lunes 27 de enero de 2020 | Suscribite
ACTUALIDAD / Internet
viernes 6 diciembre, 2019

¿Wikipedia militante? Debate por los "sesgos" en la edición de la enciclopedia online

La enciclopedia colaborativa es la obra más consultada de la web. Los medios cuestionan la neutralidad de sus artículos sobre políticos y noticias, pero la organización se defiende.

por Ayelén Bonino

Wikipedia, enciclopedia virtual Foto: Captura
viernes 6 diciembre, 2019

Más 50 millones de artículos, en 300 idiomas y editados por miles de voluntarios en todo el mundo, convirtieron a la enciclopedia colaborativa Wikipedia en una herramienta fundamental de uso cotidiano para millones de usuarios. Creada en 2001, se basó en la idea de conocimiento colectivo: cualquier persona puede crear un artículo o hacer correcciones. Sus textos abarcan todos los temas y tuvieron más de 2000 millones de ediciones. Hoy es considerada la mayor obra de consulta de todo Internet, pero no está exenta de controversias sobre su fiabilidad. Los sesgos y la supuesta falta de rigurosidad son eje de debate en todo el mundo. En Argentina, la polémica se reavivó en los últimos meses, luego de que usuarios y medios de comunicación denunciaran el "uso político" de sus artículos, en especial los relacionados a dirigentes políticos y hechos de actualidad.

Con el título "Militantes K ingresaron a Wikipedia y reescribieron artículos sobre Cristina Kirchner para favorecerla", Alejandro Alfie afirmó en Clarín que la enciclopedia virtual "es un territorio digital de disputa". Allí, según el periodista, "decenas de militantes políticos y profesionales rentados" trabajan de "editores voluntarios" y reescriben los perfiles de los principales dirigentes políticos argentinos "para hacerlos coincidir con sus intereses políticos o de quienes los contratan". Alfie asegura que existiría un "sesgo marcado"; señala como ejemplo a dos reconocidos wikipedistas que suelen editar contenido; y apunta contra las notas de Mauricio Macri y Cristina Fernández de Kirchner, que "permiten ver la doble vara con la que se maneja la enciclopedia más consultada de la Argentina".

La nueva cara de Wikipedia

Funcionarios y usuarios se hicieron eco del texto y el tema se volvió viral con rapidez. "Parece, señor Jimmy Wales, que un ejército de editores con prejuicios políticos ha aprovechado su fantástica plataforma para mentir, difamar y reescribir hechos históricos en Argentina", escribió Laura Alonso mencionando al fundador de la enciclopedia digital.

Wikimedia Argentina explicó su visión en un comunicado. Afirmaron que "Wikipedia es una enciclopedia libre en la que cualquier persona está habilitada e invitada a participar" ya que "sus artículos no son controlados por ningún consejo editorial ni proceso centralizado" y "no hay ni podría haber, responsables individuales del contenido, ni ‘autoridades’ nacionales, porque nadie tiene ningún poder particular para imponer una redacción o una versión de un artículo". Además, puntualizaron: "La acusación se torna más grave en cuanto se individualizan datos personales de colaboradores de Wikipedia para acusarlos o sugerir vinculaciones políticas".

PERFIL consultó sobre el tema a Alejandro Alfie, quien opinó: "Las publicaciones sobre temas políticos, perfiles de dirigentes o temas conflictivos tienen en Wikipedia un sesgo claramente orientado al kirchnerismo". En este sentido, dijo que "hay una militancia del kirchnerismo" en la plataforma y que este sector político "decidió, como uno de sus espacios de pelea, esta batalla cultural que tiene que dar, y uno de sus territorios es Wikipedia". Sobre este punto, recalcó: "(Se trata de) dirigentes que contratan a un freelance a través de una agencia para que intervengan como editores".

"Wikipedia no sólo no pretende objetividad sino que no se la pide a sus editores", asegura Beatriz Busaniche.

Consultado sobre si pudo constatar una relación específica y directa de editores con ese espacio político, se limitó a decir: "Si haces la investigación lo vas a comprobar. Te das cuenta porque podés ver los cambios que se le hacen a cada nota y ves quiénes son lo que modificaron y qué modificaron". En este marco, volvió a poner como ejemplo a uno de los editores de la enciclopedia.

"Cuando me puse a investigar, surgían nombres que editaban esos perfiles con ese sesgo. Muchas de las modificaciones que (esa persona) hace son en esa dirección. Por ejemplo, en el caso de Macri agrega cosas de los juicios, de peajes, del Correo, varias juicios; y en el caso de Cristina no le agrega nada de los casos judiciales después de agosto 2018, cuando fue procesada por la causa de los cuadernos y hubo un pedido de detención. Tampoco están las causas que derivaron de los cuadernos. Eso es insólito", aseveró.

El periodista de Clarín afirma también que en la enciclopedia "faltan editores profesionales que tengan un criterio editorial, que es lo que tienen los medios de comunicación o las enciclopedias"; que muchas plataformas tecnológicas "se presentan como asépticas", pero que la "tecnología puede ser utilizada para el beneficio de acceso a la información pública o para control social"; y que en este caso "Wikipedia debería intervenir".

Caso Darthés: guerra en Wikipedia por el término "violador"

Con una mirada opuesta, Beatriz Busaniche, presidenta de la fundación Vía Libre, wikipedista y una de las fundadoras de Wikimedia Argentina, aseguró a PERFIL: "A diferencia de mucho periodismo, Wikipedia no sólo no pretende objetividad sino que no se la pide a sus editores. Ni siquiera la Enciclopedia Británica es objetiva. Lo primero que aprendemos en la carrera de comunicación es que tal cosa como la objetividad no existe, siempre hay un recorte. Por eso duele tanto ver que el periodismo ataca a Wikipedia. Es el primero que debería entender que el punto de vista objetivo no existe".

La especialista se preguntó cómo construir cuando el conocimiento se vuelve escenario de disputa poder. "En los casos de perfiles de políticos, difícilmente nos vamos a poner de acuerdo sobre si el gobierno de Macri fue bueno o malo o si Cristina fue o no corrupta. Hay muchos otros temas donde construir un consenso es difícil. Como por ejemplo el artículo sobre la Interrupción Legal del Embarazo. Wikipedia encontró una forma de tratar de acercarse lo más posible a un punto de vista neutral. Esto significa que en un artículo donde hay miradas diversas y contrapuestas, vamos a tratar de incorporar todas las miradas posibles que tengan un sustento", detalló

En rigor, la misma enciclopedia digital habla de este punto. "Editar desde un punto de vista neutral (PVN) significa reflejar de manera justa, proporcionada y, en la medida de lo posible, sin sesgo, todos los puntos de vista significativos que hayan sido publicados por fuentes fiables", detalla en una de sus publicaciones. Esta política, a la que califica de "absoluta e innegociable" "no supone que sea posible escribir un artículo desde un único punto de vista objetivo no sesgado. Dice que debemos representar adecuadamente los diferentes puntos de vista y sin que el artículo afirme, implique o insinúe que alguno de ellos es el correcto". En este sentido, reafirma que "la neutralidad es mostrar todos los puntos de vista relevantes posibles tal y como son, para que cada lector adopte la opinión que prefiera".

"La tecnología puede ser utilizada para el beneficio de acceso a la información pública o para el control social", afirma Alfie.

Sobre la presunta escasez de miradas en algunos artículos, Busaniche explicó: "Si los distintos puntos de vista no están reflejados es porque quienes tienen otra mirada no lo han hecho. Tienen la chance de hacerlo. Lo que no está permitido es crear cuentas de propósito específico. Si vos creas una cuenta para escribir a favor de una marca, de un político, de un artista o de vos mismo y no haces ninguna otra contribución, a Wikipedia le queda claro que tu propósito es ese y la comunidad te va a echar". En este sentido, en el ámbito también aseguran que las correcciones son "fruto del consenso de los usuarios".

En cuanto a la veracidad y el control de calidad, afirmó que esta herramienta "no es ni pretende ser una fuente primaria" como puede ser un paper académico o una investigación periodística. "Busca reunir el conocimiento consolidado y no tiene la limitación de las viejas enciclopedias. Podés tener un artículo por cada uno de los capítulos de Los Simpson, de Breaking Bad o de South Park. El espíritu es ser una fuente secundaria. ¿Cómo se construye el conocimiento que se vuelca? Se piden constantemente referencias. Vos ponés un párrafo y te van a pedir de dónde lo sacaste, no que lo copies y pegues sino que lo escribas. Hay políticas muy rigurosas de propiedad intelectual".

La especialista también cuestionó la decisión periodística de señalar editores en particular por sus sesgos como se hizo en la nota de Clarín: "Es muy poco ético escrachar wikipedistas. Son personas que colaboran voluntariamente". Sobre ese punto, Alfie planteó: "Dicen que es estigmatizar porque (en mi nota) nombro a varias personas. Yo no menciono a ninguno que no tenga un perfil público".

Busaniche, concluye: "No dudo que debe haber gente a la que le pagan para estar en Wikipedia haciendo cosas. Es gente que no la hemos podido detectar porque eso no corresponde. Pero esta enciclopedia es muchísimo más que eso. Hay, por ejemplo, wikipedistas residentes en museos de todo el mundo, desde el Británico hasta las grandes galerías en New York. Y hay temas muy conflictivos ¿Cómo se resuelve un conflicto en un artículo de la Guerra del Paraguay cuando tenés voluntarios bolivianos, paraguayos, brasileros y chilenos? El conflicto del Beagle, la Guerra de Malvinas, los perfiles sobre los dictadores, el tema del aborto y las cuestiones religiosas son ejemplos de esto".


Comentarios

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4887

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: María José Bonacifa | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Editorial Perfil S.A.