miércoles 28 de julio de 2021
BLOOMBERG
03-08-2020 12:57

Ecuador gana aprobación para reestructuración de su deuda

Ecuador obtuvo el apoyo de la mayoría de los tenedores de bonos requeridos para reestructurar US$17.400 millones en deuda internacional, reduciendo las obligaciones de la nación sudamericana.

03-08-2020 12:57

El Gobierno del presidente, Lenín Moreno, cambiará 10 bonos existentes con vencimiento entre 2022 y 2030 por tres nuevos con vencimiento en 2030, 2035 y 2040. Según los nuevos términos, los pagos de intereses reanudarán a principios del próximo año, mientras que el capital que vence primero es para enero de 2026.

“Con esto, liberamos recursos para la protección social y la reactivación económica”, escribió Moreno en un tuit.

El acuerdo de deuda le da a Ecuador espacio para respirar, mucho más allá del final del mandato de Moreno el próximo mayo. No obstante, opositores políticos han criticado al presidente y su equipo financiero por no adoptar un enfoque más agresivo en las conversaciones de reestructuración. Al mismo tiempo, ganaron elogios de acreedores clave que dijeron que los funcionarios de Ecuador eran más razonables que sus homólogos en Argentina, donde las negociaciones se han prolongado durante meses.

El acuerdo le da a Ecuador "espacio para respirar"

El Gobierno de Moreno enfrentó un desafío tardío cuando dos acreedores —Contrarian Capital Management LLC, fondo de cobertura con sede en Greenwich, Connecticut, y GMO, con sede en Boston— solicitaron a la juez federal de distrito Valerie Caproni, en Manhattan, que bloqueara la reestructuración, tildando las tácticas de la nación de “coercitivas al extremo”. Caproni negó la solicitud el viernes.

El Ministerio de Economía y Finanzas de Ecuador dijo que extenderá el plazo para que los acreedores participen en la oferta de deuda hasta el 7 de agosto. La fecha meta para el intercambio de bonos es el 12 de agosto. La deuda de bonos que Ecuador está reestructurando representa cerca de un tercio de la deuda externa. También pretende reperfilar la deuda bilateral con China, así como obtener nuevos préstamos chinos por US$2.400 millones y alcanzar un acuerdo sucesor con el Fondo Monetario Internacional, que apoyó el intercambio de bonos, al acuerdo de US$4.200 millones que colapsó en medio de la crisis de covid-19.

Ecuador se embarcó en una ola de ventas de deuda en 2014 para compensar una disminución en el precio del petróleo, su principal exportación. Los crecientes problemas financieros llevaron al país a firmar el pacto con el FMI a principios de 2019. Los problemas de deuda se agravaron con la pandemia. Ecuador sufre una de las tasas de mortalidad por virus más altas del mundo.