeres mal pagadas. La caridad no es la respuesta.

“Los líderes de Gobierno deben asumir la responsabilidad de recaudar los fondos que necesitamos y gastarlos de manera justa”, según la carta.

MM CP