lunes 17 de mayo de 2021
INTERNACIONAL CRISIS INSTITUCIONAL
16-11-2020 17:31

Qué piensa Francisco Sagasti, el nuevo presidente de Perú

El parlamentario centrista encabeza el Partido Morado. Su opinión sobre el aborto, matrimonio igualitario y el mercado. El día que fue secuestrado en la embajada de Japón en Lima.

16-11-2020 17:31

El parlamentario centrista Francisco Sagasti fue elegido este lunes 16 de noviembre por el Congreso como nuevo presidente de Perú, el tercero en el cargo en una semana, con el desafío de cerrar una crisis política que condujo a miles de ciudadanos indignados a las calles tras la destitución en un juicio político relámpago de Martín Vizcarra.

Ingeniero industrial de 76 años que trabajó para el Banco MundialSagasti fue elegido como nuevo presidente del Congreso, pero le corresponde asumir automática e inmediatamente como jefe de Estado, según la Constitución.

Sagasti, del centrista Partido Morado, que fue el único que se opuso en bloque a la destitución de Vizcarra en el Congreso hace una semana, debe completar el actual periodo de gobierno, que culmina el 28 de julio de 2021, tras la destitución del popular mandatario Martin Vizcarra hace una semana y de la renuncia de su sucesor Manuel Merino, el domingo.

El congresista Francisco Sagasti es el nuevo presidente de Perú

En una entrevista con el portal peruano El Comercio en diciembre de 2019, nombran a Francisco Rafael Sagasti Hochhausler como "el articulador ideológico" del Partido Morado creado en marzo de ese año. También destacan que es profesor universitario y que aporta el 10% de su sueldo para el partido. "No hay ningún aporte de ninguna empresa grande. No hay ningún dueño del partido", afirmó ante las consultas.

Las principales definiciones de Francisco Sagasti:

  • Inmunidad parlamentaria. El nuevo presidenta había comentado que estaba a favor de quitar la inmunidad parlamentaria: "Hemos visto cómo la inmunidad parlamentaria se ha utilizado como mecanismo para burlar la justicia por personas condenadas. Esto genera indignación, no solo en la ciudadanía, sino en otros congresistas".
  • Matrimonio igualitario. "Somos un partido de centro republicano. El republicanismo tiene como punto central que todas las personas seamos iguales. No debemos restringir la libertad ni los derechos individuales de las personas en situaciones que no le afectan a nadie. Si usted decide casarse con otra persona, no me afecta en lo más mínimo. ¿Por qué lo vamos a prohibir?".
  • Aborto. Ante la consulta de si despenalizarán el aborto en caso de que la mujer haya sido violada, dijo: "Creemos que el aborto es una situación extremadamente difícil. Póngase en el lado de una mujer violada, cuyo hijo es fruto de una imposición total y absoluta. ¿Le parece justo que le impongan eso? Creo que a nadie le parece razonable. Allí, nuevamente, por el principio republicano de respeto a la libertad individual, creemos que es algo que debe permitirse. Ahora bien, esto no se aplica a tontas y a locas en todos los casos. No es lo mismo una situación extrema de una mujer joven, una niña violada, que no está en capacidad de ser madre, que el de una persona mayor que ha tomado sus decisiones y que tiene que aceptar las consecuencias. Cada persona tiene que ser capaz de aceptar las consecuencias de sus actos. Si es una imposición hay una gran diferencia. Es un enfoque provida".
  • Créditos universitarios. "Esa es una de una gama muy amplia de propuestas que hemos hecho en ese campo. Algunos se fijan solamente en eso y luego dicen que va a ser una cosa complicadísima. Un momentito. La primera propuesta que estamos planteando es que debe haber un sistema de becas mucho más amplio y que todas las personas que deseen educarse no tengan un problema de dinero para hacerlo. Ahora, hay personas y jóvenes de clase media alta o con ingresos grandes que sí tienen la capacidad de endeudarse y tampoco podemos restringirles la libertad de hacerlo. Pero fijarse en esa propuesta y luego extrapolar que va a endeudar a los chicos, es una exageración de mala fe.
  • La izquierda. "Nunca he sido un hombre de izquierda. Desde la época universitaria me tentaban muchos movimientos de izquierda, pero no creo que haya que destruir todo para crear las cosas nuevas. Es algo que jamás he aceptado. Eso es lo que me hace ser una persona de centro. Soy una persona con una concepción más reformista de las cosas. Creo que las cosas son susceptibles de mejorar mediante reformas progresivas. Se requieren las dos cosas: una visión ambiciosa de un futuro muchísimo mejor, sí, pero no creer que se llega allí de un solo salto".
  • Mercado. "Nosotros creemos en la libertad individual, sabemos perfectamente que el método más eficiente para asignar recursos es el mercado, pero uno competitivo y que funcione, y no uno mercantilista, concentrado y sin competencia. No hay mucho misterio ahí, no hay que quitarle el sueño a nadie. Si usted cree en el mercado, haremos que el mercado funcione bien. Y para que funcione bien se necesita regulación, información. Esas reglas las pone la colectividad, que se expresa en el Estado".

Una de sus vivencias más emblemáticas las pasó en la embajada de Japón en Lima en diciembre de 1996 cuando fue secuestrado junto a otras 700 personas por parte de un grupo de miembros del guerrillero Movimiento Revolucionario Tupac Amaru (MRTA). Tras algunos días en cautiverio, fue liberado y pudo regresar a Costa Rica, donde se encontraba viviendo.

Sagasti escribió más de diez libros sobre política, economía, desarrollo y tecnología, entre otros temas.

Perú | Crisis con pronóstico reservado

Según informaron en la entrevista, Sagasti tenía ingresos por 450.353 soles al año (al cambio de hoy serían 122.795 dólaresy contaba con ocho inmuebles (cinco de ellos estacionamientos).

"Yo nací en la maternidad de Lima, me crié en Barrios Altos, en Cinco Esquinas, hasta los siete años. De allí me fui a vivir a una quinta en San Isidro. Después nos mudamos, porque era más barato, a Chaclacayo, donde me tomaba dos horas ir en tres buses hasta la Universidad Nacional de Ingeniería. Conozco lo que es hacer el esfuerzo y vivir de ese esfuerzo profesional por 55 años. ¿Eso me descalifica para entender al país? Después de haberme pasado ocho años recorriendo el Perú en Agenda Perú. Si me descalifican por ser un profesional que ha logrado gracias a su propio esfuerzo entender al país, estamos mal", concluyó.

EuDr CP

En esta Nota