lunes 27 de septiembre de 2021
ECONOMIA Economia
02-08-2021 18:50
02-08-2021 18:50

Deuda: el Tesoro licitará este martes dos bonos atados al dólar

Emitirá dos bonos dólar linked por valor total de US$450 millones. Buscará también colocar deuda por $190.000 milllones.

02-08-2021 18:50

El gobierno enfrentará mañana martes 3 de agosto su primera prueba de fuego de agosto en el mercado local de deuda donde reaparecerá ofreciendo dos bonos dólar linked, un instrumento en pesos pero que está atado al tipo de cambio oficial más un cupón en un escenario de renovada tensión cambiaria y aceleración de la emisión monetaria.

Un informe de Facimex Valores señaló que es una “fecha clave” en la que deberá renovar  $222 mil millones correspondientes al TX21 y el TB21, y remarcó que “se trata del mayor vencimiento semanal hasta las elecciones de noviembre y cuenta con el desafío extra que presenta la exposición a fondos del exterior”.

El Tesoro ofrecerá en esta subasta una canasta de cinco títulos para captar deuda en pesos por $190.000 millones. Así licitará dos Letras de Tesoro ajustadas por CER (LECER) que sigue la evolución de la inflación que vencen el 28 de febrero de 2022, y el 29 de julio del próximo año; un  BONCER que caduca el 25 de marzo de 2023;  y dos Bonos Badlar, que expiran el 3 de abril de 2022, y el 6 de febrero de 2021.

Martin Guzmán: "Argentina no tiene la capacidad de pago para hacer frente a la deuda con el FMI"

Bonos Dolar Linked

Pero además, en un contexto de tensión cambiaria, el Tesoro decidió reaparecer este mes con la emisión de dos bonos dólar linked, uno por  por valor US$ 150 con vencimiento  el 29 de abril de 2022, y otro por US$ 300 que vence el 30 de noviembre del próximo año. 

Lucas Yatche, financial advisor de Liebre Capital, sostuvo a PERFIL que los inversores mostraban “mayor apetito de bonos dólar linked, lo que se ve en los precios de mercado” porque toman cobertura ante expectativas de una eventual devaluación post elecciones, por lo cual, dijo que “se esperaba que esa fuera la bala” que utilizara el gobierno a partir de este mes. 

“Agosto es bastante complicado, el principal vencimiento es el TX21 que tiene importante tenencia privada”, subrayó.

En sintonía, el analista Nery Persichini, de GMA Capital comentó que “probablemente haya buena recepción del mercado en cuanto a títulos dolar linked” y recordó que “la última aparición de esta clase había sido en mayo, pero no habían tenido un éxito rotundo, solamente explicaron el 10% de lo colocado en el mes, mientras que en octubre pasado (en plena crisis cambiaria) habían dado cuenta del 63% de lo licitado”.

En este sentido, evaluó que “ahora la brecha cambiaria en la zona de 90% y las tasas de los bonos dolar linked en terreno negativo son señales de que las expectativas de devaluación tienen una temperatura mayor a la de mayo”.

El BCRA acumuló cuatro ruedas consecutivas de venta de divisas

En sintonía, en Facimex Valores consideraron que es “una apuesta orientada a capitalizar el aumento de la demanda por cobertura cambiaria en las últimas semanas y asistir al Banco Central en la descompresión de las expectativas”.

Por su parte, Federico Broggi, de Invertir en Bolsa, sostuvo que “los bonos dólar linked el año pasado fueron emtidos en un momento de mucho nerviosismo cambiario, en octubre-noviembre, y por el nivel de vencimientos que hay en la primera semana de agosto y con la demanda que están teniendo estos títulos, amerita que el Tesoro aproveche a emitirlos”.

Fernando Baer, de Quantum Finanzas, también espera una buena recepción de los bonos dólar linked: “va a hacer que muchos tenedores de pesos que no quieren convalidar un tipo de cambio al blue o al Contado Con Liquidación (CCL), decidan participar de estas emisiones de deuda”

Estrategia

En la última licitación de julio, Economía había salido a buscar deuda por $165.000 millones, pero solo adjudicó $150.000 millones para no convalidar una mayor tasa.

Un informe de PPI puntualizó que “julio cerró con un nivel de roll over bastante bajo (112%) con respecto a meses anteriores, si bien se presentaba como un mes desafiante para el Tesoro dada la alta participación del sector privado que aumenta el riesgo” de renovación.

“Agosto no trae menos dificultades con vencimientos por un total de $321.5 mil millones, de los cuales casi el total está en manos privadas. A diferencia de julio, la mayor parte se concentran en la primera semana del mes”, resaltó.

Frente a este panorama, Baer alegó que el Tesoro en agosto tenía que hacer un cambio de estrategia porque “el BCRA ya tuvo que salir a vender reservas y eso es una mala señal”.

¿Es buen momento para comprar dólares?

“Tiene que mejorar el atractivo de los títulos que ofrece en el mercado primario, y los bonos dólar linked es una salida interesante, y creo que el Tesoro va a tratar de captar todo lo que pueda”, especuló Baer y agregó que “en la última licitación de julio no tomó deuda por todo lo que le pidieron porque no quiso convalidar una suba de tasa, pero no descarto que en algún momento la suba”. 

Al hacer un análisis del menú que ofrece el Tesoro en esta licitación, Persichini destacó que “una cosa interesante es que de los 7 papeles ofrecidos, ninguno es LEDE o LEPASE, instrumentos que habían funcionado bien en julio debido a las menores expectativas de inflación” y precisó que “lo más corto es una LECER a febrero 2022”.

“Viendo el menú completo, creo que la intención es estirar lo más que se pueda los vencimientos, incluso a costa de tomar deuda atada al dólar oficial, estimó.

De igual mirada,  en Facimex Valores enfatizaron que “será la primera vez en el año que el Tesoro no licitará instrumentos nominales, decisión que resulta llamativa teniendo en cuenta que las Ledes habían sido muy demandadas en las últimas subastas”.

“Además, por primera vez en el año no se ofrecerá ningún instrumento con plazo remanente inferior a los 200 días, decisión que muestra una apuesta de las autoridades por alargar duration y refleja predisposición a convalidar mayores rendimientos”, evaluaron.

En PPI también resaltaron “la ausencia de títulos a tasa fija, a diferencia de lo sucedido en las licitaciones; de hecho, el 60.6% de los fondos conseguidos en el mercado durante julio era proveniente de LEDEs”.

“El Tesoro enfrenta meses con altos vencimientos en pesos que deberá solucionar de forma exitosa para evitar sumar mayores ruidos al mercado local. Esto en el marco de mayores tensiones cambiarias con un BCRA que ya comenzó a vender divisas. Consideramos que el objetivo del equipo económico será conservar el acceso al mercado doméstico para evitar más emisión monetaria de la necesaria”, concluyeron.