Soleado
Temperatura:
21º
Ciudad:
Buenos Aires
viernes 15 de noviembre de 2019 | Suscribite
INTERNACIONAL / Misterio en Nevada
jueves 18 julio, 2019

Área 51: cuáles son las teorías conspirativas que atraen a los fanáticos

La base militar es señalada como el lugar donde el Gobierno estadounidense esconde extraterrestres. ¿Por qué se sostienen esas hipótesis a lo largo del tiempo? Mirá los videos.

Imagen de carácter ilustrativo | El Área 51 en Nevada es desde los años cincuenta territorio fértil para todo tipo de elucubraciones de los amantes de la teoría de la conspiración. Foto: AFP
jueves 18 julio, 2019

Durante más de un siglo, los científicos rastrearon el espacio exterior en busca de signos de vida extraterrestre, un esfuerzo que hasta ahora no dio resultados. Mientras la ciencia continúa la búsqueda de la respuesta sobre si estamos solos en el universo, otros se dedican a las teorías conspirativas y aseguran que la cuestión ya fue saldada: los aliens existen, llegaron a la Tierra y el gobierno de Estados Unidos mantiene ejemplares en una base remota en el estado de Nevada conocida como el Área 51. ¿Qué esconde este lugar en medio del desierto y por qué es tan atractivo para los fans?

Fundada por la agencia de inteligencia norteamericana (CIA) en 1955, se la conoce como Aeropuerto Homey o Groom Lake pero la mayoría de sus detalles se mantienen en secreto. A medida que avanzó la tecnología de aviación, uno de los objetivos de la base de la Fuerza Aérea, comenzaron a crecer los reportes de objetos voladores no identificados, en general atribuídos a malos entendidos sobre las pruebas militares.

En 2013, el organismo publicó una serie de documentos donde se reconoció oficialmente al lugar como una base de la Fuerza Aérea. Desde hace algunas décadas se señaló al lugar como un "búnker" al que un día de mediados del siglo XX se llevaron los restos de un supuesto ovni que se habría estrellado en la localidad de Rosswell, en Nuevo México, con varios extraterrestres, no más altos que un niño, a bordo. La leyenda dice que dos de ellos estaban vivos pero en coma, y que se les sometió a todo tipo de pruebas y experimentos; otros, sin embargo, estaban muertos, y se les practicó una autopsia que fue grabada en un video en blanco y negro que vio la luz en 1995.

Pero esas teorías no quedaron solo allí. En un libro publicado en 2011 titulado Área 51, una historia sin censura de la base militar más secreta de América, la periodista Annie Jacobson detalló que esos "personajes" sí existieron, pero que no eran del espacio, sino que eran personas modificadas desde su nacimiento en un hospital regentado por el doctor nazi Josef Mengele, que trabajaba bajo las órdenes del dictador soviético Josef Stalin con el fin de sembrar el pánico y despertar la paranoia en Estados Unidos.

Pese a esto, se instala una intriga en torno al objeto que se se estrelló en Rosswell, y por el cual varios residentes de ese pueblo de Nuevo México pensaron que era un platillo volador. Ese hecho, según señalan, habría ocurrido en 1947, por lo que no pudo haber autopsia de los supuestos ocupantes de ese ovni en el Área 51 porque ésta fue construida por el Pentágono ocho años después, en 1955, en un terreno expropiado en el lecho seco de un lago que era ideal por ser completamente plano y estar lejos de zonas habitadas.

Área 51: rapero lanzó un video sobre la invasión a la base militar que incluye a Keanu Reeves

En el Área 51 se probaron aviones de gran aceleración que se elevaban con rapidez de miles de metros de altura, como el caso del Lockheed U2 Dragon Lady, que era muy difícil de aterrizar y cuyo vuelo provocaba efectos sonoros y luminosos ciertamente llamativos. En ese sentido, la CIA reveló que esta nave realizó una serie de pruebas que se cobró las vidas de cuatro pilotos, según consignó el medio español Abc.

En Argentina, el caso del ovni de Rosswell tomó relevancia cuando el periodista Samuel 'Chiche' Gelblung mostró en su programa Memoria en 1995 un video de recreación de la autopsia que le habrían hecho a los extraterrestres, con el objetivo de mostrar que era mentira.

Furor por el desierto. Más allá de que durante el paso del tiempo el lugar siempre fue de interés para los fanáticos de la vida extraterrestre, en las últimas semanas el número de personas persuadidas de esta teoría podría comenzó a crecer a raíz de un evento que surgió en Facebook llamado "Storm Area 51, They Can't Stop All Of Us" (Area 51: No pueden detenernos a todos), programado para el 20 de septiembre.

Los creadores de la convocatoria explicaron en el posteo: "Nos reuniremos en la atracción turística del Centro Alien del Área 51 y coordinaremos nuestro ingreso. Si corremos como narutos, podremos movernos más rápido que sus balas. Podremos ver extraterrestres". Naruto, para los no iniciados en el anime japonés, es un personaje popular conocido por inclinarse hacia adelante mientras corre con los brazos extendidos por detrás.

El evento generó innumerables memes, muchos centrados en cómo distraer mejor a los guardias para que otros puedan colarse. Otros especulan con que el FBI pueda rastrear a aquellos que planean asistir.

La Fuerza Aérea estadounidense salió a dar su postura ante el evento y aclaró: "El Área 51 es un campo de entrenamiento abierto de la Fuerza Aérea y desalentaríamos a cualquiera que intente ingresar al área donde entrenamos a las fuerzas armadas estadounidenses. La Fuerza Aérea siempre está lista para proteger a Estados Unidos y sus bienes".

Marcha atrás. Ante la notoriedad que cobró el evento y la respuesta por parte de la fuerza, uno de sus creadores compartió un mensaje para desestimarlo: "Hola, gobierno de Estados Unidos, esto es una broma, en realidad no tengo la intención de seguir adelante con este plan", escribió.

F.D.S./F.F.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4814

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.