domingo 05 de abril de 2020 | Suscribite
BLOOMBERG / Alerta mundial
viernes 28 febrero, 2020

Que el sentido común no sucumba ante el virus

Agunas compañías, como Cargill, Nestlé y L’Oreal, ya han prohibido los viajes internacionales no esenciales a sus empleados por al menos las próximas dos semanas.

Sarah Green Carmichael

El lugar donde se registraron más muertes por coronavirus fue en China. Foto: AFP
viernes 28 febrero, 2020

Hasta hace solo unas semanas, el mayor temor de los viajeros frecuentes en avión era que algún imbécil les golpeara el respaldo del asiento, o, dependiendo del punto de vista, que los grabaran cuando estaban golpeando el asiento de algún imbécil.

Ahora, el coronavirus Covid-19 se esparce por todo el mundo a ritmo constante, pero los miedos que engendra ya han dado por lo menos tres vueltas. De repente los viajeros se enfrentan a un conjunto de preguntas mucho más perturbadoras que por qué se toman la molestia de poner sillas reclinables en los aviones si ni siquiera se supone que deban reclinarse.

¡Justo cuando pensábamos que viajar en avión no podría ser más infernal! Los asientos demasiado pequeños no solo son incómodos; nos obligan a permanecer incómodamente cerca de otros viajeros potencialmente infectados con el coronavirus. Golpear el respaldo del asiento ya no es solo una explosión extraña de ira en el avión: es potencialmente un método para transferir gérmenes de una fila a otra. El solo prospecto de ser enjaulado en una lata voladora es suficiente para que las largamente esperadas vacaciones se sientan más aterradoras que relajantes.

Coronavirus: el Ministerio de Salud actualizó la definición de caso sospechoso

Esto representa un problema para el sector de los viajes, como ha detallado mi colega Andrea Felsted, especialmente en vista de que marzo es un mes popular para las escapadas. Las escuelas y las universidades en EE.UU. suelen enviar a estudiantes a las vacaciones de primavera, y a la mayoría de ellos les gusta viajar a un lugar soleado (o con nieve). Además, la primavera en el norte también es una época popular para las conferencias profesionales.

No obstante, algunas compañías, como Cargill, Nestlé y L’Oreal, ya han prohibido los viajes internacionales no esenciales a sus empleados por al menos las próximas dos semanas. Algunas escuelas han cancelado sus programas de estudios en el extranjero y han aconsejado a sus estudiantes no viajar a China, incluso si allí está su hogar.

Tal vez sean precauciones sensibles, o tal vez solo sean gestos simbólicos de líderes que quieren ser percibidos como "que están haciendo algo". Otras compañías, como Coca-Cola y Heinz, solo han pedido a sus empleados que eviten los países con mayor cantidad de brotes. Además, el virus no parece haber desacelerado la industria de la moda en Milán o París. La Semana de la Moda de París continúa de acuerdo con el cronograma, y muchos trabajadores de la industria están viajando directamente desde Milán, que se encuentra en la región de Lombardía, la parte de Italia más afectada hasta ahora.

Entonces, si tiene un viaje programado, ¿debería ir?

En los últimos días, innumerables artículos han intentado resolver esta pregunta. El problema, sin embargo, es que aún se desconoce mucho sobre el Covid-19. Por tanto, la esencia básica de casi todos estos consejos es usar el sentido común: no vaya a un país con un amplio número de brotes, lávese las manos con frecuencia, no se toque la cara mientras viaja y sea doblemente precavido si es una persona mayor o si su sistema inmune está comprometido (los fumadores mayores deben ser especialmente cuidadosos, ya que el Covid-19 afecta el sistema respiratorio).

Bonos coronavirus: qué son y por qué ahora nadie los quiere

Conozco todo lo que la Internet tiene que decir sobre el tema porque mi esposo y yo nos hemos enviado todos estos artículos durante las últimas 48 horas. Celebraremos nuestro aniversario con un viaje a la Rivera Francesa en unas semanas, y el repentino aumento de casos de Covid-19 en Europa ha avivado la discusión sobre si deberíamos cancelar.

Los consejos de viaje de EE.UU. para Europa son más bien displicentes. Italia, por ejemplo, ha sido añadido a la lista de países donde los viajeros deben "ejercer mayores precauciones", pero su nivel general de riesgo de viaje permanece sin cambios. Lo mismo ocurre con España, donde cientos de vacacionistas han sido confinados en un hotel en Tenerife, y con Francia, donde se han presentado unos cuantos casos y al menos dos muertes. En lo que al gobierno concierne, el terrorismo y la agitación civil siguen siendo mayores amenazas para los viajeros estadounidenses en esos países que el virus.

En cuanto a los aviones —las cajas de Petri voladoras—, las probabilidades de contagiarse de una enfermedad mientras estamos a bordo probablemente sean menores de lo que tememos. Por una parte, sí, estamos apretados en un espacio confinado con un montón de extraños, pero no es muy diferente a estar en otro lugar lleno y cerrado, como un vagón de metro o un teatro. Además, el aire reciclado pasa por un filtro HEPA, señala la Asociación Internacional de Transporte Aéreo.

Coronavirus: qué síntomas causa esta enfermedad

La proximidad con pasajeros enfermos es el mayor riesgo: si no está sentado junto a alguien enfermo, tiene muchas menos probabilidades de enfermarse (sí, puede usar esta columna para justificar el viaje en primera clase que tanto ha anhelado). Los viajeros frecuentes le apuestan a mantener cerrada la ventilación de su asiento y escoger la silla de la ventana.

Sin embargo, el mayor problema pueden ser los glóbulos de enfermedad a la espera en las superficies tocadas con frecuencia: la manija de la puerta del baño, el seguro de la bandeja, la pantalla touch e incluso la revista de la aerolínea. La solución es simple: tóquelas lo menos posible y, si las toca, lávese las manos con agua y jabón antes de tocarse la cara.

La tolerancia al riesgo de cada quien es diferente, al igual que las definiciones de viaje "no esencial". Para mí, la Rivera Francesa suena bastante esencial. Entonces, a menos que las cosas den un drástico giro a peor, creo que me subiré en el avión, armada con un antibacterial poderoso y la resolución de no tocar la revista. Después de todo, no es que nos vayamos de crucero.


Comentarios

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4956

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: María José Bonacifa | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Editorial Perfil S.A.